El celular y la familia

Cartaz lunes, 30 agosto, 2021 12:00 PM

Todos pelean por su espacio:

se la pasan enclaustrados

como locos enjaulados.

La familia es un fracaso.

 

Todos traen su celular:

andan atondados

cual burros desorientados.

Solo les falta rebuznar.

 

Hoy en día la juventud

va perdiendo la vergüenza:

no saben lo que es decencia,

mucho menos la virtud.

 

Con eso de que celular

es el mejor celestino;

se controlan a un vecino

y se ponen a chatear.

 

Manda la foto sin ropa,

posando de mil maneras

pornográficas y groseras,

a ver qué güey las adopta.

 

Lejos de encontrar marido,

solo sirven de risión;

es tan grande su aflicción

al ver su corazón destruido.

 

Sus fotos se viralizan:

sin brasier y sin calzones

nomás causando risiones.

Las morras se victimizan.

 

Y el suicidio es el final

de aquella aventura loca

por retratarse sin ropa.

Culpable fue el celular.

 

Alberto Torres Barragán.

Tijuana, B.C.

Comentarios

Tipo de Cambio