En la opacidad, negociación de 30 hectáreas para invasores

Foto: Jorge Dueñes
Edición Impresa lunes, 9 agosto, 2021 12:00 PM

De acuerdo con el director del Instituto para el Desarrollo Inmobiliario y de la Vivienda, “negociaron” con un particular la regularización de 70 hectáreas en un predio cercano al Bulevar 2000, a cambio de la “donación” de 30 hectáreas que el gobierno lotificará para vender a 100 pesos a los invasores del Cerro de las Abejas. Mientras especialistas refieren que el trámite podría tomar meses, en la FGE, conforme a lo legal, es inminente un desalojo

Una vez más el gobernador de Baja California, Jaime Bonilla Valdez, pretende atender una problemática social con medidas paliativas y “negociaciones” en lo oscurito que no resuelven el problema de fondo, coincidieron especialistas consultados por ZETA sobre la venta de lotes a un costo de 100 pesos a invasores del Cerro de las Abejas, ubicado en la Zona Este de Tijuana.

El jueves 22 de julio, a las faldas del cerro, durante la “Jornada por la Paz” y violando “la veda” estipulada en la Constitución, en la fracción VIII del Artículo 35 (para la aplicación de la consulta popular), el titular del Poder Ejecutivo estatal anunció con entusiasmo la venta de 400 lotes de 160 metros cuadrados a personas que estaban asentadas de manera irregular para que desalojaran el área.

“Como yo no los puedo regalar (los lotes), porque luego me van acusar que ando regalando lo que no es mío, se los voy a vender, fíjense. Se los voy a vender a cada uno de ustedes, ese terreno, tenemos 400 lotes ya localizados de 160 metros cuadrados, se los voy a vender en 100 pesos el terreno”, declaró.

Foto: Jorge Dueñes

El mismo día, al término del evento, el fiscal central Hiram Sánchez Zamora, aseguró que la Fiscalía General del Estado (FGE) se encontraba trabajando en la integración de la carpeta de investigación, para posteriormente acudir a un Juez de Control y autorizar a la dependencia desalojar el área con el uso de la fuerza pública.

En entrevista para ZETA, apuntó que de oponer resistencia las personas que se encuentran invadiendo el perímetro, serán puestas a disposición por el delito de despojo.

El miércoles 4 de agosto, Sánchez comentó que el próximo lunes 9 será la audiencia en la que se determinará el proceder de la autoridad respecto a la invasión de este espacio.

“Estamos esperando culminar con la carpeta de investigación hasta el punto en que podamos acudir ante un Juez de Control para que autorice el uso de la fuerza pública, cuando eso ocurra, tendremos que hacer valer el uso de la fuerza para desalojarlos, vamos muy avanzados, incorporando los planos para delimitar bien el predio y no afectar a otras personas. Se les perseguiría por el delito de despojo”, declaró el funcionario.

Especialistas en el ramo inmobiliario, indicaron que el lapso en que los lotes se entregarían a las familias, sería entre tres y seis meses, sin contemplar el tiempo de urbanización e instalación de servicios básicos cómo drenaje, agua y luz, lo que podría llevar hasta un año o más si no se tiene el proyecto listo.

De ser así, las 400 familias que se verían beneficiadas por la medida populista del gobernador, estarían sin un lugar dónde dormir por hasta seis meses. Y de mantenerse en el cerro, serán desalojados con el uso de la fuerza pública y detenidos por la FGE, quedando en el desamparo.

 

NEGOCIARON CON PARTICULAR DONACIÓN DE 30 HECTÁREAS

ZETA entrevistó al director del Instituto para el Desarrollo Inmobiliario y de la Vivienda para el Estado de Baja California (Indivi), Abraham Ávila Delgadillo, quién aseguró que los lotes serán entregados antes de que termine la gestión del titular de Bonilla (31 de octubre), o al menos una primera parte de 50 terrenos de 160 metros cuadrados antes de que acabe la gestión de dos años del mandatario.

Además, el funcionario estatal no deja clara la procedencia de los bienes que serán fraccionados y posteriormente vendidos; no detalla su ubicación exacta, ni quién es el propietario original de los terrenos que, asegura, fueron donados al Indivi tras una gestión de la dependencia y el gobernador con un particular.

¿Cuál es el estatus jurídico del terreno que se venderá a los invasores del Cerro de las Abejas?, cuestionó ZETA al director del Indivi.

“Ese terreno en lo particular, se va a firmar un convenio de regularización por parte del Indivi con un propietario de ese polígono, que en superficie son 110 hectáreas, de las cuales se van a desconcentrar para área de donación para el Instituto, 30 hectáreas aproximadamente, de donde se van a sacar los lotes que se están destinando para el Cerro de las Abejas”.

Foto: Jorge Dueñes.-Mini Jornada por la paz, jueves 22 de julio, en la Col. Las Abejas, Tijuana

¿El Estado ya tiene autoridad sobre ese terreno?

“Ya tenemos autorizado un convenio de regularización que acaba de hacer la junta previa de gobierno hace 10 días (19 de julio) y otra el 28 de julio, donde se nos autorizó, nuestra junta directiva, la regularización de ese convenio que tiene los efectos que nos sean entregadas en donación 30 hectáreas”.

¿Para cuándo estará lista la posesión del terreno para entregar los lotes?

“Tenemos pensado que el procedimiento jurídico va a llevar más o menos entre 15 y 20 días. Tiene que pasar por varias secciones, que es el Ayuntamiento, el Registro Público de la Propiedad; y dos, que estamos llevando a cabo trabajos técnicos que vamos a requerir el apoyo de SIDURT (Secretaría de Infraestructura, Desarrollo Urbano y Reordenación Territorial), que nos entregará el apoyo completamente para los trabajos técnicos de la zona. Esperamos que no sea mucho tiempo, pero tal vez con maquinaria y todo eso, lleve un mes, no sé los plazos de la Secretaría de Infraestructura”.

¿Cuánto tiempo tardarán en entregar los lotes?

“Tiene que ser antes de que acabe esta administración, entregar el primer bloque de lotes, es el compromiso. Son entre 50 y 100 lotes”.

Entonces, ¿el terreno para estas personas ya está liberado?

“Este predio no le pertenece al Gobierno del Estado, es de un particular, el cual nosotros de forma comprometida con el Instituto y Gobierno del Estado, vimos una negociación con el propietario, al cual le cobramos 30 hectáreas por una gestión y de buena voluntad lo entregó al Gobierno del Estado para que se pudieran generar lotes”.

¿Quién es el particular?

“Tal vez lo podría exponer si te digo quién es el propietario, además, son varios propietarios”.

¿Cuál fue el tipo de servicio que se le dio?

“El Indivi cobra de acuerdo a cómo lleves a cabo un convenio de regularización, cobra regularmente un porcentaje de la tierra, que es con lo que vive el Instituto. En este caso, al regularizar un polígono de 110 hectáreas, en su parte posterior, el propietario tiene ya invadida un área, y dice ‘Oye, ayúdame, yo regularizo estas 70 hectáreas y, a cambio de que me autorices regularizar para tener un desarrollo’, con algunos lotes para venta y lo demás, nosotros le solicitamos una aportación de 30 hectáreas al Gobierno del Estado a cambio del convenio de regularización, tomando en cuenta que tenemos destinado a áreas verdes y áreas escolares, bastante grandes, para este punto. Por eso es que no será un cinturón de aislamiento de la ciudad, se está proyectando bastante área verde, va a quedar muy bonito ese fraccionamiento”.

¿Ya tienen los planos?

“Estamos trabajando en ellos. A partir de la autorización de la Junta de Gobierno del 28 de julio, ya traemos a nuestros equipos técnicos trabajando en la poligonal, en campo, y dándole cerca de 15 horas de trabajo”.

¿Cuál es la ubicación de estos lotes?

“Sólo te puedo decir que está cerca del Corredor 2000. A quince minutos del Cerro de las Abejas”.

¿En qué se utilizarán los 100 pesos que pagarán las 400 familias?

“Será directamente al Instituto de la Vivienda, lógicamente pasarían a distintos procesos de titulación posteriormente”.

¿Cuántas personas fueron registradas?

“Censamos a 750 personas en un día, claro que iban muchas personas, es parte del reflejo de la necesidad social. Hay una gran necesidad, pero también sabemos que existen algunos abusos y tal vez algunas personas lo ven como una oportunidad para acceder y adquirir los lotes, a pesar de que ya tienen dónde vivir”.

¿No se generará un cinturón de miseria?

“No vamos a generar un cinturón de miseria, al contrario, es hacia dónde va creciendo la ciudad, que es hacia la Zona Este, porque ya no puede crecer hacia otro lado. En este contexto, la idea es habilitar los lotes con servicios básicos, van a ser lotes que tengan que ver con servicios, lotes dignos de 160 metros cuadrados”.

Foto: Alejandro Villa.- Mtro. Abraham Ávila Delgadillo, director general indivi

¿Sólo en este punto se van a donar lotes?

“Sí. Por ahí hay otra zona que es Cuero de Venados, pero es un proceso completamente diferente. Tiene que ver con un origen de tierra diferente, es un terreno del Estado que está pasando por un proceso de desincorporación a través del Congreso del Estado, el cual será turnado a Oficialía Mayor, y Oficialía Mayor, mandarnos a nosotros como para que podamos titular a las personas que están asentadas. Por el contrario, en el Cerro de las Abejas o el Mirador del Valle, aquí en Cuero de Venados sí es para la agrupación Antorcha Campesina, los cuales están geolocalizados ahí”.

¿Y los invasores de la zona del Cañón del Matadero?

“No habrá de otra, sólo desalojarlos, porque sus vidas están en riesgo”.

 

LOTES PARA INVASORES DEL CERRO LAS ABEJAS SERÍAN URBANIZADOS HASTA DENTRO DE UN AÑO: ESPECIALISTA

De acuerdo con Héctor Eduardo Castro Mora, vicepresidente del Consejo de Profesionales Inmobiliarios de Baja California, el proceso para la urbanización de los lotes que se venderán a las personas que se instalaron de manera irregular en las faldas del cerro, podría tardar de nueve meses hasta más de un año, sin contemplar la pavimentación y accesibilidad al fraccionamiento.

Explicó que los lotes deben estar completamente regularizados, si no es que están en vía de regularización y, si ya se encuentran en regla, la entrega del terreno a las 400 familias podría tardar de tres a seis meses.

“El procedimiento indica que deben tener el acuerdo de fraccionamiento inscrito en el Municipio y aprobado, además del registro ante el Registro Público de la Propiedad y el Comercio de Baja California. Si los lotes ya están regularizados, la entrega a las personas podría tardar en promedio entre tres y seis meses”, confirmó Castro en entrevista con este Semanario.

Agregó que, con todo y la urbanización de 400 lotes, “se podría llevar entre nueve meses hasta un año, al menos para una urbanización básica con servicios de agua, drenaje y luz; el costo de la obra, sin contabilizar pavimentación, sería de alrededor de 20 y 30 millones”, en un presupuesto conservador.


VENTA DE LOTES A 100 PESOS, “SOLUCIÓN PALIATIVA”: SOCIÓLOGA

La medida generada por el Gobierno del Estado no es factible, ya que, lejos de mejorar las condiciones de vida de las personas asentadas de manera irregular, persistirán las carencias en cuanto a una vivienda digna, pues sólo cambia el estatus legal del suelo que habitarán, no así el contexto de marginación, que es la tónica de la Zona Este de la ciudad, comentó a ZETA la socióloga Sara Islas.

Para que la reubicación de las personas que invadieron el Cerro las Abejas no vuelva a un contexto de marginación, dijo, se deberán entregar los lotes ya urbanizados, con accesibilidad y rutas de transporte público, áreas de esparcimiento y comercios cercanos, de lo contrario, serían parte del cinturón de miseria que abarca la periferia de la ciudad.

“Se necesita mínimo tener el área, donde se entregarán los lotes, urbanizada, porque si no, será un foco de miseria para las personas. Se tiene que trabajar en programas sociales incluyentes, que las personas reciban la atención con toda la dignificación, es un terreno que debe entregarse en una zona urbanizada, ya con todos los servicios”, expuso.

De ignorarse las necesidades de las personas, ese nuevo destino también se podría convertir en un foco de violencia, como las áreas aledañas El Florido, Mariano Matamoros, Cerro Colorado, Bulevar 2000, etcétera.

“(La venta de lotes a 100 pesos) Es un programa que no es factible, porque no va a mejorar las condiciones, va a ser una solución paliativa, reasignarles otro espacio que no sea por invasión, pero las condiciones de vida no van a modificarse. Lo mismo que iban a vivir en el terreno que habían invadido, lo van a vivir en este otro lado”, concluyó la académica.

Comentarios

Tipo de Cambio