Acudiré a la consulta el 1 de agosto

Cartaz lunes, 26 julio, 2021 12:10 PM

Pocas veces los ciudadanos tenemos la oportunidad de expresar nuestro sentir en una consulta pública; de hecho, la gente ha pedido consultas sobre diversos temas, pero siempre salen con que no se puede o no se autoriza, que se requieren chorrocientas mil firmas, etc. etc. Pero ahora, oficialmente y organizada por el INE, nos van a consultar sobre si estamos o no de acuerdo en que se revisen las decisiones que tomaron funcionarios de gobiernos anteriores, que de alguna manera afectaron la vida pública de los ciudadanos.

Esta pregunta la elaboró la Suprema Corte de Justicia de la Nación, cuando le llegó el caso de que millones de ciudadanos queremos que se juzgue la actuación de los expresidentes mexicanos, desde Salinas de Gortari hasta Peña Nieto. Y la respuesta de quienes acudiremos a las casillas (las mismas donde votamos en la pasada elección) es simple: solo escogeremos entre un “Sí” o un “No”.

Obviamente, las personas beneficiadas durante estos gobiernos se oponen; igual los partidos políticos opositores de los cuales salieron estos gobernantes, como el PRI y el PAN; también los partidos satélites como el PRD y Movimiento Ciudadano.

Conozco el caso de un priista que fue beneficiado por un ex presidente y obviamente está en contra e invitando a que no participemos en dicha consulta; sin embargo, es la oportunidad de oro para que se inicie y se haga costumbre el que participemos en consultas públicas u otras modalidades, como el referéndum y el plebiscito.

En lo particular me gustaría saber por qué Felipe Calderón alentó a los diputados a que le autorizaran prestarle al Fondo Monetario Internacional, diez mil millones de dólares de nuestras reservas nacionales, y también él, a título personal prestarle nueve mil millones de dólares del dinero público a Grecia, cuando este país se andaba declarando en quiebra y moratoria de pagos al FMI. Y fíjense qué cosas: luego Grecia becó a Felipe Calderón para que estudiara un diplomado en Harvard, cuando terminó su gobierno en México.

Tengo interés en saber cómo estuvo la venta de Ferrocarriles Nacionales de México durante el gobierno de Ernesto Zedillo, y cómo es que desde que terminó su gobierno trabaja como ejecutivo en las oficinas centrales de una de las compañías extranjeras beneficiadas. Dichas compañías dejaron de transportar personas y solo dedican los trenes para llevarse materias primas de México hacia el extranjero. ¿Cuál fue el beneficio para México?

Y entonces, ¿por qué las pensiones a los jubilados se dejaron de pagar en salarios mínimos, que fija la Comisión Nacional de Salarios Mínimos, sustituyéndolas por UMAS, que fija el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi), afectando a millones de jubilados y pensionados?

 

Atentamente,

Profr. Gabriel Fernando Santillán Roque.

Ensenada, B.C.

Correo: gafersanroque@hotmail.com

Comentarios

Tipo de Cambio