Joven que provocó accidente automovilístico, podría pasar hasta 15 años en prisión

Foto: Margarito Martínez Ezquivel
Ezenario lunes, 24 mayo, 2021 12:00 PM

La mujer, que conducía bajo el influjo del alcohol y terminó chocando contra una camioneta que hacía fila para cruzar a Estados Unidos, provocando que se incendiara y muriera una pareja, podría recibir una sentencia de 8 a 15 años de prisión. Este domingo 23 de mayo se realizará la audiencia de vinculación a proceso

El próximo domingo se determinará si la mujer que provocó el choque donde falleció Juan Valle Guzmán y su esposa Rocío González, permanecerá en prisión, mientras sus familias están solicitando apoyo para cubrir los gastos funerarios y atender a los hijos de la pareja que siguen hospitalizados.

Alrededor de las 2:30 a.m. del domingo 16 de mayo, Juan Valle Guzmán y su familia emprendieron el regreso a su casa, la cual se ubica en National City, en el condado de San Diego, California.

Juan, quien trabajaba en una gasolinera, había venido a Tijuana por un tema familiar; decidieron regresar a su hogar a esa hora, asumiendo que la fila de autos es más ágil y más corta, por lo que no les importó madrugar.

La camioneta Pontiac en la que iba la familia Valle, se formó en el carril central de la Vía Rápida Oriente, cuando de repente, a la altura del CREA, fue impactada por atrás por una camioneta Chevrolet Equinox, la cual era conducida por Nailea Salas Fernández.

Peritos señalaron que por motivo del impacto, se encendió la camioneta donde iba la familia Valle, esto debido a que el choque fue a la altura del tanque de la gasolina y las chispas provocaron una explosión.

Juan Valle Guzmán falleció debido a las quemaduras; su esposa fue trasladada inmediatamente al Hospital General, sin embargo, a las horas se reportó que Rocío González también perdió la vida. Su estado era tan grave, que al personal del Hospital no le fue posible inmovilizarla y estabilizarla para ser atendida en Estados Unidos por las quemaduras.

El padre de Rocío, Andrés González, informó: “falleció Juan Valle Guzmán, mi yerno, y mi hija, que se quedó en el Hospital General, con la atención de ahí… hoy en la mañana (17 de mayo) me llamaron y me dijeron que mi hija falleció también”.

Quienes sí lograron salir con vida fueron los hijos de la pareja, Juan, Abel y Valentina, de 15, 11 y 7 años respectivamente, a quienes trasladaron al hospital UCSD Hillcrest, en San Diego, para que fueran atendidos por las quemaduras de segundo y tercer grado.

También fueron rescatados Margarita, madre de Juan, así como Audelia y Armando, hermanos del hoy occiso, quienes fueron enviados a Estados Unidos.

El Ministerio Público inició la carpeta de investigación en contra de Nailea Salas Fernández, a la que se incorporaron todos los datos importantes de la investigación, como el peritaje del choque y la necropsia de Juan Valle Guzmán.

Se determinó que la conductora no extremó las debidas precauciones para su propia seguridad: conducía en estado de ebriedad y transitaba a una velocidad inmoderada, lo que ocasionó que impactara con el vehículo donde se trasladaban las víctimas.

Al momento que se iba a proceder a tomarle las muestras de sangre y orina a Nailea Salas Fernández, ésta se negó; se necesitó obtener la orden de un juez de control para que se le pudieran practicar. “Resultando negativo para algún tipo de narcótico, pero sí se encontró que tenía alcohol en sangre y orina”, fue la conclusión clínica.

“Se le practicó además un dictamen en materia de medicina forense, estableciendo que al momento en que ocurrieron los hechos la imputada se encontraba en un estado de ebriedad incompleta; la característica es que sí perturba o impide la adecuada conducción de un vehículo de motor terrestre”, dijo Hiram Sánchez Zamora, Fiscal Central de la Fiscalía General del Estado, el 18 de mayo.

Fue así como 15 minutos antes de las nueve del mismo martes 18, Nailea Salas Fernández fue presentada ante un Juez de Control para su audiencia inicial, sin embargo, hubo un receso que pidió el abogado defensor de la mujer.

Al mediodía se reanudó la audiencia en la Sala Virtual Número Dos, donde los agentes del Ministerio Público aportaron las pruebas recabadas, que quedaron asentadas en la carpeta de investigación.

Fue así como alrededor de las cuatro y media de la tarde, el Juez de Control decretó como legal la detención de Nailea Salas Fernández, quien enfrenta los cargos por homicidio simple intencional, daño en propiedad ajena, lesiones por culpa y manejar vehículo de motor en estado de ebriedad.

El juez le impuso a la mujer de manera oficiosa la medida cautelar de prisión preventiva y se fijó el domingo 23 de mayo como el día en que se realizará la audiencia de vinculación a proceso.

Durante la audiencia se determinará si las pruebas aportadas logran establecer si la mujer tiene alguna relación con la provocación del accidente; en caso de ser así, se fijará un plazo para que se agote la investigación y entonces se determinará el camino legal que se tomará para resolver el caso.

En una conferencia de prensa realizada minutos antes, Hiram Sánchez Zamora, Fiscal Central de la Fiscalía General del Estado (FGE) confirmó que Nailea Salas Fernández, podría recibir una sentencia de 8 a 15 años de prisión, tan solo por el delito de homicidio simple intencional.

Actualmente las familias de Juan Valle Guzmán y Rocío González han creado una cuenta en GoFundMe administrada por Kareli Mendez (gofundme.com/f/familia-valle-fondo-de-ayuda-family-relief-fund/), para cubrir los gastos funerarios de la pareja y la atención de los menores.

Los cuerpos de Juan Valle Guzmán y su esposa Rocío González fueron liberados por la FGE la tarde del miércoles 19 de mayo; sus familiares aseguraron que lo único que piden a las autoridades es que se haga justicia.

“Queremos justicia… queremos que la autoridad haga tal como se deben hacer las cosas, eso es todo”, afirmó la hermana de Rocío González.

Comentarios

Tipo de Cambio