160% más muertes por COVID en BCS

En la tercera semana de enero, los fallecimientos subieron 160%, es la semana más crítica de la pandemia
Destacadas BCS sábado, 6 febrero, 2021 4:31 PM

En los últimos 41 días de la pandemia, se registraron 281 defunciones, es decir, casi 7 fallecimientos por día. A pesar de la alta incidencia de casos, sector turismo opera con normalidad en Los Cabos

 

 

En la última semana de diciembre de 2020, el Comité de Seguridad en Salud de Baja California Sur, confirmó 23 fallecimientos a causa del coronavirus.

Para la tercera semana de enero de 2021, las defunciones se elevaron a 60, es decir, 160% más fallecimientos, convirtiéndose en la más letal desde el inicio de la pandemia, superando incluso a la primera oleada crítica al 31 de julio de 2020.

“Actualmente estamos cursando la semana número cuatro, tenemos un total de 77 casos confirmados; en la semana tres, hasta el día de ayer tenemos mil 125 casos confirmados, y a la semana dos, mil 279. La semana uno, que ya se cerró, tiene mil 388 casos confirmados y ya no va a cambiar; las semanas dos y tres no las podemos cerrar por el periodo natural de la enfermedad, y posiblemente tengamos más casos para la semana dos, con una velocidad reproducción de 1.01 y posiblemente alcancemos a crear una meseta junto con la semana uno”, expuso Manuel Miguel Romero Calderón, encargado de la Subdirección de Epidemiología de la Secretaría de Salud.

En los 41 días más recientes de la pandemia, que comprende la última semana de diciembre de 2020 y el mes de enero, incluso los dos primeros días de febrero, se registraron 281 defunciones (siete fallecimientos por día).

Según la Secretaría de Salud, 4 de cada 100 que se aplican la prueba pierde la vida, mientras que la tasa de letalidad de los pacientes que se contagiaron de coronavirus, es de poco más del 5%. Van más de mil defunciones en los casi 21 mil casos confirmados.

“En lo que va de la semana cuatro, que está cursando, llevamos 24 defunciones, 77 casos confirmados y 76 casos recuperados; la semana tres, tenemos hasta el día de ayer 60 defunciones, un total de mil 125 casos confirmados y mil 335 casos recuperados”, mencionó el epidemiólogo.

Lo que preocupa al Comité Estatal de Seguridad en Salud es que los pacientes sin comorbilidad que perdieron la batalla contra la COVID-19 subieron en 7%.

Hace un par de semanas, 11 de cada 100 pacientes sin padecimientos crónicos falleció por COVID, y actualmente el 18% de los fallecimientos por coronavirus han sido de personas sanas, mayor razón para extremar precauciones.

“Del total de pacientes que fallecieron por COVID-19, 18% no presentó comorbilidades; 3.4% tuvo EPOC; 3.7% inmunosupresión; 6% tabaquismo; 4% otras causas o enfermedades; 2.6% con asma; 54% hipertensión; 44% padecieron diabetes y 31% obesidad. Hay que recordar que muchos pacientes pueden tener diferentes comorbilidades”, enumeró Romero Calderón.

El IMSS a punto de colapsar en el servicios hospitalario de La Paz y Los Cabos

 

OCUPACIÓN HOSPITALARIA SE COMPLICA

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) es la institución de salud en estado crítico en cuanto a ocupación hospitalaria, y aunque las autoridades mencionan que en Cabo San Lucas y La Paz no sobrepasa el 60%, de acuerdo con los datos que proporcionaron, es mayor a lo que parece.

Por ejemplo, en La Paz informaron contar con 55 camas reconvertidas para COVID, actualmente 42 ocupadas, es decir, más del 76% de ocupación; la Clínica 26 de Cabo San Lucas supuestamente es para 51 pacientes, y al cierre contaban con 30 pacientes (58% de ocupación); en tanto la expansión inaugurada en octubre de 2020 cuenta con 38 camas, de las cuales 24 están ocupadas, lo que indica 63% de ocupación.

“Si bien, ya lo escucharon de parte del secretario de Salud, que hemos vivido momentos complicados en el sector salud, específicamente Los Cabos, de las dos unidades que tenemos, la ocupación de las camas COVID no ha pasado del 60% en esta última semana; y tenemos que el 50% de esta ocupación es de pacientes intubados, contamos con capacidad de seguir atendiendo pacientes, no le hemos negado la atención a nadie, aun no siendo derechohabientes del Instituto”, expresó Saúl Nevárez, jefe delegacional de Prestaciones Médicas del IMSS.

El ISSSTE La Paz también está en condiciones críticas frente a la pandemia, ya que, de las 28 camas de hospital reconvertidas para COVID, 75% están ocupadas y prevén aumento de pacientes en próximos días.

Un total de 87 pacientes de más de 200 hospitalizados, se encuentran en estado crítico o intubados, y si los números se mantienen de esa manera, es probable que se tenga que recurrir al acondicionamiento de espacios para habilitar más camas de hospital.

“En la distribución de los casos confirmados por tipo de atención, podemos observar que tenemos 88% de los casos de atención ambulatoria, un 2% de los casos hospitalizados estables, un 5% de los casos hospitalizados graves y 5% de los casos hospitalizados intubados”, profundizó el doctor Romero, del área de Epidemiología.

Sin embargo, el secretario de Salud en el Estado, Víctor George Flores, insiste que BCS no se encuentra en su peor momento de ocupación hospitalaria, pero reconoce que el IMSS es la institución que más pacientes tiene registrada en camas de hospital y quizá sea el primero en colapsar por atención a pacientes COVID.

Entre La Paz y Los Cabos no hay mucha diferencia en la ocupación hospitalaria, la Capital cuenta con casi 100 camas de hospital más que Los Cabos, por lo que urgen medidas restrictivas.

“Ahorita tenemos 216 pacientes hospitalizados, en agosto llegamos a tener 242, ahorita tenemos 216; en promedio de esta semana 217. Para La Paz tenemos 100 pacientes hospitalizados, en Los Cabos 87; entre ambos municipios tenemos 86.5% de todos los pacientes hospitalizados que estamos teniendo, la mayoría en las instalaciones del Instituto Mexicano del Seguro Social”, aseguró el funcionario.

Si bien es cierto, Los Cabos tiene menor número de contagios que La Paz, en el primer municipio se cuenta con menos camas.

La desinfección constante de oficinas debe aplicarse para evitar el flujo del virus

Haciendo un análisis por municipio, La Paz tiene una ocupación general del 41.48% de camas de las distintas unidades médicas; mientras que Los Cabos tiene ocupadas ya más del 55.79%, casi un 15% más de ocupación hospitalaria.

“La semana pasada teníamos 188, ahorita 216, y con relación a pacientes intubados, tenemos 87 pacientes en estas condiciones, la semana pasada teníamos 80. De ese universo de 216 pacientes, estamos hablando de un historial de casi quince días, van ingresando en promedio -unos ingresos otros egresan, algunos egresan en buen estado y otros son dados de alta por defunción-, llegamos a tener 60 defunciones en una semana; estamos hablando prácticamente de nueve defunciones prácticamente por día”, lamentó el secretario de Salud.

Todo indica que la estrategia era estable porque funcionaba con relieves menores, pero el relajamiento de las medidas sobre todo en Los Cabos, disparó los contagios y hoy tienen cientos de pacientes internados, gran parte en estado crítico.

Incluso el IMSS ya solicitó ayuda a otros estados, lo que refleja la necesidad de espacios.

“Hemos insistido en que no se confíen, tenemos la capacidad instalada de 445 camas, se están ocupando ahorita para COVID 216, tenemos capacidad todavía de 229, y ojalá no se ocupen. Tal parecía que se estaba deteniendo, la semana pasada tuvimos un repunte.

En total de ventiladores tenemos 279 sectorialmente, pero algunos sirven para otro tipo de traslados: neonatales son 44, para COVID tenemos 235 y se están ocupando 87; 21 para otras causas, 126 disponibles. Al IMSS le llegaron diez ventiladores de apoyo a otra entidad, como refuerzo de Baja California”, añadió el vocero del Comité.

Las autoridades reconocen que el problema en Baja California Sur no es el equipamiento, el personal que está cansado y también enferma. A casi un año de pandemia, están desgastados y los espacios en hospitales se reducen día con día.

En los cabos rompen reglas bares y centros nocturnos, Guardia Nacional desmanteló borracheras

 

LOS CABOS SIGUE ABIERTO

Pese a que Los Cabos triplicó el número de contagios por coronavirus a partir de la última semana de diciembre hasta la fecha, al cierre de esta edición (4 de febrero), con 434 casos activos, el Comité de Seguridad en Salud permitió que Los Cabos continúe en el Nivel 4 del Sistema de Alerta Sanitaria.

Mientras el resto de BCS sigue en 5, con aforos máximos del 30%, el polo “turístico” ha sido un ejemplo de desorden sanitario, con negocios operan al margen de las instrucciones sanitarias, exponiendo a sus trabajadores y a los visitantes a contagios masivos.

“En beneficio de la salud pública vamos a hacer valer las decisiones que se han tomado a través de la Mesa de Seguridad Municipal, para poder mantener algunas actividades económicas abiertas, pero con cierta regulación, que permita el desarrollo y a su vez no incremente la posibilidad de nuevos contagios de coronavirus”, dijo Juan José Zamorano Martínez, director general de Seguridad Pública en Los Cabos.

Y es que el fin de semana del 29 al 31 de enero, tuvo que llegar un operativo sorpresa de la Mesa de Seguridad Estatal para detectar negocios operando fuera de horario y otros clandestinamente. La acción permitió desmantelar cuatro locales con gran concurrencia, los cuales fueron sancionados: Tu Cantina, Caballo Loco, Cabo Jack y Billares Tiburón, todos operando fuera de norma y con venta de alcohol sin autorización.

Pero el Ayuntamiento de Los Cabos ha permitido la operación de estos locales, incluso puso medidas rigurosas a la ciudadanía, mientras deja que los establecimientos violenten los lineamientos sanitarios.

“Podrían ser acreedores a la sanción de un arresto, puesta a disposición durante 36 horas ante Juzgado Cívico. En días pasados se atendió una denuncia ciudadana que mencionaba la aglomeración de personas dentro de una casa, al momento de llegar al domicilio, se observó gran cantidad de jóvenes en una casa-habitación rentada, por lo que se procedió a sancionar tanto al arrendador como al arrendatario”, señaló Erick Santillán Castillo, director de Protección Civil en Los Cabos.

La comunidad enfrenta una de las peores crisis sanitarias, con un aumento de contagios del virus SARS-CoV-2, sobre todo hospitalizados en condición grave, “con 614 casos activos, genera que disminuya el número de ventiladores disponibles y se pueda provocar un colapso en los hospitales”, advirtió Adán Monroy, director municipal de Salud en Los Cabos.

Aumentó ocupación hospitalaria, hay menos ventiladores disponibles y puede provocar colapso, dijo Adán Monroy, Director Municipal de Salud de Los Cabos

 

MEDIDAS DESESPERADAS

Mientras los municipios que se encuentran en Nivel 5 del Sistema de Alerta Sanitaria, los casos activos redujeron más del 10%.

Las determinaciones del Comité de Seguridad en Salud consistieron en congelar las actividades económicas de La Paz hacia el Norte de BCS, y el Sur sigue con actividades “normales”, eventos públicos y sociales permitidos.

“Se evaluó y se hicieron cambios en el sistema de Alerta Sanitaria, estos incluyen en el Nivel 5, en el que teníamos operando La Paz, Comondú y Loreto, se agrega Mulegé. Vamos a tener cuatro municipios en Nivel 5 y Los Cabos en Nivel 4. Con una alerta también a Los Cabos, de reforzar y hacer respetar para todos los municipios las actividades que se permiten en este Sistema de Alerta, para poder cumplir y prontamente vayamos saliendo de estos picos que estamos teniendo”, reconoció el secretario de Salud, Víctor George Flores.

Con 181% más casos, datos epidemiológicos del Comité Estatal revelan que Los Cabos es el municipio que ha incrementado exponencialmente los contagios en las últimas semanas. La detección oportuna de pacientes asintomáticos se ha dado gracias a que los empresarios tomaron la determinación de aplicar pruebas COVID a sus empleados, así han podido cortar cadenas de contagio.

“Los Cabos por eso lo mantenemos todavía en ese nivel, ciertamente hubo un ascenso, es el que tiene menos casos activos, no tan agudo como otros municipios. En Mulegé, el grado que tuvo de crecimiento, es por eso que lo estamos moviendo en el Sistema de Alerta. En Los Cabos la ciudadanía debe estar pendiente y consciente que, si bien es cierto, es el municipio que menos casos tiene, nos ha ayudado mucho el monitoreo de empresarios, peor no es para confiarse, porque se nos puede desbordar”, lanzó el funcionario estatal.

La expectativa era que los casos bajaran significativamente y permitiera estabilizarse el número de activos, sin embargo, subieron notablemente y, aunque no hay fechas de afluencias de alto riesgo como fue a fin de año, estiman más contagios con las celebraciones y fechas de reuniones en próximos días, lo que generaría más contagios en una proporción menor.

“Tal parece que vamos a entrar en una meseta, y esperemos que empiece esta disminución, pero también viene el 14 de febrero, viene el Súper Tazón (7 de febrero), vino la Candelaria (día 2). Son fechas exactamente de riesgo, tal vez no tan impactantes como las de Navidad y Año Nuevo, obviamente no se compara con el tipo aglomeraciones, pero implican socialización, abrazos”, describió el secretario de Salud en BCS, para finalmente advertir:

“Debemos tener claro: tenemos que cambiar nuestras costumbres, no es momento de andarse abrazando”.

Armida Castro, Alcaldesa de Los Cabos sigue en eventos masivos y los casos siguen aumentando

ASINTOMÁTICOS 

El Consejo Coordinador Empresarial de Los Cabos tomó la determinación de aplicar en la zona hotelera pruebas masivas a los trabajadores, y ahora también a los visitantes que llegan al destino turístico para hospedarse.

Para Julio Castillo, presidente del Consejo, aplicar la prueba de COVID será parte de “la experiencia de viaje” de los turistas, en busca de garantizar la seguridad en salud durante su estadía.

“La prueba del PCR, que revisamos y que se aplica en los circuitos, se aplica también con el monitoreo de los empresarios, lo que vemos prácticamente con los hoteleros, es que son puros asintomáticos; si le hacemos la de antígenos no sería muy confiable, realizamos la de PCR, y esta prueba ha permitido identificar pacientes positivos asintomáticos que estaban operando, pero sus patrones los mandaron a realizar la prueba de monitoreo en su empresa. Prácticamente hemos reportado positivos, y eso nos ha permitido decirles: te aíslas, te retiras, cuidas a tu familia, del entorno, cuidas el trabajo y a la sociedad”, se informó desde el Comité Estatal de Seguridad en Salud.

El secretario Víctor George Flores indicó a la ciudadanía que tener contacto con un paciente de coronavirus no siempre implica contagio, pero hay ocasiones en que el paciente es totalmente asintomático, es ahí donde se corre el riesgo de un contagio masivo, pues al no saber que porta el virus, la persona lo esparce sin percatarse.

El funcionario celebró que empresarios cabeños estén aplicando pruebas COVID, pues así colaboran en reducir las cadenas de contagio en los centros de trabajo, en sus hogares y los sitios que concurren. Además, extendió algunas recomendaciones a aquellas personas que pretendan aplicarse una prueba rápida en un establecimiento privado: “PCR para cualquier paciente, y antígeno -prueba rápida para pacientes o ciudadanos que tienen síntomas-, y por último, cuando se realiza la prueba es importante recordar que hay gente que ayer tuvo contacto con un positivo, y si ayer tuvo el contacto y se hace la prueba hoy, no es sugerencia porque no va a salir positivo; tiene que pasar una semana del contacto o que empieza a desarrollar síntomas, independientemente de la prueba que se realiza, porque si la realiza el día siguiente va a salir negativo y se va a confiar, y a los siete días ya va a estar con la sintomatología, y ahí va a pensar que es una gripe común”.

Es muy claro que lo que debe hacer un ciudadano: al enterarse de un contacto con paciente positivo, lo primero es aislarse, tenga o no síntomas, ello reduce el riesgo de ser contagioso, incluso puede que ni siquiera tenga el virus.

Multa y arresto por 36 horas a ciudadanos que hagan fiestas clandestinas, pero a bares los dejan operar

Lo más importante es guardar la calma, no desesperarse y menos aún gastar en una prueba si el contacto fue hace uno o dos días, se debe esperar a que el virus actúe, y si a la semana no hay síntomas, aplicarse la prueba PCR, si ya hay síntomas, la de antígenos.

“Al realizarse su prueba, ya pasando siete días para tener confiabilidad, si no, va a ser una falsa seguridad y puede terminar siendo positivo, esto es muy importante. Vamos a hablar con laboratorios privados, para que pongan las indicaciones de las pruebas que se realizan los ciudadanos, y decir que si es asintomático está la de PCR, y con síntomas la de antígeno, porque va a salir negativo”, declaró George Flores.

Pero también pudiera haber errores de cálculo en la prueba, de dar positivo y si el contacto fue uno o dos días antes, es posible que el contagio haya sido por otro lado y que el vector sea otra persona que ignora que porta el virus SARS-CoV-2.

Por ello es vital identificar al posible portador de coronavirus, “si hay un contacto de un día para otro y se aplica la prueba, y sale positivo, hay que tomar en cuenta que el contagio no fue con el contacto del día anterior, sino días antes el contagio, ese es el riesgo y tienen que tomarse las medidas para evitar más contactos”, aseveró el secretario de Salud en Baja California Sur

Comentarios

Tipo de Cambio