332 asesinos detenidos en un año

Edición Impresa lunes, 7 diciembre, 2020 1:00 PM

[vc_row][vc_column][vc_column_text]

Durante  2020, la Fiscalía General del Estado ha detenido y judicializado a 117 homicidas más que el año pasado, además de obtener 160 sentencias condenatorias, con penalidades de 20 a 50 años de prisión. Actualmente la FGE elabora expedientes en contra integrantes de familias dedicadas al crimen: los Villavicencio y los Castaneyra en Ensenada; los Ortiz Covarrubias en Tecate; y en Tijuana siguen la huella a una célula de homicidas identificados como “Los Kínder de la Nueva Generación”

De acuerdo con números de la Fiscalía General del Estado (FGE) encabezada por Guillermo Ruiz Hernández, en 2020 se ha detenido y judicializado a 117 homicidas más que el año pasado en Baja California, lo que significa un aumento del 54% comparado con el año previo.

En contraparte, los asesinatos tuvieron una reducción marginal del 3.5%, al bajar de 3 mil 375 muertes violentas en los últimos 13 meses de 2019, a 3 mil 081 víctimas en el mismo periodo de 2020.

A pesar del esfuerzo, más de 3 mil muertos continúan siendo muchos, razón por la cual, con una tasa de 57.5 homicidios por cada 100 mil habitantes, Baja California sigue ocupando los primeros lugares de violencia en el país, muy por encima de la media nacional que en México es de  19.77 homicidios por cada 100 mil habitantes.

Pero en términos de judicializaciones, las estadísticas reflejan avances.

Al comparar las cifras del año pasado con las del presente, resulta que de 200 sicarios detenidos con órdenes de aprehensión, aumentaron a 248 (24%), y de 15 matones detenidos en flagrancia y vinculados a proceso, incrementaron a 84.

“Estamos hablando de homicidas detenidos en flagrancia delictiva, usualmente por las policías municipales, que ya no son liberados. El Ministerio Público está trabajando de la mano con los uniformados desde el Informe Policial Homologado para evitar vacíos, y en este aspecto específico, tuvimos un incremento del 460%  de efectividad”, manifestó el fiscal central Hiram Sánchez.

De manera que 332 asesinos fueron sacados de las calles hasta el 23 de octubre de 2020, pero las capturas han continuado. Solo entre el 16 y 30 de noviembre, la Guardia Estatal de Seguridad e Investigación (GESI) informó a las Mesas de Coordinación del aseguramiento de doce sujetos con órdenes de aprehensión por homicidio en BC.

Se trata de Jonathan Guerrero Ramos, Armando Araujo Valenzuela, David Márquez Pérez, Emilio Maiboca Audelio, Cristian Solís Leal, José Gutiérrez Esparza, Luis Ramos García, Gabriel Zamora Real, Manuel Santiago Navarro, Edgar Castro Solís, Aarón Ceja Ramírez e Isaac López Salazar.

Adicionalmente, la Fiscalía de Delitos contra la Vida reporta haber judicializado a 483 personas, la diferencia de 151 delincuentes más procesados se debe a que “el mismo equipo está procesando también exhumación y por disparo o lesión cuando la víctima sobrevive, pero se puede acreditar que existía la intención de quitar la vida”, explicó el fiscal Enrique Sánchez.

Aunque el reporte del Tribunal de Justicia refiere 110 sentencias por homicidio, el de la FGE apunta haber logrado 160 sentencias condenatorias: 33 en Mexicali, 108 en Tijuana, siete en  Ensenada, siete en Tecate y cinco en Rosarito, con penalidades de 20 a 50 años de prisión, hasta 80 años si además hubo secuestro.

ENSENADA: TRAS LOS CASTANEYRA Y VILLAVICENCIO PARA COMBATIR HOMCIDIOS

Donde no desciende la incidencia homicida es en Ensenada  y Tecate: con  416 víctimas y 113 muertos más que el año pasado, el puerto presenta un incremento de 37%; mientras los 149 muertos del Pueblo Mágico, suman 37 cadáveres adicionales y un 33%  más en su incidencia.

En Ensenada, los generadores de violencia están identificados. Los operativos de las fuerzas coordinadas de Estado y Federación iniciaron al igual que las capturas, pero han encontrado resistencia en las autoridades locales.

“Por miedo, por incompetencia o por colusión, pero ha sido muy difícil que cooperen, desde los policías, los investigadores, hasta los jueces”, expuso uno de los integrantes de la Mesa de Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz.

Sin embargo, las recientes capturas les han dado hilos conductores, las investigaciones están concentradas en tres grupos: “Los Cochis”, de la familia Castaneyra y un operador al que identifican como “El Niebla”; y “Los Venados”, de la familia Villavicencio Meza.

Los homicidas detenidos han sido  Abraham Castaneyra “El Cochi”,  puesto bajo custodia el 14 de octubre, con orden de aprehensión por el asesinato del policía municipal Juan Martínez y los civiles Víctor Rodríguez y el menor Flavio César.

Asimismo, las autoridades buscan vincularlo a otros homicidios ocurridos en la zona que abarca de Maneadero hasta El Zorrillo y La Bufadora, además de iniciar indagatorias en torno a “El Cochito”, hijo de Castaneyra que pretende suplir las actividades criminales de su padre en la zona.

Luis Ángel Gamboa Reyes “El Sirax” fue apresado el 29 de septiembre en Valle de las Palmas por homicidio calificado en grado de tentativa con premeditación y ventaja en contra de Héctor Moreno Meza (abril de 2020); se le vincula en más de quince ejecuciones.

Y como la muerte es negocio familiar, su hermano Manuel Gambia había sido detenido en mayo, luego que en compañía de otros dos hombres, asesinó al de nombre Luis Villa Zepeda y en la huida dispararon en contra de tres policías que los persiguieron y aprehendieron.

En cuanto a “Los Venados”, César y Germán Villavicencio Meza, continúan en libertad, al igual que varios integrantes de su grupo de homicidas. La indagatoria seguida a partir de la detención de su hermano Jesús Salvador “El Rayder” por el homicidio del Ministerio Público Hiram Rivera, perpetrado el  29 de abril de 2020, ha llevado a las autoridades a determinar la implicación de este grupo en homicidios no solo en Ensenada, sino varias muertes en Mulegé, Baja California Sur, incluida una en Bahía Tortugas.

“Se prestan las armas, dos pistolas usadas en el ataque a Rivera, han sido identificadas, con análisis balístico, en más de 25 homicidios cometidos antes y después de la muerte del Ministerio Público. El problema en Ensenada es que los investigadores no han hecho su trabajo correctamente, retrasan las judicializaciones y después los jueces se niegan a otorgar órdenes de aprehensión en contra de homicidas, las cuales se deben solicitar hasta tres o cuatro veces”, expresó un integrante de las Mesas de Coordinación.

De las siete sentencias emitidas en contra de  homicidas en Ensenada este año, destacan los 50 años de prisión a la pareja de sicarios integrada por Celestino García “El Perro” y Juan Ruiz Almazán “El Chino” por seis ejecuciones.

De acuerdo con datos de la FGE, entre el 16 de diciembre de 2017 y el 26 de abril de 2018 asesinaron a balazos a León Fuentes,  Cipriano Sosa, Zeferino López, Ernesto Trujillo, Alonso Espino y Claudia Francisco Ruiz.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=”1/2″][vc_column_text]TECATE: LOS ORTIZ COVARRUBIAS

Acorde con las áreas de inteligencia e  información arrojada en investigaciones por las muertes y capturas, se están desarrollando dos peleas: una por el reingreso del Cártel de Sinaloa, y la de mayor impacto, una interna del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), donde los cabecillas empezaron a  desentenderse de su operador y principal sicario, Danny Isaac Ortiz Covarrubias “El Moreno” y su gente.

Su hermano y socio criminal, Miguel Ángel Ortiz Covarrubias, fue detenido en posesión de un arma de fuego por elementos de la GESI el 14 de noviembre. Estaba en compañía de Javier López y Laura Macías.

Reportes de inteligencia refieren que “El Miguelillo” tiene una labor financiera dentro del cártel criminal, responsable del traslado del dinero y de pagarle a sicarios, vendedores de droga y policías corruptos; mientras López, apodado “El Chaman”, es encargado de la venta y trasiego de droga.

En cuanto al Pueblo Mágico, las 26 capturas de matones se han dado mayormente a partir del segundo trimestre del año, una tras otra. Se trata de operadores del narcomenudeo, administrativos y trasegadores que también han cometido homicidios, y por estos delitos los están deteniendo y vinculando.

Los casos más recientes fueron la captura de Guadalupe Zavala “El Pinocho” el 3 de noviembre, y el ex policía tecatense  Roberto Moreno Hernández, quien intentaba rescatarlo; y la aprehensión de Samuel Vaca García “Primo“. Ambos delincuentes al servicio del CJNG y detenidos por el doble asesinato de Héctor Carlos Santos y Óscar Aquino Cabrera, y las lesiones recibidas  por Eduardo Martínez en un ataque perpetrado  el 24 de agosto de 2020. En este expediente el testigo fue amenazado y reculó.

 

“LOS KÍNDER DE LA NUEVA GENERACIÓN” Y ASESINOS SETENCIADOS EN TIJUANA[/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=”1/2″][vc_column_text css=”.vc_custom_1607111408973{padding: 15px !important;background-color: #eaeaea !important;}”]

En cuatro días, dos triples homicidios en Ensenada

 Triples ejecuciones se registraron en Ensenada entre la noche del viernes 27 de noviembre y el martes 1 de diciembre, colocando en 379 el número de víctimas de homicidio en el municipio, incluyendo San Quintín.

La tarde del miércoles 25 de noviembre, agentes de la Dirección de Seguridad Pública Municipal localizaron un cuerpo decapitado en el borde del arroyo San Carlos, en la zona de El Salitral, delegación Maneadero.

Un día después, otros dos hombres fueron asesinados en hechos diferentes, ambos por proyectil de arma de fuego. Las escenas de los crímenes se situaron en las colonias Sexto Ayuntamiento y Villas del Prado II.

El viernes 27 de noviembre, un día antes de la llegada del presidente Andrés Manuel López Obrador a Ensenada, vecinos de la colonia Piedras Negras reportaron el hallazgo de una cabeza humana envuelta de una bolsa. Por la noche, ocurrió un triple homicidio en la colonia Indeco Lomitas. A la fecha, las víctimas, dos hombres y una mujer, no han sido identificados de manera oficial. Y antes de concluir ese día, otro hombre fue ultimado a balazos en la delegación Valle de la Trinidad.

El sábado 28 de noviembre se contabilizó una víctima más en la colonia Granjas El Gallo.

La ola de ataques a balazos continuó el domingo 29 con el asesinato de un hombre que viajaba a bordo de un vehículo acompañado de una mujer y un menor de edad, en la colonia Popular 1.

Finalmente, diciembre inició con un triple homicidio el día 1, dejando como víctimas a dos mujeres y un hombre en El Roble.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text]De acuerdo con información expuesta por grupos de inteligencia incorporados a la Mesa de Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz, en Tijuana actualmente las pugnas de muerte están detonadas en las delegaciones Sánchez Taboada, Los Pinos y Zona Centro. Se trata básicamente de dos enfrentamientos.

  1. La primera pugna abarca las 3 zonas. Varias células pequeñas que operaban para el CJNG en la Zona Centro, entre las que destaca la pandilla “Los Kínder de la Nueva Generación”. Abandonaron al grupo de Jalisco encabezado por Rodolfo López Arellano “El Cabo 30” para aliarse con células de David López Jiménez, ex “Cabo 20”, alias “El Lobo”. Y Édgar Pérez Villa, ex “Cabo 89” alias “El Nier” con el Cártel Arellano para ampliar el control territorial en Sánchez Taboada y Los Pinos.

De “Los Kínder” las corporaciones ya tiene identificados a cuatro que “andan cortando cabezas de los que no se alinean” y están trabajando en su captura. 

  1. El segundo baño de sangre es local y un pleito añejo. Se complica con el constante cambio de los matones de un cártel a otro. Es el pleito entre operadores del Cártel Arellano Félix (CAF) y el de Sinaloa por el negocio en la Zona Norte.

Los investigadores detallaron que se trata de los matones de la célula de “Los Erres”, radicados en la colonia Castillo, quienes estuvieron delinquiendo como grupo independiente,  ahora presuntamente afiliados al CAF y en pleito con Francisco Javier Rabadán Gudiño “El Aguacate” representando a los sinaloenses.

Fueron 3 mil 081 muertes violentas en los primeros 13 meses de Gobierno del Estado, de las cuales la mayor cantidad,  mil 156, ocurrieron en Tijuana. Sin embargo, comparado con el mismo período del año pasado, hubo 352 asesinatos (14%  menos) y la tasa disminuyó de 93 a 82 muertos por cada 100 mil habitantes

Esa reducción de 14% en las muertes violentas, también se reflejó en Rosarito, durante el mismo período,  también se redujo un 14%. El número de víctimas pasó de 184 en 2019 a 158 en el año en curso. Y la tasa pasó de 108 asesinatos, a 100 muertes violentas por cada 100 mil habitantes. Pero siguen siendo muchas víctimas.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=”1/4″][vc_column_text]Las autoridades atribuyen esta reducción a la captura de homicidas, aunque están conscientes de que los descensos de la violencia de sangre después de estás aprehensiones  han sido temporales, ya que los delincuentes apresados son suplidos en plazos que van de la quincena al mes, pero han conseguido que se refleje en la estadística.

A finales de noviembre resaltaron la captura de Luis “N”, de apellidos Ceja Ramírez, “presunto integrante del CJNG, generador de violencia que operaba en Tijuana”, quien de acuerdo a la FGE, dio cuenta de siete homicidios en el Estado, de los cuales tres se perpetraron en Tijuana, tres en Ensenada y uno en Tecate.

En octubre resaltaron las aprehensiones en distintos operativos de Rubén Alejandro Martínez Esparza “El Ñañas”, Julio César Razo “El Susto”, Jesús Tapia Castro, Juan José Moya Cortez, matones involucrados en por lo menos tres muertes cada uno y que sirven a distintos grupos con operatividad en las colonias de mayor incidencia: Sánchez Taboada, Villas del Campo y Zona Centro.

Como ejemplo de las más de 70 sentencias logradas en contra de homicidas, en este caso contra miembros del crimen organizado, la FGE destaca la penalidad obtenida el 20 de noviembre, de 80 años de prisión, sin[/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=”3/4″][vc_column_text css=”.vc_custom_1607111658953{padding: 15px !important;background-color: #e2e2e2 !important;}”]

En Tijuana incrementan homicidios en noviembre

Las muertes violentas en Tijuana incrementaron durante noviembre, el penúltimo mes de 2020 cerró con 162 homicidios, superando los crímenes registrados en septiembre y octubre, con 156 y 143 víctimas, respectivamente.

De 14 distritos policiacos, en seis se registraron más ejecuciones: Los Pinos con 20 víctimas; Cerro Colorado, 20; Zona Centro, 18; La Presa, 15; Sánchez Taboada, 14; y Presa Rural con 10.

Mientras que las colonias donde ocurrieron más asesinatos son: García, Presa Rodríguez, Tramo Tijuana-Tecate, Cerro Colorado, Presidente, Gas y Anexa; Nueva Tijuana, Terrazas del Valle; Zona Norte, Zona Centro, 3 de Octubre, Villa del Álamo, Camino Verde, Altiplano y Ejido Matamoros.

Con estos hechos, hasta la mañana del 3 de diciembre, la cifra de homicidios dolosos asciende a mil 852 muertes en el año en curso.

Isaías Bertín, secretario técnico de la Mesa de Seguridad, ha señalado en repetidas ocasiones durante la semana que culmina que “el gran tema, la problemática en materia de seguridad que impacta a todo el Estado es Tijuana, porque es la ciudad con mayor problema de inseguridad, y lógicamente estas estadísticas, estos números fríos; pero que son reales, son los que engloban a todo Baja California”.

Cuerpos putrefactos, calcinados, mutilados; ejecuciones por arma de fuego, a golpes y narcomensajes, son algunos de los hechos registrados durante noviembre y los primeros días de diciembre.

Entre los últimos hechos violentos registrados en la ciudad, destaca el asesinato de un hombre el 29 de noviembre, en el interior del Infonavit del Río; la víctima fue encontrada con un cable atado al cuello y un golpe en la cabeza. A un costado del cadáver, se dejó un narcomensaje que a la letra decía: “ESTO LE VA PASAR A TODA LA RAZA VALCONA Y GENTE QUE SE ACOPLA CON LA LEY AQUÍ EN TIJUANA RIFA LA NUEVA GENERACIÓN C.J.N.G”.

La mañana del 1 de diciembre, se reportó que en medio de la calle Lázaro Cárdenas esquina José Vasconcelos, en la colonia Niño Artillero, se encontraba una maleta de color azul, con al parecer un cuerpo en su interior. Elementos de la Agencia Estatal de Investigación confirmaron que se trataba de un cadáver mutilado. La mochila de tela tenía escrita la leyenda “PURO CABO 27. ATTE. BERDADEROS CABOS”.

Al día siguiente, restos humanos (cabeza y torso) fueron abandonados sobre la calle Cáncer y Palomas en la colonia Sánchez Taboada. Horas después, una mochila de color negro con flores, con el cadáver de una persona dentro, fue localizada sobre la calle Del Servicio y Avenida José López Portillo en la colonia Nueva Tijuana.

En otros hechos, Andrea Jesel Solano Ornelas, de 20 años, fue asesinada a balazos cuando se encontraba en su domicilio en Rampa Veracruz de la colonia Sánchez Taboada.

Luego, en la calle Lago Hongo y Lago Balkash de la colonia Presidentes, se registró un ataque armado que dejó como saldo una persona muerta. La víctima fue identificada como Óscar Armando García Vázquez, de 42 años.

Un hombre de entre 45 y 50 años que iba a bordo de una bicicleta, fue asesinado a balazos mientras circulaba sobre Avenida Esperanza en el fraccionamiento Villas de Alcázar Residencial. La víctima presentaba diversas huellas de violencia.

Hasta  la mañana del jueves 3 de diciembre, Tijuana registraba once 11 homicidios en el transcurso del mes.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text]posibilidad de beneficios y  una multa por 967 mil 200 pesos impuesta en contra de Alberto Flores Cruz por el delito de secuestro agravado por homicidio.

El 28 de marzo de 2018, Flores y otros dos delincuentes con armas largas, privaron de la libertad a José “N” en el yonke El Charro, localizado en Bulevar Insurgentes de la  colonia Cerro Colorado; lo mantuvieron secuestrado en un cuarto en la calle Jacume del fraccionamiento Guaycura, pidieron dinero para liberarlo sano y salvo, pero su cadáver fue localizado el 30 de marzo; lo ahorcaron.

De igual manera enfatizaron los 40 años, siete meses y quince días de prisión que un juez dictó en contra de Jerry Omar Mota Ayala, quien el 15 de noviembre de 2017, apuñaló hasta la muerte a su pareja Miriam Arely en un domicilio de Villas del Real en Presa Rural.

Y los 27 años seis meses de cárcel que deberán cumplir Martín Rizo y Gabriela Romo por el asesinato de su hija de 8 años, de nombre Johana Elizabeth, a quien el 13 de abril de 2018 ultimaron a golpes al interior de su casa en la colonia Ismael Llamas en Tijuana.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Comentarios

Tipo de Cambio