Zulema Adams condona recargos, crea logotipo y amenaza: el que no tenga remedio se va

Foto: Alejandro Gutiérrez Mora
 
Edición Impresa lunes, 7 octubre, 2019 01:00 PM

En sus primeros días como alcaldesa del Pueblo Mágico, se dedicó a recorrer oficinas y la zona rural para ver el estado en que le fue entregado el municipio. Asegura se harán las investigaciones pertinentes sobre la pasada administración, con la cual no tuvo una transición amable

La primera jornada de actividades de Zulema Adams fue corta y con pocos espectadores, a excepción de la sesión de Cabildo que presidió en los primeros minutos del martes 1 de octubre, que aglomeró a gran número de personas, entre medios locales, integrantes de su equipo de trabajo, regidores y sus asistentes y algunos familiares, pero sin ciudadanos.

Unas horas antes, acompañada de sus regidores y el síndico procurador, Adams sostuvo un encuentro con miembros de la prensa tecatense en la que fue su “casa de campaña”, a unos metros de las instalaciones del Ayuntamiento de Tecate. Reafirmó que el proceso de transición no funcionó. En los dos meses anteriores, su equipo y el de Nereida Fuentes se reunieron por una hora cada semana.

“Sí tenemos algunas observaciones que recabamos en estos 60 días, pero fue imposible entregar y revisar todo. Por recomendación del Congreso federal se contrató a un despacho especializado de Veracruz, que será el encargado de asesorar y supervisar este proceso. Pueden estar tranquilos los tecatenses, este proceso estará en buenas manos”, comentó la alcaldesa.

“Vamos a pelear lo que se tenga que pelear y lo que se vaya a recibir, lo vamos a recibir tranquilamente”, añadió.

También habló sobre la organización del comercio ambulante, el compromiso de atender la seguridad a través de Marco Antonio Bazo Soto, a quien defendió en la sesión de Cabildo hasta lograr la mayoría de votos necesarios para su aprobación al cargo de director de Seguridad Pública y Tránsito.

Asumió que de lo que más se queja el tecatense, es de la inseguridad que recientemente incrementó, y de las malas condiciones del servicio de recolección de la basura, tema sobre el cual todavía es “muy temprano” para hablar sobre la posibilidad de contratar una empresa particular que se haga cargo de ese servicio.

Asimismo, se comprometió a que en cuanto tenga oportunidad, empezará a revisar todos los contratos que se hayan aprobado durante la administración anterior, para sanear un poco las finanzas del municipio, haciendo los cambios pertinentes para garantizar un mayor beneficio.

Regidores del XXIII Ayuntamiento de Tecate

 

Síndico

Gonzalo Higuera Bojórquez

 

Regidores

Bertha Alicia López

Marisol Lara

Alfonso Zacarías Rodríguez

Joaquín Mercado

Diana Vázquez Ortega

Yessica García

Alfonso Cortez Ramírez

Ivonne Patrón Contreras

Salvador García Estrella

Román Cota Muñoz

“A veces sale muy caro deshacerse de contratos, pero vamos a ver si se pueden mejorar las condiciones. Si no se pueden cancelar, vamos a buscar mejorar cualquier detalle que permita que Tecate tenga más provecho”, declaró.

El último punto que abordó fue con relación a los supuestos funcionarios “aviadores” y al mal comportamiento de los policías municipales, estos últimos protagonistas de quejas ciudadanas por presuntos actos de extorsión y abuso en el uso de la fuerza.

“Se les va a dar una oportunidad, pero aquel que no tenga remedio va a ser despedido, lamentablemente”, advirtió, para después asegurar que en próximos días se colocará un checador digital para monitorear el trabajo de los funcionarios del Ayuntamiento. La propia presidenta municipal de Tecate acudirá con regularidad a las dependencias para ver “quién está trabajando y quién no”.

 

 

LA SESIÓN

Poco antes de las cero horas del martes 1 de octubre, la sala de Cabildo “Benito Juárez” se fue llenando. El lugar de pequeñas proporciones albergó a los testigos de la primera sesión oficial del nuevo Ayuntamiento, liderado por segunda ocasión por una mujer, Zulema Adams.

En las paredes de esa sala se encuentran los retratos de los anteriores presidentes municipales del Pueblo Mágico, casi todos son pinturas hechas a mano. Las únicas fotografías que componen la cronología, corresponden a César Moreno (2013-2016) y a Nereida Fuentes (2016-2019).

Zulema Adams llegó con semblante serio, tal vez cansada por la emoción de sus primeras actividades como alcaldesa (la toma de protesta y la reunión previa con la prensa), dedicó una breve sonrisa y un “buenas noches” general a los asistentes que se pegaron a la pared para darle paso hasta su silla.

Quedaba poco espacio entre los asistentes sin silla y los regidores que ya ocupaban sus lugares para la sesión que se manejó como la segunda extraordinaria que presidió el XXIII Ayuntamiento de Tecate. En esta se rindió protesta a tres funcionarios: Raúl Armando Núñez Martínez de Cazares, quien ocupará el cargo de secretario general del Ayuntamiento. Darío Francisco Javier Rivera Parra como tesorero. Ambos funcionarios fueron aprobados por unanimidad por los nuevos miembros del Cabildo de Tecate.

Con la designación del nuevo director de Seguridad Pública y Tránsito se presentó la primera inconformidad entre la mitad de los regidores y la alcaldesa. La única propuesta que se presentó fue Marco Antonio Bazo Soto, quien ha desempeñado varios puestos en la Fiscalía General de la República antes de llegar a Tecate, pero no todos los regidores se mostraron conformes. Solo tres mantuvieron su voto en contra.

“El voto en contra fue por una simple y sencilla razón, porque no lo conocemos. No tuvimos oportunidad de poder platicar con él previamente, tener un acercamiento nos hubiera ayudado a estar más claros en nuestra decisión”, comentó el regidor priista Román Cota Muñoz a ZETA.

Los otros dos regidores que votaron en contra fueron Ivonne Patrón Contreras y Salvador García Estrella, representación de Acción Nacional.

Cuando Patrón Contreras enlistó las razones por las cuales no consideraba adecuada la designación de Bazo, Zulema Adams la invitó a hacerle todas las preguntas que considerara necesarias ahí mismo. Sugerencia que tomó por sorpresa a la regidora panista, quien repitió algunos puntos al propuesto funcionario para su justificación. Así lo hicieron el resto de los regidores que no se mostraron conformes.

Después de casi media hora de cuestionamientos y respuestas repetitivas por parte de Bazo, que no salía de los mismos argumentos para tratar de convencer que era el adecuado para ocupar el puesto, siete regidores, la alcaldesa y el síndico le dieron el voto de confianza para que tomara en sus manos la seguridad de los tecatenses.

El resto de los temas que se abordaron en la sesión, fueron la aprobación del logo y lema del nuevo Ayuntamiento, el calendario de sesiones, la integración de las comisiones por parte de los regidores y la aprobación de la condonación del cien por ciento en los recargos por no pagar no cumplir con el pago de impuestos municipales en años anteriores.

 

EN RECORRIDO

Ataviada de colores claros, con un abrigo color crema y discreta joyería, arribó Zulema Adams a la Dirección de Seguridad Pública y Tránsito de Tecate para presidir otro de sus primeros eventos como alcaldesa de aquel municipio.

En la calle exterior del edificio la esperaban la mayoría de los oficiales de la Policía Municipal, quietos, sin romper filas, con los primeros rayos de Sol de ese martes 1 de octubre iluminando sus rostros. Algunos expectantes por conocer a Zulema y a quien tomará la riendas de la corporación por los siguientes dos años, otros todavía con la modorra de la madrugada.

“Sí vamos a mejorar las condiciones de trabajo, vamos a dar capacitaciones, pero quien no desee cambiar se le va a tener que dejar ir, se los digo sinceramente”, fueron las palabras que dedicó Adams a los policías municipales.

Se comprometió que a través del nuevo titular de la dirección, Marco Antonio Bazo Soto, se revisará con cuidado el perfil de cada elemento para determinar las necesidades particulares. También les ofreció la oportunidad de solicitar reuniones en privado con ella para tratar cualquier tema que quieran compartir.

Zulema saludó de mano a cada elemento, con seriedad y una ligera sonrisa, seguida por los diez regidores y Bazo Soto. Primero dio el visto bueno a las oficinas administrativas.

La comitiva se dirigió a los separos, pero muy pocos aguantaron el fuerte olor a orina que expedía el lugar, algunos se cubrieron el rostro para entrar y revisar junto a Adams y Bazo las instalaciones, pero a los pocos instantes retornaban al exterior con la sonrisa nerviosa.

Después se dirigió a las instalaciones del Ayuntamiento para hacer otro recorrido, “revisando quién trabaja y quién no”, pero igual con el mismo saludo cortés de mano y sonrisa seria. El recorrido fue breve y, según el testimonio de algunos empleados, solo fue para dejar constancia en el registro visual que tomaron sus colaboradores.

En su primer día, la alcaldesa recorrió también la conocida “yarda municipal” donde se encuentran los vehículos del Ayuntamiento recibiendo mantenimiento. De acuerdo a la información que compartió su secretario particular, Cristian Ríos, estas actividades solo fueron de reconocimiento por la cuestión de la poca funcionalidad del proceso de transición.

El miércoles 2 de octubre, Zulema Adams se trasladó a la zona rural para visitar las delegaciones Luis Echeverría, La Rumorosa, Mi Ranchito y El Encinal, donde tuvo oportunidad de recibir  peticiones delos residentes. Por la tarde encabezó un evento sobre la concientización del cáncer de mama, para el cual se encendieron luces de color rosa en las instalaciones del Ayuntamiento.

 

El LOGO Y LA POLÉMICA

Una cashora envuelta por una serpiente y ésta semejando el patrón de los tejidos Kumiai hasta formar un atrapasueños, fue la propuesta de Zulema Adams como logotipo para su gestión municipal.

Junto al lema “Bienestar para todos”, se aprobó también por unanimidad por el Cabildo en su primera sesión formal, después que Adams explicara el simbolismo y relación que mantiene con la tradición de la comunidad Kumiai.

Horas después, en redes sociales surgió la polémica cuando Norma Meza Calles, representante Kumiai y hermana de la fallecida Aurora Meza, comento en una publicación que el objeto del atrapasueños no pertenece a su comunidad, como lo habría asegurado la presidenta municipal.

Aunque en su toma de protesta se notó la presencia de integrantes de esta comunidad, que le dedicaron un ritual de “bendición” y le entregaron un collar que portó en el evento, el Ayuntamiento ya no emitió posicionamiento alguno.

 

TOMA PROTESTA SIN ESCOLTA MILITAR

En una ceremonia solemne, Olga Zulema Adams Pereira rindió protesta como alcaldesa del XXIII Ayuntamiento de Tecate (2019-2021) en el Teatro de la Ciudad.

A la una de la tarde del martes 1 de octubre, Adams llegó en compañía de su familia y escoltada por un par de elementos de seguridad personal que le abrieron paso. Detrás la comitiva del gobernador electo, Jaime Bonilla Valdez, quien recorrió los cinco municipios para presenciar las tomas de protesta de los dos alcaldes y las tres alcaldesas.

Bonilla tomó su lugar en la primera fila, del lado derecho se sentó Brenda Ruacho de Vega, quien acudió en representación de su marido Francisco Vega de Lamadrid. A la izquierda de Bonilla se sentó el delegado único en el Estado, Jesús Ruiz Uribe.

Zulema y sus diez regidores ocuparon sus asientos, arriba del escenario del teatro y esperaron unos minutos, porque ni la escolta ni la banda de guerra llegaron a tiempo, posponiendo los Honores a la Bandera hasta el final.

El diputado Catalino Zavala entregó la constancia a la alcaldesa y les tomó protesta a ella y a sus regidores. En su primer discurso, Adams Pereira mencionó en varias ocasiones al Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, como ejemplo de inspiración para su carrera política.

“Reconozco ser nueva en la política y estoy consciente que algunos me tachan de inexperta y es verdad. No tengo experiencia en robar, ni en mentir, ni en traicionar”, fue la frase más destacable, que provocó los aplausos de los asistentes.

El ex titular de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, Gerardo Sosa Olachea; el presidente del Poder Judicial de Baja California, Salvador Ortiz Morales; el General de la Segunda  Zona Militar, Pablo Alberto Lechuga Horta; el Comisario de la Guardia Nacional del 28 Batallón de Infantería, Edgar Segura Ruiz; la delegada regional de Bienestar Social, Angélica María Hernández Macías; el Juez de Control del Partido Judicial de Tecate, José Guadalupe Sígala; así como los diputados Víctor Morán y Fausto Gallardo, fueron otras de las figuras que acudieron al evento.

Comentarios

comentarios

Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio