Madre del Chapo aún no recibe visa para viajar a EU; envía carta a Trump; le pide intervenga en el juicio


 
Destacadas BCS viernes, 12 julio, 2019 10:40 AM

María Consuelo Loera Pérez, madre de Joaquín Archivaldo Guzmán Loera, alias el Chapo, envió una carta al presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, en la que le solicitó ayuda para facilitar el trámite de una visa humanitaria, además de pedir su intervención en el juicio contra su hijo.

Según José Luis Rodríguez Meza, abogado de la madre del capo sinaloense, quien también comentó que aún no han obtenido respuesta por parte del mandatario estadounidense, “pero tenemos el documento de DHL [paquetería] que fue entregado a la Casa Blanca”, sobre la misiva que fue enviada a EE.UU. la semana pasada.

Loera Pérez, así como sus hijas Armida y Bernarda Guzmán Loera, confirmaron el pasado 1 de junio, que la Embajada de Estados Unidos en México les autorizó la visa humanitaria. Sin embargo, según Rodríguez Meza, dicho documento no ha sido recibido por las tres mujeres.

“No ha habido información por parte de la Embajada [de Estados Unidos en México], pero caray, nosotros estamos confiados de que Trump le otorgue esa visa cuando menos a la mamá, porque finalmente son actos humanitarios”, afirmó el litigante en entrevista con la cadena Radio Fórmula.

“Les doy gracias al presidente [Andrés Manuel] López Obrador, y a la Embajada de Estados Unidos, porque me dieron el permiso”, señaló la madre del capo sinaloense a reporteros al salir de la sede diplomática estadounidense en la Ciudad de México, donde abundó que desea que su hijo regrese a México en libertad.

Loera Pérez se dijo “afligida y desesperada”, por lo que pidió en una carta al presidente López Obrador, que la apoyara para obtener una visa humanitaria que le permitiera visitar a su hijo. “Tengo sin verlo más de cinco años y mi avanzada edad y el no poder verlo, únicamente mi fe en Cristo Jesús me mantiene viva”, escribió en la misiva que divulgó el propio mandatario nacional en una conferencia matutina.

El pasado 22 de febrero, López Obrador difundió en su cuenta de la red social Twitter la carta que le envió la madre del Chapo, de 90 años de edad, en la que le solicitó su ayuda para obtener una visa humanitaria y poder visitarlo en Estados Unidos, donde el capo sinaloense se encuentra preso.

Sin embargo, el mandatario nacional rectificó sobre lo que dijo ese mismo día en su conferencia matutina acerca de la misiva. “Dije que la primera parte de la petición la atenderá la Secretaría de Gobernación. Omití que la gestión de visas humanitarias ante EUA para sus hijas, la incluye a ella”, indicó López Obrador, en un tuit en el que anexo la imagen de la carta.

La misiva de la madre del Chapo finalizaba suplicando que su hijo sea repatriado a México, además de que a López Obrador le envíaba “un fraternal saludo de su parte y de su familia y les enviamos toda clase de bendiciones para que lleve a nuestro país por el rumbo de la Justicia y la Paz”.

López Obrador reveló que en su visita de unos días antes a Badiraguato, Sinaloa, recibió una carta de parte de Loera Pérez, quien le solicitó apoyo judicial para su hijo. Además, informó que se pidieron visas humanitarias para que Armida y Bernarda, hermanas del Chapo, puedan viajar a Estados Unidos, para lo que dio instrucciones “de que se procediera”.

“En efecto fui a Badiraguato y un abogado me entregó una carta de la mamá de Guzman Loera, y cómo toda madre me pidió apoyo para su hijo en lo jurídico, y me hicieron un planteamiento, y, también en la parte humanitaria”, abundó el presidente.

“En lo segundo que tiene que ver con el otorgamiento de unas visas humanitarias para que dos hermanas de Guzmán Loera puedan viajar a Estados Unidos, di instrucciones de que se procediera”, señaló López Obrador en otra conferencia matutina.

El mandatario nacional que en lo jurídico corresponde en una primera instancia a la Secretaria de Gobernación (Segob), a la Fiscalía General de la República (FGR) y al Poder Judicial, por lo que adelantó que se habría de entregar el escrito correspondiente.

El Gobierno de Estados Unidos solicitó el pasado miércoles al juez federal Brian M. Cogan, que el próximo 17 de julio sentencie con cadena perpetua, más 30 años de cárcel, a alias “El Chapo”, cuando este acuda por última vez a la Corte del Distrito Este de Nueva York.

Según un documento entregado a la Corte neoyorquina, la Fiscalía estadounidense considera que este es un castigo “justo” para que el capo sinaloense pague por la culpabilidad en varios delitos de drogas, y servirá como elemento “disuasorio” para otros líderes del narcotráfico que “creen que están por encima del alcance de la ley”.

“La naturaleza horrenda y las circunstancias del delito del acusado, su historial y características, y el hecho de que el acusado cometiera algunos de los más serios crímenes bajo ley federal justifican la sentencia de cadena perpetua”, insistieron los fiscales.

“Una sentencia de vida está justificada para proteger la población de más crímenes del acusado, quien estuvo tres décadas cometiendo crímenes sin cesar y obstruyendo la justicia para evitar tomar responsabilidad por esos crímenes”, añadieron los abogados del Gobierno de EE.UU.

La Fiscalía neoyorquina solicitó al juez Cogan, además, que se apliquen 30 años más de cárcel a cumplir de forma consecutiva con la cadena perpetua, por el uso de armas, incluida una ametralladora, para llevar a cabo sus actividades del narcotráfico.

El pasado 5 de julio, el Gobierno estadounidense solicitó a través de una carta al mismo juez federal, el decomiso de 12 mil 666 millones 191 mil 704 dólares que Guzmán Loera obtuvo “directa o indirectamente”, resultado de su acusación penal y en función del tipo de droga con la que traficó: cocaína (11 mil 809 millones de dólares), heroína (11 millones mdd) y mariguana (846 mdd).

El Gobierno de EE.UU. indicó que la cantidad propuesta de dinero a decomisar es resultado del cálculo que de supuestamente “El Chapo” traficó con un total de 528 mil 276 kilogramos de cocaína, 202 kilos de heroína y 423 mil kilos de mariguana.

Los fiscales se refirieron a testimonios presentados durante semanas en el llamado “Juicio del Siglo” -el más caro y largo en la historia de EE.UU.- cuando proveedores de droga describieron la lucrativa venta de narcóticos. Los testigos afirmaron que el lavado de las ganancias se usaba para pagar la nómina, comprar aviones, submarinos y otros vehículos.

El pasado 3 de julio, el juez federal Cogan, adscrito a la Corte ubicada en Brooklyn, rechazó la petición de la defensa de Guzmán Loera, misma que solicitaba reponer el juicio en contra del ex líder del Cártel de Sinaloa.

La solicitud se realizó con base en la Regla Federal de Procedimiento Penal 33, acusando presuntas conductas inapropiadas de parte de los jurados del juicio. Sin embargo, el juez Cogan emitió el memorando 09-cr-0466, negando tales acusaciones y concluyendo con un rechazo definitivo a la petición del capo.

El jurado encontró culpable al capo sinaloense de 10 diferentes crímenes relacionados con el narcotráfico, por lo que Guzmán Loera podría ser condenado a cadena perpetua, misma que cumpliría en aislamiento, y en una prisión de máxima seguridad en los Estados Unidos.

El pasado 17 de junio, el juez federal Cogan pospuso la fecha para dictar sentencia a Guzmán Loera, del 17 de julio, cuando originalmente estaba programada, para el próximo martes 25 de este mes.

Los abogados del Chapo insistieron en el argumento dicho en marzo pasado, de que algunos miembros del jurado podrían haber incumplido las normas impuestas por el juez federal de no consultar información del juicio por internet o redes sociales.

La defensa del capo sinaloense señaló en las 34 páginas entregadas al juez Cogan, que existen revelaciones de miembros del jurado sin identificar -según una entrevista publicada en el medio digital VICE- consultaron en internet información del capo, por lo que son elementos “suficientemente fuertes para garantizar una investigación”.

El pasado 12 de febrero, el capo sinaloense fue declarado culpable de diez delitos relacionados con el narcotráfico, por un jurado que deliberó durante seis días, en un proceso judicial que se llevó a cabo por casi cuatro meses, en el juicio contra Guzmán Loera.

El periodista Keegan Hamilton, de VICE, publicó una entrevista a un miembro del jurado no identificado, quien aseguraba que al menos cinco miembros del jurado contravinieron las órdenes del juez de manera sistemática y siguieron el caso a través de los medios de comunicación durante el juicio.

El jurado anónimo dijo que el fin de semana previo al inicio de las deliberaciones, sus compañeros consultaron documentos judiciales filtrados que no habían sido considerados durante el proceso y que aseguraban que El Chapo había pagado por mantener sexo con niñas, ya que eran como su “vitamina”.

El escrito de la defensa aseguraba que el integrante del “jurado sostuvo que varios miembros del panel habían violado de forma generalizada su juramento, y habían desobedecido las instrucciones de la Corte”.

los abogados del Chapo argumentaron que “dejar sin examinar las abrumadoras acusaciones del miembro del jurado, lavándolas o barriéndolas debajo de la alfombra debido a la notoriedad de Guzmán, podría manchar de manera indeleble la legitimidad del veredicto”.

De forma sarcástica, la defensa del capo sinaloense criticó en una parte de su escrito dirigido al juez federal, la postura de la Fiscalía asegurando que para el Gobierno estadounidense, el Chapo es tan “malvado” y el caso contra él es tan “fuerte”, que no pudo haber ningún elemento externo que influyera en el veredicto.

“¿El Chapo planeó el asesinato de John F. Kennedy? ¿Y qué? Él es el diablo. ¿El Chapo organizó los ataques del 9/11? Vaya cosa, las evidencias del gobierno fueron aplastantes”, ironizó la defensa del capo sinaloense en un momento de su alegato.

Finalmente, y al igual que en el escrito anterior, el equipo del ex líder del cartel de Sinaloa sostuvo que “si no hay justicia procesal para quienes supuestamente son los peores entre nosotros, no puede haber nada para los mejores, ni para nadie”.

La Fiscalía de Estados Unidos ya había anunciado en abril pasado su rechazo a la petición de los abogados de Guzmán Loera, argumentando que las informaciones publicadas por VICE no son demostrables, por lo que el juicio no debería repetirse.

Según los fiscales estadounidenses, la petición del Chapo “se basa únicamente en un artículo con una fuente anónima publicado sin corroborar”, pero que “No hay indicios de que algún miembro del jurado haya mentido al tribunal para ocultar cualquier sesgo sobre el acusado”.

“Como el artículo de VICE no plantea el problema de que el acusado sea inocente y que el jurado lo haya condenado equivocadamente, no se justifica un nuevo juicio”, añadieron los fiscales estadounidenses.

Comentarios

comentarios


Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio