Resbalones presidenciales…

Foto: Internet/Se llevó la rechifla y el abucheo en la inauguración del estadio de los Diablos Rojos
 
Opinionez lunes, 1 abril, 2019 12:00 PM

De Trez en Trez

 

 

 

Uno.- Pocos días después de haber cumplido sus primeros cien como presidente del país, AMLO está experimentando algunos resbalones, no son tan importantes, pero sí llaman la atención y deberían ser motivo de reflexión por parte de quien ahora gobierna el país porque, quienes no comulgan con su línea política están a la caza de la más mínima de sus equivocaciones.

Así, el presidente se presentó al partido de beisbol entre Padres de San Diego y Diablos Rojos de México como invitado para hacer el primer lanzamiento e inaugurar el nuevo estadio del equipo de la Liga Mexicana de Beisbol. No siguió el protocolo y recibió tremenda rechifla y abucheo por parte de los aficionados deseosos por disfrutar de buen beis, a pesar de que el equipo de Padres de SD llevó a su segunda escuadra, la otra la dejó en Peoria, Arizona, para sus partidos de pre temporada de MLB.

Todo iba bien, estadio nuevo, el campo en perfecto estado, buen ambiente, en el sonido local se escuchaba la voz de Antonio de Valdez hasta que apareció Andrés Manuel. Salió del túnel saludando y de inmediato se escucharon gritos de “fuera, fuera”, mientras avanzaba los gritos y la silbatina subían de volumen.

Se supone que Andrés Manuel es un conocedor del beisbol, aficionado y practicante del deporte, sabedor de las cábalas y los rituales del diamante; aun así, lejos de avanzar hasta la “lomita” –o cerca de ella– lanzar, recibir el saludo y la pelota del “cátcher” y despedirse sin hablar e irse por el túnel del que emergió; AMLO tomó el micrófono, habló de más, metió a la política y aprovechó para para referirse a la “mafia del poder” a la que amenazó con seguirle lanzando “pejemoña”, “lisas” (bola rápida y recta) para lograr controlarla y poncharla, llamó “fifi” a la porra del equipo de casa. Los abucheos fueron la respuesta de los aficionados y ésta continuó después en los medios y las redes sociales.

Doz.- “Para el perfil que esta soberanía pretende dar a la Comisión Reguladora de Energía los candidatos no lograron un consenso mayor y suficiente para ser sometidos a la consideración del Pleno del Senado”. Así, la Junta de Coordinación Política del Senado rechazó las cuatro ternas enviadas por AMLO para ocupar cuatro lugares en la Comisión Reguladora de Energía. Un resbalón más del presidente, quien defendió su propuesta argumentando preparación y honestidad entre los integrantes de las ternas.

Los propuestos se vieron mal durante sus comparecencias y no convencieron a los senadores, por lo que le retacharon sus ternas. AMLO no conoce –ni está obligado a ello– a todos los que pretenden treparse al presupuesto, pero sí debe exigir más cuidado entre sus cercanos y escuchar consejos de tal forma que no tenga que salir luego a defenderse de los errores, los tropiezos y los “errores de dedo” cometidos desde que empezó su administración. Este asunto está pendiente de resolverse, habrá segunda propuesta o designación directa. Veremos.

Trez.- Por otra parte, el diario español El País dio a conocer  una carta que López Obrador habría enviado al Rey de España solicitándole pida perdón por la conquista de México. Parecida misiva se dice, fue remitida hasta El Vaticano solicitando al Papa Francisco se disculpara por su intervención en la misma conquista.

Las cartas que dirigió al Vaticano y a España pretenden una disculpa “a los pueblos originarios por las violaciones de lo que hoy llamamos derechos humanos”, esto es, durante la Conquista del país, hace 500 años. El Papa Francisco ya se ha disculpado hace poco más de dos años en su gira por Bolivia y por lo que respecta a la corona española, sobra decir que la multicitada carta causó incomodidad y molestia, por decir lo menos.

Otro derrapón de AMLO, de sus consejeros y de su “carnal” Marcelo Ebrard, titular de la SRE… pues España tiene muchos intereses y capital invertido en nuestro país.

Sobra decir que en lo inmediato existen otros asuntos más importantes de los que ocuparse: La corrupción casi generalizada que se vivió en el sexenio inmediato anterior de EPN y que hasta el momento goza de total impunidad, la violencia que no cesa en todo el país, las desapariciones de ciudadanos a manos de autoridades militares según se ha denunciado recientemente, la atención a los millones de pobres que hay en el país, la reforma a la reforma educativa de EPN, consolidar la democracia, saneamiento de PEMEX y de CFE, entre otros muchos…

Obvio es que AMLO requiere centrarse en lo importante, escuchar a sus asesores, entender que ya no está en campaña, dejar de querer ser el centro de atención, exigir más cuidado a sus colaboradores que le proponen o recomiendan o apoyan a alguien para ocupar algún cargo y tal vez, dejar de hacer su “mañanera” conferencia de prensa diaria. Y de pasadita… unas buenas clases de historia.

Sus detractores siempre están a la caza de un error de dedo, un resbalón o algún error importante, pues como ya lo comentamos antes, los que ahora son oposición “… de todos los colores, tipos, tamaños, ideologías, fuerzas, organizaciones, e intereses aprovecharán la pichada –hablando beisboleramente, como gusta a AMLO– para conectar “palo de vuelta entera” y tratarán de traer puntos a su favor remarcando lo que no se ha logrado.

P.D.- Y usted, ¿a quién le pedirá que se disculpe por cosas del pasado?

 

Óscar Hernández Espinoza es egresado de la Facultad de Derecho por la UABC y es profesor de Cultura de la Legalidad y de Formación Cívica y Ética en Tijuana. Correo: [email protected]

Comentarios

comentarios


Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio