Por primera vez desde 2013 declaran alerta en “amarillo fase 3” para el Popo


 
Destacados jueves, 28 marzo, 2019 10:20 AM

El volcán Popocatépetl registró una nueva explosión este jueves que elevó el nivel de alerta a “amarillo fase 3”. La detonación se produjo a las 06:51 horas, tiempo local, con una fumarola de 2.5 kilómetros de altura al momento, con exhalación de cenizas, gases y material incandescente.

Tras esta explosión, el Centro Nacional para la Prevención de Desastres (CENPRED) y la coordinación de Protección Civil del Gobierno Federal, elevaron el semáforo de alerta a “amarillo fase 3”, por lo cual invitaron a la población a que esté atenta a la actividad volcánica que se registra en la zona.

Las autoridades federales y estatales explicaron que esta es una fase de preparación o preventiva, dirigida a instituciones de Gobierno, para que “todo esté listo, rutas de evacuación, albergues, protocolos de transporte”. También prevé caída de ceniza en la ciudad de Puebla, por lo que recomendaron no realizar actividades al aire libre, cubrir vías respiratorias, y tapar tinacos y cisternas.

La última vez que las autoridades cambiaron el semáforo de alerta a “amarillo fase 3”, la antesala de la alerta roja, ocurrió en 2013. Sin embargo, las autoridades descartaron realizar evacuaciones por ahora, aunque pidieron a la población no acercarse al volcán.

En las últimas semanas, el volcán ha registrado una fuerte actividad sísmica, incluyendo una explosión en la cual arrojó lava, una de las más fuertes registradas en los últimos años. Tras dicha explosión, se registraron 60 sismos en zonas aledañas al volcán.

El volcán está ubicado en el estado de Puebla, casi en el límite con la Ciudad de México. De acuerdo con el Cenapred, es uno de los volcanes más activos del país .En las inmediaciones del Popocatépetl viven alrededor de 40 mil personas.

Tras 70 años de inactividad, el Popocatépetl registró un paulatino incremento en la actividad fumarólica del volcán, que reinició su actividad el 21 de diciembre de 1994. “Los 25 millones de personas que habitan a menos de 100 kilómetros del cráter, lo convierten en uno de los volcanes más peligrosos del planeta”, se lee en un informe oficial que data del 2014.

Comentarios

comentarios


Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio