17.3 C
Tijuana
viernes, junio 21, 2024
Publicidad

Reunión de Trump con EPN enoja y asombra a intelectuales, políticos y artistas por igual

Un tema unió este miércoles a políticos, partidos, intelectuales, activistas, artistas y periodistas: la visita a la Ciudad de México del candidato republicano a la presidencia de los Estados Unidos, Donald Trump, invitado por el presidente mexicano Enrique Peña Nieto.

La mayoría condena la reunión, ya que desde hace un año, el magnate inmobiliario ha venido agrediendo e insultando a los migrantes mexicanos que van a Estados Unidos en busca de trabajo y oportunidades.


Publicidad


Además de los memes (como el de Peña ofreciéndose en sacrificio azteca a Trump o el póster de la película ‘Dumb and Dumber’), decenas de hashtags se han posicionado en las redes sociales: #SrTrumpConTodoRespeto o #TrumpNoEresBienvenido.

Hace casi un año, al inicio de pre campaña como aspirante republicano, Trump dijo: “Cuando México envía a su gente, no envía a los mejores, traen drogas, traen crimen, son violadores”.

Trump ha dicho en diversas ocasiones que el sistema legal y político mexicano es corrupto. Además ha enfatizado que cobrará al gobierno mexicano por hacer un muro que divida a ambos países. “Amo a los mexicanos, pero México no es nuestro amigo. Nos están matando en la frontera y están matando nuestras fuentes de empleo y comercio. Luchemos”, tuiteó el magnate en agosto de 2015.


Publicidad

 


La reunión privada, que se efectuará entre las 15:30 horas y las 16:30 (tiempo de la Ciudad de México), ha sido descrita por el propio mandatario nacional en su cuenta de Twitter, cómo una conversación sobre la relación bilateral y un “diálogo para promover los intereses de México en el mundo y, principalmente, para proteger a los mexicanos donde quiera que estén”.

El encuentro será previo al discurso que Trump tiene previsto pronunciar más tarde de este mismo día en Phoenix, Arizona, donde se espera que defina su política migratoria, en medio de dudas sobre un cambio de su posicionamiento en el tema de las deportaciones.

Ese discurso, pospuesto en varias ocasiones, ha despertado una enorme expectación en Estados Unidos debido a que, en algunos momentos de la semana pasada, Trump pareció dispuesto a suavizar sus duras propuestas migratorias para atraer a los votantes hispanos y negros.

Trump abrió la puerta a retractarse de su plan para crear “una fuerza de deportación” que expulse a los 11 millones de indocumentados que se calcula que viven en EU.

El aspirante a la Presidencia de Estados Unidos arribó a las 13:15 horas al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).

De ahí, se trasladará a la Residencia Oficial de Los Pinos, donde se prevé tenga un encuentro de una hora, dar un mensaje conjunto a los medios y después regresar a su país.

Ante ello, a través de su cuenta de Twitter la candidata demócrata Hillary Clinton, recordó que el republicano ha “demonizando” a los inmigrantes, además de que “sigue comprometido con separar a las familias y deportar a millones”, escribió.

Por otra parte, decenas de manifestantes se dieron cita a las 11:00 del día en el Ángel de la Independencia. Allí estuvo el senador Armando Ríos Piter.

LOS DEFENSORES DE LA REUNIÓN

Por su parte, el gerente de campaña del abanderado presidencial republicano, Kellyanne Conway, aseguró que Peña y Trump tendrán “una productiva conversación” para discutir temas y retos comunes de los dos países.

“Él quiere establecer una conversación con un país vecino y líder y también discutir los problemas y retos comunes que enfrentan nuestros países”, indicó Conway sobre el sorpresivo encuentro, anunciado por Trump la noche del martes con un breve mensaje a través de su cuenta de Twitter.

Conway anticipó que el encuentro permitirá que ambos líderes sostengan una productiva conversación sobre migración ilegal “pero también sobre política comercial y drogas”.

Larry Rubin, presidente del Partido Republicano en México, aseguró que Trump se reunirá de forma “privada” con el presidente Peña Nieto para “estrechar lazos”.

“Estamos coordinando los últimos detalles con la Presidencia mexicana pero la reunión se debe dar en Los Pinos”, a donde Trump se desplazará “en helicóptero” desde el Aeropuerto Internacional de Ciudad de México, en “una visita muy corta con la idea de estrechar lazos entre México y el candidato”.

Según Rubin, se trata de “una visita muy importante porque ayudará a clarificar mucho de lo que se ha hablado de la relación México-Estados Unidos en la campaña”, pues para Trump “la relación con México es y será prioritaria”.

Rubin indicó que con Peña Nieto el candidato republicano pretende “discutir la relación entre México y Estados Unidos más allá de un contexto específico como la migración o el libre comercio”, sino para hacerlo de un “contexto más estratégico”.

Sobre el tema migratorio afirmó que “es muy complejo” y aseguró que “Trump quiere impulsar una reforma migratoria” y sobre eso “va a hablar en Arizona a las siete de la tarde”.

“No es que haya un cambio en su discurso, es que siente que es un tema que se tiene que resolver” porque existe “una gran necesidad de reformar el sistema y de legalizar o de que estén legalizados los migrantes que están trabajando en Estados Unidos”.

INTELECTUALES EN CONTRA DE LA REUNIÓN CON TRUMP

Para el ex canciller Jorge Castañeda Gutman la invitación a Trump se trata de un acto desesperado del presidente Enrique Peña Nieto y aseguró no entender la visita de una persona que ha insultado a los mexicanos durante el último año.

Para Castañeda no tiene sentido dialogar con alguien que no sabes si va a ganar “si no es para exigirle que te pida perdón por todo lo que ha dicho”.

“A los tiranos no se les apacigua, a los tiranos se les enfrenta”, escribió Enrique Krauze, historiador y director de la revista literaria Letras Libres, y consideró que recibir a Trump puede ser un error histórico de Peña Nieto.

Héctor Aguilar Camín, escritor y director de la revista Nexos, planteó la reunión como un síntoma de pleito “con la próxima presidenta de Estados Unidos”, en referencia al muy posible triunfo de la demócrata Hillary Clinton.

El politólogo Jesús Silva Herzog Márquez expuso en redes sociales que la reunión legitima a Trump como interlocutor razonable, algo que “nadie le había concedido”.

“No. No es una apuesta arriesgada. Es una estupidez gigantesca. No hay forma de que salga bien”, tuiteó Silva Herzog.

El jurista Diego Valadez recordó que “por dignidad” muchos republicanos no fueron a la convención de su partido para no saludar a quien los había insultado. En una larga serie de tuits, añadió, entre otras consideraciones, que existe un repudio y desaprobación generalizada a su visita a México.

La escritora Ángeles Mastretta escribió en su blog de Nexos un artículo intitulado “Invitar a Trump: una desvergüenza y una insensatez”, en el que hace una severa crítica al presidente, con una serie de cuestionamientos que derivan en su falta de respeto a la calidad de jefe de Estado que ostenta.

Carlos Bravo Regidor, académico del CIDE, también dedicó numerosos mensajes al asunto. Entre ellos: “Peña Nieto repitió una y otra vez q no se metería en la elección gringa. Lo está haciendo y de la peor manera: prestándose a ayudar a Trump”.

El académico John Ackerman compartió un meme en el que se lee “la mutación Peña-Trump”, que contiene las imágenes superpuestas de ambos personajes, fue muy activo desde anoche en el asunto.

La politóloga Denise Dresser lanzó una encuesta tuitera, preguntando de qué hablarán Peña y Trump, con las siguientes opciones:

“a) que Higa Construya el muro, b) hablar de copetes, c) hablar de las cosas buenas y d) regalarle su tesis”.

“Hoy se reunen dos de las personas más odiadas y rechazadas por millones de Mexicanos en el mundo. @EPN y @realDonaldTrump”, tuiteó Jorge Ramos, periodista mexicano radicado en EU.

“Después de Vladimir Putin, ningún otro Jefe de Estado ha dado semejante muestra de apoyo para ayudar a la campaña de @realDonaldTrump”, escribió por su parte, Juan E. Pardinas, director del IMCO.

“A @EPN no le enseñaron diplomacia.Premia a dictador FEMINICIDA en Emiratos Árabes y ahora invita a racista desquiciado @realDonaldTrump”, tuiteó la periodista Lydia Cacho.

POLÍTICOS Y PARTIDOS EN CONTRA DE LA REUNIÓN CON TRUMP

La senadora Gabriela Cuevas Barrón, en nombre de la bancada del Partido Acción Nacional (PAN), exigió que el presidente Peña Nieto cancele la reunión con Trump.

La legisladora reprobó que Peña Nieto reciba a quien ha atacado a México y a los mexicanos y que le ponga “alfombra roja” para que venga a realizar un acto de campaña cuando el candidato desciende en las encuestas.

“¿En qué cabeza cabe invitar a Donald Trump? Los mexicanos tenemos memoria y dignidad. @realDonaldTrump no es bienvenido a México”, dijo en Twitter, Ricardo Anaya Cortés, presidente del PAN.

En comunicado, el líder nacional del PAN reprobó que el gobierno de Peña Nieto “se preste a estrategia electoral” de Trump.

“Acción Nacional, como prácticamente todos los mexicanos, exige al Presidente Enrique Peña Nieto no minimizar los dichos de Donald Trump y exigirle una disculpa pública por sus posiciones en contra de nuestro país y de nuestra gente. Sería lamentable que este encuentro sólo sirva al magnate para intentar resucitar su campaña y ganar puntos entre el electorado estadunidense”, señaló Anaya.

Por su parte, María Alejandra Barrales Magdaleno, dirigente nacional del Partido de la Revolución Democrática (PRD), señaló que “es un desatino darle oxígeno a un personaje que está teniendo poco eco en su país. Que la nación a la que está agraviando le dé esa bocanada de oxígeno”.

Lo único que podría tener sentido, agregó Barrales, “es que se le exigiera que se retractara por sus comentarios a los mexicanos”.

Por su parte, Norma Rocío Nahle García, diputada Federal y coordinadora del grupo parlamentario del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), calificó de desacierto, de insulto y de indignante la invitación de Peña Nieto a Donald Trump.

“Tenía que haber esperado al resultado de las elecciones, el republicano es un candidato que ha insultado a los mexicanos y el gobierno comete un gran error al invitarlo. Trump es no grato y como grupo parlamentario manifestamos indignación y rechazo a que esté en el país”, dijo Nahle.

Dolores Padierna Luna, vicecoordinadora del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en el Senado de la República, consideró esta mañana que el presidente comete un grave error político al entrevistarse con el candidato republicano a la Casa Blanca, y se deja utilizar por los intereses electorales de este “mentiroso antimexicano”.

Dijo que el aspirante presidencial es una persona que ha insultado y denigrado a los mexicanos, que “ha encabezado una campaña de odio en nuestra contra y ha mentido con el propósito de dividir al pueblo estadunidense, por lo cual repudiamos su presencia” en el país.

Padierna señaló que Peña Nieto realizó el anuncio de la visita a través de un tuit y no a través de mecanismos diplomáticos.

“Esta reunión es entre dos políticos débiles e impopulares en sus respectivos países, Peña Nieto se reúne para capitalizar la demagogia de Trump que ahora quiere construirse una imagen menos xenófoba y discriminatoria”, dijo la senadora del PRD.

EX PRESIDENTES EN CONTRA DE LA VISITA DE TRUMP

Este mismo día candidato presidencial republicano Donald Trump retomó su vieja pelea con Vicente Fox Quesada. Al referirse a las críticas del exmandatario por su visita a México, Trump dijo que Fox lo había invitado a visitar el país.

“El expresidente Vicente Fox, quien está hablando contra mi visita a México, también me invitó cuando se disculpó por usar la ‘bomba F’ en mi contra”, escribió Trump en Twitter.

Por lo que la respuesta del expresidente mexicano no se hizo esperar.

“Te invité a venir y que te disculparas con todos los mexicanos. Deja de mentir. Mexico no es tuyo como para que juegues con él, demuestra algo de respeto”, escribió Fox en la red social.

“Sr. @realDonaldTrump aunque lo hayan invitado, sepa que no es bienvenido. Los mexicanos tenemos dignidad y repudiamos su discurso de odio”, escribió en Twitter, Margarita Zavala, esposa del exmandatario Felipe Calderón Hinojosa.

ARTISTAS TAMBIÉN SE PRONUNCIAN EN CONTRA

El músico estadounidense de música electrónica, Moby criticó en Facebook la visita a México de Trump: “Excuseme, porque no puedo escribir muy bien en espanol… ¿los estimados amigos mexicanos, por qué usted está invitando al Trump a su país? él le ha llamado los “violadores” y los “criminales”. #Trump no es ningún amigo de México”.

“Quedó claro que los imbéciles de copete – de cartón y algodón de azúcar respectivamente – los guía lo peor del frenesí del poder. El Horror”, tuiteó el actor Gael García Bernal sobre la reunión.

“Me parece completamente indigno y absurda la invitación de semejante payaso como @realDonaldTrump a nuestro país #parecebroma”, dijo la directora de orquesta, Alondra de la Parra.

Autor(a)

Redacción Zeta
Redacción Zeta
Carlos Álvarez Carlos Álvarez carlos A 1008 carlosalvarezacapulco@gmail.com
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas