Ni a debate llegó

FOTOS: Ramon T Blanco V.- Banderas como armas, tomates como misiles
 
Zoom Político y lunes, 25 abril, 2016 01:00 PM

(Afuera los partidos se lincharon como pandillas)

 

Sin propuestas claras, ni suficiente tiempo para darlas, los ocho aspirantes a la Presidencia Municipal de Tijuana se vieron las caras el pasado miércoles 20 de abril en lo que se anunció como el primer debate –que no llegó ni a foro– y que corrió a cuenta, por así decirlo, de los empresarios de la Canacintra, pues se vendieron boletos a 200 pesos por persona.

Horas antes de iniciar, un grupo numeroso de “brigadistas” del PAN comandados por el ex Subsecretario de Desarrollo Social del Estado, Arnulfo Guerrero y candidato a regidor en la primera posición en la planilla del PAN se instaló en las cercanías del lujoso World Trade Center, sede del encuentro, los mismos panistas identificaron a los supuestos simpatizantes aglutinados como adictos de Centros de Rehabilitación que Arnulfo Guerrero y Ricardo Magaña financiaron con apoyos gubernamentales desde la dependencia que titularon.

Posteriormente y a la llegada de la marabunta de simpatizantes del candidato tricolor, René Mendívil Acosta, comenzaron los agarrones entre ambos grupos, las manos levantadas en signo de bronca como acostumbran los cholos, y los palos de las banderas sirvieron como espadas de samuráis.

Patadas voladoras y puñetazos, incluso entre mujeres sangrando de la nariz, un cuadro tal como los que se encuentran de madrugada en cualquier burdel de la zona centro o en cualquier esquina dominada por pandillas.

Debate de CANACINTRA en WTC 27 B

El arribo de Mendívil a la entrada del edifico intensificó a las bandas y sus barrios uniformados con los colores del PRI y del PAN, en ese momento, “militantes blanquiazules” bloquearon el acceso a su vehículo; ahí vinieron varios “tomatazos” contra la unidad del priista, golpes, mentadas de madre y botellazos.

No se supo si algunos objetos que volaron e intercambiaron entre los dos bandos (algunos pegaron contra la Suburban de reciente modelo de Mendívil) fueron las tortas o las meriendas que se les dio a los –evidentemente– acarreados.

Camiones tapizados de la cara del priista, vehículos adaptados con sendos anuncios del candidato del PAN, carros de sonidos con estridentes canciones electorales, cientos de banderas, camisetas y cachuchas para todos lo alborotados. El derroche electoral a la entrada del acto no quedó en duda para nadie.

Y bueno, todo eso, aun sabiendo que hasta ese día, el Instituto Electoral del Estado no había depositado a los partidos el dinero público para sus gastos ordinarios y de campaña.

La falta de unidades de la Policía Municipal en el lugar, fue señalada por el titular del panismo en Tijuana, Felipe Luévano Ruiz, quien declaró a ZETA que los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal (SSPM) custodiaron únicamente a los miembros del PRI, demostrando parcialidad.

"el patas" entre los adictos partidarios

“el patas” entre los adictos partidarios

Asimismo, el panista criticó la falta capacidad de organización de la Cámara que preside Marcelo Hinojosa Jiménez, ya que se permitió que los tricolores violaran el acuerdo hecho previamente entre los partidos, “tomando” la entrada al World Trade Center, hecho que generó que los panistas también se acercaran al sitio, dando pie al enfrentamiento:

“Quien organiza debe poner las reglas claras y no favorecer a unos y a otros no”, agregó Luévano a este semanario justificando los actos de sus adictos partidarios.

En contraste del ajetreado exterior, el debate careció de valor para fortalecer la opinión del electorado: cuatro preguntas mal planteadas por el sector empresarial (supuestamente “hechas por expertos”, anunciaron), condujeron a respuestas igual de ineficientes, lo que aunado a la falta de tiempo –solo 75 segundos– para ofrecer planteamientos, causó que los mismos fueran incompletos.

Formaditos seis de los ocho

Formaditos seis de los ocho

Ni réplicas, ni alusiones, ni discusión alguna se dio en las dos horas del triste espectáculo. El desconocimiento de los temas por parte de los empresarios fue evidente; ejemplo de lo anterior es que, al momento de cuestionar los candidatos sobre seguridad pública, la pregunta estuvo orientada a cómo devolver la tranquilidad a los tijuanenses en tres meses; al respecto el Teniente Leyzaola, abanderado del PES, calificó de “misión imposible” abatir la criminalidad en 90 días, lo mismo hizo el ex presidente municipal (1992-1995), Héctor Osuna Jaime, del PEBC.

Más aun, Canacintra incumplió con las normas que su Consejo Directivo estableció, al no permitir espacio de réplica y contrarréplica, a pesar de que varios candidatos fueron aludidos durante los 90 minutos que duró el debate, principalmente el Teniente Coronel Julián Leyzaola Pérez, por supuestos casos de tortura durante el tiempo en que fue titular de la SSPM. La acusación fue hecha de modo indirecto por Ismael Burgueño Ruiz, abanderado de MORENA, quien dijo que para regresar la seguridad a Tijuana, “no es necesario torturar inocentes” abogando por quién sabe cuál persona. No hubo oportunidad de contestar.

Lejos de levantar simpatías, el joven y desconocido candidato de MORENA despertó la incomodidad de sus gritos al aire y de sus acusaciones a medio mundo.

Las preguntas no solo demostraron falta de bagaje, sino también escasa profundidad, destaca el primer eje tratado, la economía en la esfera municipal: “¿Cómo conseguir dinero para invertir en esta ciudad?”, después vinieron respuestas “de cajón” ya repetidas por los políticos experimentados, o hizo tambalear a los menos “calludos”, como Catalina Salas – única mujer en la contienda –candidata de Movimiento Ciudadano, u Octavio González, del Municipalista, quien, al momento de tratar la inseguridad, prometió un “Sistema Secreto Rastreable” para que los ciudadanos puedan hallar sus carros en caso de robo.

Por su parte, un acartonado Mendívil y apoyado en un acordeón que tuvo la oportunidad de leer cada pregunta, respaldó la ruta troncal y aseguró que en su Gobierno ésta tendrá continuidad; “El Patas” se manifestó a favor, revisando, primero, las condiciones en que han sido otorgadas las concesiones para su operación y su herencia. Burgueño lamentó se vulnere “el patrimonio de los trabajadores del volante”.

El contraste del "debate": el ajetreo afuera     ...y la solemnidad de los trajeados

El contraste del “debate”: el ajetreo afuera …y la solemnidad de los trajeados

Cabe resaltar que mientras Gastélum respondía –en tono casi sacerdotal– sobre cómo asegurar la transparencia y fortalecer la participación ciudadana en el combate a la corrupción, Gastón Luken, el candidato independiente, y René Mendívil, que ocupaban podios contiguos, se hablaban al oído, y sonreían. Juntos, incluso antes de subir a pódium se fotografiaron en los populares selfies.

Uno de los momentos más llamativos, fue el espacio que el Teniente Leyzaola orientó al tema de la corrupción: aseguró que si llega a la Presidencia Municipal “seguramente varios caerán en la cárcel”, se dijo “experto” en meter a la cárcel y combatir a los delincuentes, “no les recomiendo caer en mis manos, ¡cuídense ladrones!”, finalizó.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio