En julio, récord de casos COVID-19 en BC


 
Destacados viernes, 31 julio, 2020 03:42 PM

Solo el jueves 23, en Tijuana se batió el récord de contagios en un solo día, reportando 153 casos confirmados. En Mexicali, el 17 de julio se registró la mayor cifra de infecciones en ese municipio, con 175 pacientes que dieron positivo a coronavirus

 

 

 

A lo largo del mes de julio, los casos de contagio de la enfermedad  COVID-19 tuvieron un incremento del 14% en todo Baja California respecto a junio, sumando 4 mil 359 positivos nuevos y un total de 752 muertes, situándolo como el segundo mes más letal en lo que va de la pandemia.

Sin embargo, tal hecho no impidió que el gobernador Jaime Bonilla Valdez permitiera la apertura de espacios considerados no esenciales según el sistema de semaforización, como salas de cine y casinos.

Pese a que todos los días el secretario de Salud del Estado, Alonso Pérez Rico, manifiesta que en BC los contagios van disminuyendo, la realidad es que, aunque en menor medida, la cifra de personas infectadas por el virus SARS-CoV-2 no ha sido menor que en otros meses.

Solo el jueves 23 de julio, en Tijuana se batió el récord de contagios en un solo día, reportando 153 casos confirmados. En Mexicali, el día 17 de julio se registró la mayor cifra de contagios en ese municipio: 175 pacientes que dieron positivo a COVID-19.

La situación empeora cuando el mensaje por parte de Bonilla Valdez y Pérez Rico se torna incongruente, al declarar que no cambiarán la semaforización que se encuentra en Naranja después de dos meses de iniciado este sistema, aunque permitiendo la apertura de diversos espacios.

Por una parte, advierten que los contagios descenderán  hasta que “la ciudadanía así lo quiera”, pero por otro, abren a diestra y siniestra comercios que deberían estar abiertos solo en semáforo Verde, como gimnasios y centros comerciales.

 

LETALIDAD DEL 20% EN BC

Baja California ocupa el cuarto lugar en cuanto a muertes por coronavirus, con 2 mil 598 hasta la tarde del miércoles 29 de julio, por debajo de la Ciudad y Estado de México y Veracruz, pero por cerca de tres meses se mantuvo en tercer sitio con una letalidad por arriba del 20%.

El secretario de Salud, Alonso Pérez Rico, argumentó que la letalidad tan alta que se ha dado en BC se debe a que cerca del 70% de la población padece sobrepeso y obesidad, comorbilidades asociadas a la infección y posterior fallecimiento por COVID-19.

“Además hay una prevalencia del 14% de personas con diabetes, de las más altas en el país, tenemos una prevalencia del 21% de hipertensión, solo hablando de prevalencia, Cuando revisamos el porcentaje del control que tiene un hipertenso, un diabético o una persona con sobrepeso u obesidad, es de menos del 50%, y ese es un factor ineludible”, externó el galeno.

Sin embargo, a partir de que médicos del Hospital General de Tijuana denunciaron el martes 28 de julio la falta de medicamento e insumos médicos, Pérez Rico aceptó que la falta de estos suministros podría ser un factor para que algunos pacientes hubieran perdido la batalla en contra del virus.

Datos proporcionados por el Ayuntamiento de Tijuana refieren un registro de mil 086 defunciones, de las que 80 son por COVID, 155 como sospecha de COVID y 45 por neumonía atípica. En cuanto a los entierros en panteones municipales, de 205 que se dieron durante julio, 32 corresponden a personas que fallecieron víctimas de coronavirus.

 

INCREMENTA CRUZ ROJA CASOS ATENDIDOS EN EL ÚLTIMO MES

Prueba de que en Tijuana los casos no van a la baja, ni tampoco “se le ha roto la espalda a la COVID-19”, es que la Cruz Roja atendió 290 emergencias relacionadas a este padecimiento y enfermedades respiratorias en los primeros 27 días de julio, informó el coordinador de paramédicos, Juan Carlos Méndez

Esta cifra representa un aumento considerable, muy cercano a las atenciones reportadas entre abril y mayo, meses catalogados como los de mayor número de casos en Tijuana, siendo una actividad mayor a la del mes anterior.

“Hemos tenido algunos días en que ha repuntado el número de pacientes que estamos trasladando, en promedio por día, son entre cinco y diez pacientes relacionados con enfermedades respiratorias y sospechosos o diagnosticados COVID-19, algunos días suelen ser más, dos semanas atrás tuvimos un día, alrededor de 17 pacientes trasladados”, refirió el coordinador de paramédicos.

Referente a los decesos que se dan al llegar a dar atención, hasta el 27 de julio tenían registro de 28 personas que murieron momentos previos a que arribaran los paramédicos. Méndez acotó que han sido clasificados como posible COVID después que los familiares dijeron que sospechaban que estuvieran infectados por el patógeno.

 

 

 

SEMEFO SIN REALIZAR NECROPSIA A CADÁVERES CON COVID-19

Respecto a las personas que han perdido la vida dentro de sus hogares, el jefe estatal del Servicio Médico Forense, César Raúl González Vaca, explicó que los cuerpos son trasladados a Semefo, así como las personas que fallecen en hospitales y no son reconocidos. Sin embargo, por un acuerdo federal no se les realiza necropsia, manteniéndose en la misma área que los demás cadáveres.

“Las muertes por COVID se consideran muertes naturales, por enfermedad, en un inicio no tendrían por qué tener conocimiento o alguno de esos cuerpos ingresar a Semefo, porque lo que hacemos son autopsias médico-legales, de algún delito o sospechosos de criminalidad, pero hay muchos que fallecen en el traslado, vía pública o sus domicilios. Incluso en los cadáveres no reclamados en los hospitales, ahí el Ministerio Público da parte y se traslada a nuestras instalaciones. Llevamos alrededor de 60 cuerpos que han ingresado desde el inicio de la contingencia hasta el día de hoy en Tijuana, de los cuales por indicaciones y protocolos de la Secretaría de Salud, no se les realiza la necropsia”, refirió González Vaca.

Las causas de muerte se obtienen a partir de un examen médico de forma externa y, por las constancias médicas que se tengan, se concluye el motivo de muerte. El motivo para no hacer necropsia es para no exponer a sus trabajadores, de los que hasta la fecha solo dos han sido infectados  por COVID-19.

Dado que en Tijuana el problema de capacidad para resguardar cadáveres por la incidencia delictiva, se opta por dejar los cuerpos dentro de las bolsas en las que llega envalijado y se mantiene en la misma área que los otros cuerpos que ingresan, donde se resguardan por quince días para ser reclamados. De lo contrario se envía a la fosa común, como indica el protocolo.

Asimismo, el funcionario refirió que no se tienen habilitada una fosa especial para los muertos por COVID-19, pero han procurado enterrarlos en un mismo espacio para no exponer a las personas encargadas de exhumar los cuerpos, ya que hasta el momento se tiene conocimiento que el virus se mantiene en un cuerpo sin vida hasta por 48 horas dentro de los pulmones.

En Mexicali, van 90 cadáveres ingresados a Semefo y en Ensenada alrededor de 10; de los cuerpos que han sido enviados a fosa común en Tijuana van 10 y nueve en Mexicali. En el caso de Ensenada, no han enviado alguno hasta la fecha.

 

El centro de la ciudad se vio concurrido por turistas americanos y de Mexicali principalmente. Los puestos callejeros y curios fueron los lugares con mayor tránsito.

 

APERTURA DE LUGARES NO ESENCIALES EN SEMÁFORO ROJO

Aunque a mediados de julio, el subsecretario de la Secretaría de Salud federal, Hugo López- Gatell Ramírez declaró a Baja California con la capacidad de pasar a semáforo Naranja con la posibilidad de reapertura de negocios no esenciales con un aforo de hasta 30% el gobernador Jaime Bonilla Valdez simuló proteger a la población dejando el semáforo en Rojo, no obstante en la práctica, desde inicios de mes la entidad se ha manejado como si estuviera en Verde.

Según el semáforo Rojo en el que continúa BC, solo podrían estar operando sectores considerados esenciales como el área médica y farmacéutica, seguridad pública, servicios financieros, industria de alimentos, supermercados, servicios de transporte producción agrícola, pesquera y pecuaria; industria química, ferretería, construcción, minería y fabricación de equipos de transporte.

Sin embargo, desde inicios de julio la Secretaría de Salud dio el visto bueno para que la Secretaría de Economía Sustentable y Turismo, encabezada por Mario Escobedo Carignan, diera permiso a casinos, gimnasios y centros comerciales para reabrir al público. La reciente autorización antes de finalizar el mes, fue el permiso para que cines de la empresa Cinépolis volvieran a operar.

En todas las aperturas, el discurso ha sido el mismo: reaperturas a partir de una serie de protocolos a implementar, asegurando que se dan porque los indicadores van a la baja, aun cuando los contagios no han disminuido.

Baja California se mantiene en Rojo por petición del gobernador para “cuidar” de los ciudadanos, según mencionó en sus transmisiones en vivo pero, ante la apertura de espacios no esenciales, la ciudadanía ha quedado en la incertidumbre acerca de lo que sí puede o no hacer.

Comercios se reactivan

 

Desbordados los mercados sobre ruedas en semáforo Rojo en Tijuana

 

Después que los mercados sobre ruedas de “La Villa” y Mariano Matamoros registraran una gran afluencia de personas, venta de todo tipo de productos y nulas medidas de seguridad sanitaria, la jefa de la Jurisdicción Sanitaria 2, Remedios Lozada, señaló que tal vez hace falta verificar la estrategia que se está implementando a nivel municipal.

En un recorrido realizado por ZETA el 26 de julio, se pudo constatar que los mercados sobre ruedas de las colonias Francisco Villa, Mariano Matamoros y Salvatierra no contaban con tales protocolos de seguridad y lucían desbordados.

Los mercados ambulantes tenían puestos de venta de productos no esenciales, no había cerco de seguridad, los vendedores no portaban cubre bocas, guantes o careta, y en muchos puestos no había ni gel antibacterial.

Además, familias completas, incluyendo a niños, adultos mayores y personas con obesidad, visitaron los mercados sin el uso de cubre bocas, y si personal de la Jurisdicción Sanitaria 2, se los ofrecía, como sucedió en el mercado de “La Villa”, los rechazaban con molestia.

Remedios Lozada Romero, jefa de la Jurisdicción Sanitaria 2 que comprende Tijuana, Tecate y Rosarito, refirió a ZETA que no es su intención criticar el trabajo de cada dependencia, pero considera necesario revisar protocolos y actividades para reforzarlos, cambiarlos o interrumpirlos por unos más eficientes.

“Evidenciamos cómo están sucediendo las cosas para que también el Ayuntamiento tome sus acciones y medidas, y se controle este tipo de movilización”, dijo la funcionaria estatal.

 

Foto: Ramón Blanco/ Sobre ruedas en la colonia Francisco Villa

Baja California aún se encuentra en semáforo de riesgo en Rojo, por lo que la gente y los vendedores no deberían reactivarse como si ya todo hubiera pasado.

Los sobre ruedas están llenos y son pocos los puestos que cuentan con todos los lineamientos.

En el caso del mercado de la colonia Salvatierra, los puestos ya no estaban en el interior de la cancha deportiva, donde se les había asignado trabajar para mantener distancia desde el 26 de julio, sino que ya estaban por fuera; y en Mariano Matamoros Sur ya estaba tan extenso como antes de la pandemia.

Al respecto, el director de Inspección del Ayuntamiento, Adolfo García Dworak, señaló que se continúa con los operativos en los mercados, se ha multado a vendedores y decomisado mercancía, aunque en algunos solo ha sido necesaria una llamada de atención y se retiran sin necesidad de llegar a faltas administrativas.

“Algunos de ellos (comerciantes) no hicieron caso con la sana distancia, ese día (26 de julio) se hicieron entre 26 y 30 actas administrativas y embargo de mercancía por no respetar la sana distancia”, declaró a este Semanario.

El funcionario municipal comentó que son mercados grande, y deben mantener un metro y medio de distancia entre cada puesto, razón por la que se levantaron las actas administrativas. Cada domingo levantan alrededor de 700 puestos en diversos mercados, que no venden productos esenciales, en muchos de los cuales “los instructores llegan y en forma verbal les piden que se retiren, por lo que levantan sus cosas y se van; a algunos de ellos sí se les multa, pero en promedio, levantamos un domingo entre 700 y 800 puestos de productos no esenciales”, remató. Ángela Torres Lozano

 

Comentarios

comentarios

Tipo de Cambio