El CAF vs CJNG: ola de muertes en Tijuana


 
Edición Impresa lunes, 18 febrero, 2019 01:00 PM

Operador de Pablo Huerta “El Flakito”,  David López Jiménez “El Cabo 20” es señalado por las autoridades locales como uno de los principales responsables de la ola homicida en Tijuana, porque en compañía de Gustavo Ayala,  libra una lucha territorial de sangre contra Manuel Morales  “El Gallero” y Edgar Herrera “El Caimán” del CJNG. Sin embargo, sólo está siendo procesado por la posesión de una libra de metanfetamina

Las fuerzas operativas de seguridad en Tijuana identifican a David López Jiménez como uno de “los generadores de violencia”, responsable de homicidios, líder de célula de venta de droga al menudeo en la zona de mayor incidencia homicida, el circuito Sánchez Taboada-Los Pinos, pero no existe orden de aprehensión en su contra.

Fotos: Cortesía

La Policía Estatal Preventiva (PEP) lo capturó el 10 de febrero en Mexicali, pero podría ser liberado.

Fue presentado ante el Ministerio Público federal con 460 gramos de metanfetamina, cantidad que la Ley clasifica como posesión con fines de venta, y de resultar culpable implica cinco o más años de cárcel.

Sin embargo, una vez dictaminada legal la detención, su defensa solicitó la ampliación del término para presentar evidencia que descredite la captura. La intención es que López quede exonerado, y no libre bajo proceso, lo cual implicaría acudir a firmar de manera periódica y sus enemigos podrían cazarlo para asesinarlo.

De hecho, “El Cabo 20” o “El Lobo” se trasladó a Mexicali precisamente huyendo de los asesinos del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), investigadores refieren que desde octubre de 2018 lo ubicaron en la Capital del Estado, adonde habría llegado con la venia de operadores del Cártel de Sinaloa en aquella ciudad. De acuerdo a las investigaciones, mantuvo el contacto con su célula criminal vía electrónica y viajando esporádicamente a Tijuana. A pesar de intentar guardar un bajo perfil, cobró notoriedad cuando el 6 y 7 de febrero fueron colgadas unas narcomantas en diferentes puentes de Tijuana, en las que él y otros miembros de su grupo criminal, presuntamente amenazaban al Presidente Andrés Manuel López Obrador por el operativo federal de seguridad iniciado el 4 de febrero en nueve de doce zonas estratégicas de Tijuana.

El criminal respondió con otras mantas donde se deslindó y responsabilizó de la amenaza al Presidente a Edgar Alejandro Herrera Pardo “El Caimán” y a Rodolfo López Arellano “El Cabo 30”.

 

LA CAPTURA  

De acuerdo al Informe Policiaco Homologado (IPH), poco antes de las seis de la tarde del domingo 10 de febrero, elementos de la Secretaría de Defensa Nacional y agentes de la PEP va realizaban trabajo de campo en el fraccionamiento Vista Hermosa de Mexicali, sobre la calle Macristy de Hermosillo entronque con Calzada CETYS, cuando vieron a dos hombres sospechosos. Uno iba armado. Los intervinieron.

Edgar Sotelo traía fajada una pistola calibre .45, que después resultó de utilería -y por eso quedó en libertad-, pero a David López Jiménez le encontraron un paquete con 460 gramos de metanfetamina, de la cual intentó deshacerse sin éxito.

Para la audiencia de vinculación que fue pactada para el domingo 17 de febrero, la defensa del imputado pretende refutar el IPH y presentar pruebas de que fue detenido en un lugar y condiciones diferentes.

“El Lobo” tiene 30 años y antecedentes delictivos desde los 22, cuando fue detenido por robo con violencia. Con un amigo entraron a una casa a robar, traían armas punzocortantes y lesionaron a un mujer que cargaba a un bebé en brazos, sólo que en 2010 estuvo preso.

En 2014 fue detenido por robo de auto con violencia, en 2016 la Policía Municipal lo capturó por delitos contra la salud, y por lo mismo fue aprehendido por la PEP en 2017; en 2019 lo aseguraron con un arma de fuego.

OPERADOR DEL CJNG

Aunque actualmente lo ubican las autoridades con el Cártel Arellano Félix (CAF) y en relativa calma con el Cártel de Sinaloa, la situación no era igual al año pasado. A López Jiménez le dieron el apodo de “Cabo 20” cuando empezó a traficar para el CJNG,  mafia que decidió abandonar a mediados de 2018.

Sin embargo, el 8 de marzo de 2017 al ser capturado, delinquía con Jalisco y sus funciones, de acuerdo a los expedientes, incluían “el abastecimiento y cobro de puntos de venta de droga, así como de la disputa de la zona sur del municipio con otros grupos delictivos por el control de las colonias Guaycura, 3 de Octubre, Villas de Baja California y Cañón del Sainz”.

Ese día fue presentado por la posesión “… de dos envoltorios que contenían la droga conocida como heroína la cual arrojó un peso aproximado de 48 gramos”, lo acompañaba otro hombre a quien le encontraron 867 gramos de metanfetamina entre las ropas.

De acuerdo a los reportes de las áreas de inteligencia de las corporaciones locales, López operó con los representantes del CJNG bajo las órdenes de Juan José Pérez Vargas “El Piolín” desde 2015, hasta  el martes 19 de septiembre de 2017, cuando su jefe fue capturado en Guadalajara.

Se integró con los de Jalisco por invitación y

Los sucesores de “El 90”

Foto: Cortesía

Bajo las órdenes criminales de René Arzate García “La Rana”,  la célula que hasta su asesinato encabezó Alfonso Niebla “El 90” -ocurrido la mañana del 3 de febrero-, sigue operando en Ensenada.

Las cabezas criminales detectadas por las autoridades, son Ramiro Corrales Montenegro “El Cinco”, Adrián  Casas Reyes “El Ocho” o “El Mercenario”, Alexis Mendoza Guillén “El 15” y Manuel Calderón Leyva “El Plumas”.

Descritos como operadores delictivos en la calle, las corporaciones ubican a Leopoldo Lizárraga “El Puma”, Rafael Espinoza “El Sombras”, Arturo Contreras “El Chino”, Salvador Gómez “El Chavita”  y Abraham, Castaneyra “El Cochi”.

Parte de la misma célula del cártel sinaloense, pero como contacto en Rosarito, le siguen la huella a Luis Donado Zamora García El Colosio”.

De acuerdo a reportes de las áreas de inteligencia de las corporaciones de seguridad en Ensenada y en Baja California, este grupo está enfrentado desde abril de 2017 a una célula del Cártel Jalisco Nueva Generación encabezada por  Mario del Val Barocio “Cabo39”, quien también lidera una célula de narcomenudistas homicidas en Tijuana.

Esta pugna por el control de la venta de droga al menudeo en la zona urbana y suburbana, y la ruta de trasiego de grandes cantidades de enervantes del Valle de Ensenada hacia Tijuana y Estados Unidos, generó el aumento de la incidencia homicida en el municipio porteño, la cual resultó en 195 asesinatos en 2017, 253 en 2018 y 16 en enero de 2019.

Al momento de su homicidio, el expediente de  Niebla Vega indicó que había sido asegurado seis veces: en 2005 por daño en propiedad ajena, 2006 por delitos contra la salud, 2009 por posesión para comercio, 2011 por posesión de enervantes y 2013 por 113 gramos de la droga conocida como “ice”. Pero en ninguna de esas ocasiones fue procesado o apresado.

También, el Centro de Control, Comando, Comunicación y Cómputo recibió una serie de denuncias anónimas en contra de “El 90”, acusándolo de actividades de narcomenudeo en 2016, 2017 y la última en 2018.

Su mano derecha y secuaz criminal fue Adrián Casas Reyes “El Ocho”, quien actualmente controla la venta de droga y la actividad delictiva en las zonas de Valle Verde, Encinos, Laureles, Villas Residencial de El Prado y Villas de El Sol en Ensenada.

Conforme a los reportes de las autoridades, el grupo de sicarios de Sinaloa está directamente ligado con  “El Ocho”, quien controla el grupo de matones al que están integrados elementos que ya han sido investigados en expedientes de asesinatos: Joel Lobo, Rafael Espinoza, Salvador Gómez, Manuel Calderón,  Donaldo Zamora y Leopoldo Lizárraga.

En ensenada Jorge Cristian Gómez Rosales “El Pitey” tiene los contactos de la célula del Cártel Arellano Félix encabezada por Pablo Huerta “El Flakito”; Gómez ha sido amenazado por el CJNG,  sin embargo, éstos tienen acuerdo con la gente de “La Rana” y no participan en la pugna porque están muy disminuidos.

como varios hicieron, les dio información  de rutas y posicionamientos de puntos de ventas de drogas de la célula con la que previamente traficaron -esa zona estaba controlada por Sinaloa- para después ejecutarlos y quedarse con el grupo y zona de operación.

José Cristian Gómez Rosales – Adalberto Medina Navarro, “El Chore” – Saúl López Gómez Orozco

Sin embargo, el año pasado sus vendedores también fueron asesinados por integrantes del propio CJNG.

López atribuyó los asesinatos de sus operadores a Héctor Manuel Morales Guzmán “El Gallero” o “El Rooster” y su gente, quien quedó a la cabeza tras la captura de “El Piolín”, pero se desató la ola de muertes porque “El Gallero” es un sujeto sin control, ya que es adicto.

El primer antecedente público de su ruptura con el CJNG se dio a través de una narcomanta colgada el 10 de junio de 2018, donde se leía: “Esto es para ti David López Jiménez alias el 20, la Puerca o La Marrana y para ti Gustavo Germán Ayala, alias el Tavo o el Patachin, así quedarán ustedes pinches alucines al igual que todo aquel pendejo que les siga el rollo se va a morir esos son unos alucines farsantes, la empresa no tolera mugrosos x eso te expulsamos Marrana vamos por toda tu gente puerca loca. Atte. CTNG”.

El mensaje estaba atrás de dos hieleras que contenían dos cabezas de hombres.

El 8 de enero volvieron amenazas.  Esa vez colgaron la manta en el puente frente a la Comandancia de Policía Margarito Saldaña y pegaron en la tela una foto de  López  y otra de Ayala.

“David López Jiménez el 20 o la puerca alucinada éntrele a los bergasos y deje de andarla jugando al culón y osicon como siempre pinche marrana si eres más culón que nada y tu bien lo sabes yo no sé qué mentiras le echaras a tu gente perro pronto te daré de baja al igual que a tu mugrosito el felipe lavitia serelleza alias el wero o boca de bagre otro culón bueno para nada nomas pa mangerear y el joto de tu patrón GUSTAVO GERMÁN AYALA alias el tavo o patachin si son peor que las putas primero le mamás los huevos aquí a la empresa pa que no te mataran ratero, después te vas a mamar berga a los de Sinaloa pero como te cojieron y te patearon el culo vas con el flaquito a chuparle las bolas pinche marrana eres putisima y según ustedes ya hicieron su cartel “LA PODEROSA NUEVA LÍNEA” pobres tres tristes pendejos ahora se creen las chicas súper poderosas jajaja déjense de jotadas boi por todos ROKE * CUYO* DANY*CRISTO*MENO* ÁNGEL o 62* y Gerardo Carmona Nilo y todos tus putos mugrosos que berbeas aber si muchos huevos puerca alucinada aquí te sientas traidor atte. CTNG”.

Como operadores de Morales y actuales enemigos de “El Cabo 20” están identificados sus anteriores socios criminales: Edgar Alejandro Herrera Pardo “Cabo 8” o “El Caimán”, Israel Alejandro Vázquez “Cabo 50” o “El Goofy”, Rodolfo López Arellano “Cabo 20” o “El Solecito”.

Morales estuvo preso por uso de documentos falsos y fue detenido por posesión de arma. Israel Vázquez estuvo interno por robo de auto con violencia en 2010, Herrera tiene registro penitenciario por robo de auto con violencia en 2007 y posesión de arma en 2011, pero actualmente no existen cargos en su contra y las autoridades indican que están residiendo en Jalisco y “El Caimán” en Puerto Vallarta, desde donde controlan el crimen por vías electrónicas.

En el mismo Estado se presume la ubicación de López Arellano, pero en su caso sí existe una orden de aprehensión por homicidio y data de 2018.

López aseguró que “El Gallero” ya intentó matarlo y él fue quien entregó a las autoridades a “El Piolín”.

El grupo de “El Lobo”, responsabiliza a “El Goofy” de haber ordenado el asesinato de dos policías municipales el 4 de enero de 2019, quienes fueron abatidos en un restaurante de comida china en la colonia Sánchez Taboada.

LA “PODEROSA NUEVA LÍNEA”

Respecto a la “Poderosa Nueva Línea”, que de acuerdo a los narcomenudistas del CJNG detenidos, es encabezada por Gustavo Germán Ayala  “El Tavo” o “El Patachin”, Felipe Avitía “El Güero” y

David López Jiménez,  negó que existiera tal célula: “Son puras tonterías para llamar la atención”.

El 5 de enero, en un puente del Bulevar Insurgentes, delincuentes colgaron otra manta con mensaje criminal, esta vez los amenazados y exhibidos eran los de Jalisco, a quinees responsabilizaban del asesinato de los policías ocurrido un día antes:

“Esto va para la lagartija y sus desechables del CTNG* dejen de vivir de los muertos. Respeten gobierno, pueblo una su gente, lagartija o cabo 8 mata amigos y niños gallero pusiste tu hermano matas familia a tu gente. Jorge Luis Quezada veloz o la mera jerga mata policías. Cabo 13 ordenarse a lupillo matar al chava sol 30 mata mujeres cien cobra piso A???? Gufi tus plebes les pegaron a los gorras de la Sánchez. Por eso van de salida mugrosos los enseñaré a respetar ATT PODEROSA NUEVA LINEA”.

 

TRAFICANTE DEL CAF

Conforme a los reportes de las áreas de inteligencia, desde hace nueve meses, López Jiménez inició su transición al CAF bajo la órdenes de Pablo Edwin “El Flakito”, y muchos de sus vendedores (tienderos) de droga en la zona de Sánchez Taboada-Los Pinos fueron asesinados.

Está dedicado al trasiego de droga, tiene contactos en Ensenada y en Estados Unidos.

Sus socios criminales identificados además de “El Flakito” son, con mayor rango criminal, José Ángel Roque García “El Roque”, el ex policía estatal detenido con armas en 2015 Saúl Gómez y Gustavo Germán Ayala. En una segunda línea en el organigrama delictivo, aparecen Felipe Avitia Saellana. José Cristian Gómez Rosales “El Pitey, Renato Cardona, José Campos e Isaí Almonte.

Su contacto del CAF en Mexicali sólo es conocido por las autoridades  como “El Toni”.

Entrevistado, “El Lobo” aseguró que “ahorita” ya no está activo y vive del dinero que juntó, que en Tijuana no se puede “trabajar” y ahora “cualquier ‘tecato’ compra y vende libra, por eso hay tanta muerte”.

De los asesinatos, se enteró “que los que andan pegando en realidad es ‘El Max’, José Ángel Yocupicio ‘El Cabezón’, que  era de ‘La Nueva’ y se volteó”. Se salió del CJNG porque lo quisieron matar, el propio “Gallero”.

 

AUDIENCIA DE VINCULACIÓN

Pese a las capturas previas y  a la información de las áreas de inteligencia, en el expediente que armaron para consignar a López ante un juez federal, las autoridades locales sólo incluyeron la posesión con 460 gramos de metanfetamina y su captura en vía pública. No aportaron nada más.

Para desacreditar los cargos, la defensa pretende presentar elementos que les permitan probar que “El Lobo” no fue capturado en vía pública sino dentro de su casa, y que tampoco portaba la droga por la cual se le acusa.

Será en la audiencia del 17 de febrero cuando se defina si la defensa tiene pruebas que desacrediten el IPH, o si el Ministerio Público logra vincularlo a proceso.

Tras operativo, bajan homicidios en Tijuana

 Antes de la llegada de las fuerzas federales a la ciudad, el 4 de febrero, el índice de homicidios oscilaba en un promedio de 7.03 víctimas, sin embargo, tras la implementación del operativo “disuasivo y de persecución” anunciado por el Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, la cifra de muertes ronda los 5.3 crímenes al día en Tijuana.

La cantidad más alta de homicidios se registró el día 4 de febrero, con siete víctimas, y el más bajo fue el 11 de febrero, con un deceso. El resto de los días fluctuó entre los dos y seis crímenes.

“Probablemente si continúa la proyección a la baja, febrero será el mes con menos muertes en el último año y medio. Aunque esto puede variar”, aseveró a ZETA un investigador del área de Inteligencia.

Aquí una relación de los homicidios perpetrados entre el domingo 10 y el jueves 14 de febrero.

Domingo 10. En la colonia 3 de Octubre fue asesinado a tiros Jesús Ulises Salas González, de 27 años de edad. En El Pípila fue ultimada una persona no identificada. Cristian Manuel Ramírez Pérez, de 22 años, fue privado de la vida en Villa del Prado.  En el Hospital General falleció Daniel Padilla Zaragoza, de 36 años, quien previamente fue lesionado con un objeto punzocortante.  En la colonia Nuevo Milenio se localizó el cadáver decapitado de un masculino al interior de un tambo color café.

Lunes 11. En el Hospital General murió Jesús Giovani García Uribe, de 30 años, víctima de disparos de arma de fuego en la colonia Cerro Colorado.

Martes 12. Un hombre de aproximadamente 35 años, aún sin identificar, fue privado de la vida a balazos en el fraccionamiento Soler. En la escena del crimen quedó  un casquillo 45 y un vehículo Ford Figo de color rojo. Gabriel González de la Rosa, de 43 años, fue ultimado de un tiro en la región cefálica; su cadáver fue abandonado en un lote baldío de la colonia Anexa Durango, donde se halló un casquillo 9 milímetros.

Miércoles 13. José Natividad Sánchez, de 45 años, fue encontrado sin vida con diversos golpes contusos en El Tecolote. En el interior de la barbería Palacios en Hipódromo 2, una persona, hasta ahora sin identificar, fue asesinada a balazos. En un terreno baldío de la colonia Obrera tercera sección se localizó el cuerpo de un masculino, quien al parecer fue estrangulado. El cuerpo sin vida de un hombre maniatado y envuelto en una bolsa de plástico fue hallado en Anexa Buena Vista. De acuerdo a información proporcionada, fue estrangulada y tenía lesiones punzocortantes.

Jueves 14. En el interior de una maleta color café se encontró el cadáver de una mujer en Zona Norte.

Hasta el cierre de esta edición, 14 de febrero, la Procuraduría General de Justicia del Estado registró 72 homicidios dolosos cometidos en Tijuana.

“Se presume inocente, mientras no se declare su responsabilidad por la autoridad judicial. Art.13, CNPP”

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio