Policía protesta por niveles de violencia

Destacados martes, 1 noviembre, 2016 7:56 PM

Durante la noche del 31 de octubre, el Policía Municipal, Francisco Hernández, recorrió la Avenida Revolución mientras empujaba un ataúd,  que en su interior contenía  dulces y carritos de juguete – específicamente patrullas de policía- que repartió a niños tijuanenses que celebraban Halloween.

El oficial comentó a ZETA que dicha acción contó con un par de propósitos: el primero de ellos el hacer saber a los jóvenes que no todos los policías caben dentro de la idea de que son corruptos y ladrones; el segundo protestar contra el alto índice de homicidios en la ciudad.

“Llevaba mi corazón, mi espíritu, mi alma en el ataúd”, declaró, diciéndose uno de los pocos policías honestos en la ciudad, lo que lo ha llevado a ser un estorbo para algunos mandos. Agregó que los niveles de violencia que existen en la ciudad se deben a la ineptitud del gobierno, que se ve rebasado por el crimen organizado.

Hernández comentó que recientemente fue cesado de su comisión en calle y puesto a disposición de la Dirección de Policía y Transito, luego de que se quejara del Jefe de Distrito de Sánchez Taboada, Arturo Ascorve Ruvalcaba, por el maltrato y falta de respeto al dirigirse a sus subordinados.

Comentarios

Tipo de Cambio