18.6 C
Tijuana
miércoles, octubre 5, 2022
Publicidadspot_imgspot_imgspot_img

Gobierno de BC separa del cargo a funcionario que fue detenido por policías municipales

En tanto, FGE dio de baja por ausencia laboral a Octavio Andrée Espino Torres, arrestado en posesión de un cargamento de metanfetamina por autoridades estadounidenses, informó Ricardo Iván Carpio

 

El gobierno de Baja California separó del cargo a Ramón Ángel Soto Corral, adscrito como chofer en la Coordinación de Gabinete, y quien ayer fue detenido por elementos de la policía cuando presuntamente conducía una camioneta Suburban en sentido contrario sobre el bulevar Insurgentes.

“Ni es pariente, ni es compadre, ni amigo, ni nada, ya venía de una pasada administración”, respondió la gobernadora Marina del Pilar Ávila Olmeda al ser cuestionada sobre la presencia de Soto Corral en su administración, luego de que en 2010 fue detenido en Tijuana, acusado de estar relacionado con los sicarios del Cártel de Sinaloa.

La titular del Ejecutivo sostuvo que “no lo conocía”. “Fue contratado por la administración pasada. Y así como mucho personal que viene de administraciones pasadas y cuando uno entra imagínate son miles de trabajadores los que están contratados”, aseveró.

Alfredo Álvarez

Alfredo Álvarez, coordinador de Gabinete, dijo que en esa área se heredaron 125 plazas, y que a pesar de que en el expediente de Soto Corral existe una carta de no antecedentes penales se decidió separarlo del cargo por “pérdida de confianza”, para que él responda por la falta que cometió.

En la conferencia matutina de este 22 de junio de 2022, Álvarez aseguró que se estará revisando al personal de nuevo ingreso y al personal que se tiene en la plantilla, que consta de alrededor de 8 mil 500 trabajadores.

En relación a Octavio Andrée Espino Torres, hoy ex funcionario de la Fiscalía General del Estado (FGE), que fue detenido en posesión de un cargamento de metanfetamina por autoridades estadounidenses, el titular de la FGE, Ricardo Iván Carpio dijo que Espino Torres fue removido de su puesto por ausencia laboral.

Reiteró que no había ningún indicio que señalara que el ahora ex servidor público estuviera haciendo una actividad delictiva. “Causó alta hace más de 9 años en la entonces Procuraduría General de Justicia. Estuvo en diversas áreas de responsabilidad, particularmente en la de Adolescentes y en último en proyectos de soporte administrativos dentro de la Fiscalía, en apoyo en la Oficina de la Fiscalía. No había ninguna razón por la cual tuviéramos que desconfiar de su comportamiento, no se había detectado ninguna situación”.

Indicó que se ha investigado internamente en la corporación y no tenía ningún antecedente o vínculo. “no tenía esposa, hijos, intereses económicos, ni ningún patrimonio, dependía exclusivamente de su salario es lo que nosotros hemos podido tener de información”.

Carpio mostró confianza en la justicia de las autoridades americanas sobre este caso. “Seguimos con ellos en la tesitura sólida de la comunicación y la colaboración de la información que sea necesaria para este tipo de eventos”.
Ávila Olmeda dijo que si se tienen que fortalecer los exámenes de control y confianza así se hará. En tanto, todas las camionetas pertenecientes a la Fiscalía General del Estado estarían siendo pintadas de color gris para que se identifiquen.

Ricardo Carpio

En el caso de las patrullas de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana estatal traen el logo de las fuerzas estatales. “Algunas traen el logo anterior, que no hemos tenido el presupuesto suficiente, y creo que más allá de pintar una patrulla o de cambiarle el logo tenemos que brindar seguridad”, señaló la mandataria estatal.
Al respecto, el general Gilberto Landeros, titular de la SSPC, abundó que hasta la fecha la corporación tiene 36 patrullas, de las cuales 16 ya están con el nuevo balizado, y el resto con el balizado anterior. “Todas las patrullas, escoltas y otros vehículos que traen otros funcionarios están debidamente emplacadas para cualquier aclaración”.
Señaló que en la corporación se está haciendo un proceso de someterlas a una revisión mecánica, “si vale la pena se balizan, y si no se van a tener que desechar”

 

Autor(a)

Julieta Aragón
Licenciada en Comunicación Social por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) Xochimilco. Cursé la maestría de Periodismo Político en la Escuela de Periodismo Carlos Septién García y sigo en proceso de tesis. Soy reportera de ZETA desde 2017.
- Advertisement -spot_img

Puede interesarte

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

-Publicidad -spot_img

Notas recientes

Destacadas