Somos más corruptos que nunca

Foto: Internet/México, entre los países más corruptos
 
Opinionez lunes, 1 julio, 2019 12:00 PM

Desde hace varios años Transparencia Internacional mide bajo ciertos indicadores la corrupción en diferentes países del mundo. Se le conoce como Índice de Percepción de la Corrupción. Recientemente dieron a conocer los resultados del año 2018 donde México una vez presenta muy malas notas, en pocas palabras sale reprobado.

Transparencia Internacional evaluó a 180 países asignando una puntuación determinada, aquellos “muy corruptos” se les califica con “0” y los “limpios de corrupción” un valor de “100”. La media mundial en este ejercicio 2018 fue de 43 puntos lo cual es una pésima noticia para todos.

Los países que obtuvieron una calificación alta fueron: Dinamarca, Nueva Zelanda y Finlandia, mientras que los peores son: Sudán, Siria y Somalia. La región con mayor puntaje es Europa Occidental y toda la Unión Europea con 66 de calificación mientras que las más atrasadas son Asia y África con 35 y 32 puntos respectivamente.

México perdió 3 lugares en relación al año pasado para ubicarse en el lugar 138 de los 180 países evaluados con una pobre calificación de 28, muy por debajo de la media internacional.

Para darnos una idea de lo mal que estamos es que se empató apenas con países como Guinea, Irán, Papúa y Nueva Guinea. Si nos enfocamos solo en el continente americano nos ubicamos entre los 5 con más baja calificación, solo 10 puntos arriba del “sotanero” Venezuela que es el peor calificado. Dentro de los países que nos superan en nuestro propio continente están Honduras, Paraguay, Panamá y Trinidad y Tobago, solo superamos a países como Nicaragua y Haití.

Lo más valioso desde mi punto de vista es que Transparencia Internacional no solo se queda en el señalamiento sino que realiza una serie de recomendaciones.  Para nuestro país fueron las siguientes:

-Fortalecer las instituciones responsables de mantener el control y equilibrio sobre el poder político y garantizar su capacidad para operar sin intimidación.

-Frenar la impunidad al cerrar la brecha de implementación entre la legislación anticorrupción y su aplicación.

-Apoyar a las organizaciones de la sociedad civil que mejoran el compromiso político y la supervisión pública sobre el gasto gubernamental, particularmente a nivel local.

-Apoyar a los medios de comunicación libres e independientes, así como garantizar la seguridad de los periodistas y su capacidad para trabajar sin intimidación ni hostigamiento.

Este estudio aún compete a la administración de Enrique Peña Nieto pero si nos detenemos a revisar punto por punto en las recomendaciones nos daremos cuenta que es muy probable que no mejoremos en la evaluación 2019. El motivo es que la actual administración de Andrés Manuel López Obrador se ha dedicado a debilitar a todas aquellas instituciones que pueden ser un contrapeso al poder público además de retirar recursos a organizaciones de la sociedad civil que no piensan como él quiere.

El combate a la corrupción no puede ser visto como líneas discursivas huecas y frívolas, si bien nuestro actual mandatario nacional ganó grandes simpatías en campaña con un discurso frontal parece que empieza a quedarse corto. En sus conferencias mañaneras en todo momento habla de la administración pasada como un nido de corruptos pero no actúa sobre ellos. Hasta ahora el caso PEMEX es el más señalado pero no va sobre las cabezas sino solo contra los operadores.

Desafortunadamente en México la corrupción se convirtió en un tema ordinario y no parece que las cosas vayan a mejorar por dos razones: falta de voluntad política y un andamiaje legal riguroso para castigar a los responsables.

Al paso que vamos mi única esperanza es que en el 2019 o 2020 no le ganemos a Haití o Venezuela como los más corruptos.

 

Alejandro Caso Niebla es consultor en políticas públicas, comunicación y campañas; se desempeñó como vocero en la Secretaría de Hacienda y Secretaría de Desarrollo Social en el Gobierno Federal, así como Director de medios en la Presidencia de la República. También fungió como Director de Comunicación Social en el Gobierno del Estado de Baja California. @CasoAlejandro

Comentarios

comentarios

Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio