PRI alardea anticorrupción; y su líder en el Senado viaja en helicóptero a yate de su “amigo” millonario

FOTO: CUARTOSCURO.COM / internet.- Más que sospechas entre Gamboa y los negocios multimillonarios
 
Zoom Político lunes, 10 octubre, 2016 12:00 PM

El escándalo nacional fue a raíz de un video subido a la red. A cuadro se ve un helicóptero aterrizar en una isla de arenas blancas y aguas cristalinas. Gracias a quienes grabaron el aterrizaje y segundos después el despegue se pudo saber que fue en una isla del área natural protegida de Alacranes en el Estado de Yucatán.

La indignación fue por el daño ambiental y material a otras embarcaciones que pudo o que provocó el helicóptero privado de más de 3 toneladas y con capacidad para transportar 14 personas. No solo eso.

El motivo para que el helicóptero Bell 412 descendiera en el arrecife de la isla Chica –en donde está prohibido– y en donde se encuentra unas de las zonas con mayor población de corales en todo el Golfo de México fue para abandonar al legislador y coordinador del PRI en el Senado, Emilio Gamboa Patrón y a su “amigo”, el empresario Emilio Díaz Castellanos para un día de paseo en un lujoso yate.

Más allá de daño, de la prepotencia o de lo que a simple vista se puede juzgar. El acompañante de una de las cabecillas más visibles y más privilegiadas del priismo nacional lleva la sombra de ser su prestanombres y de ser uno de los hombres más ricos de Yucatán, beneficiado por las administraciones del PRI y anfitrión del propio presidente Enrique Peña Nieto.

 

La cortina

Fue la propia área de Comunicación Social del coordinador de la bancada del PRI en el Senado que confirmó que fue Emilio Gamboa Patrón quien descendió del helicóptero y subió a un yate en el Área Natural Protegida el fin de semana pasado. Aunque justificaron que el Senador “no determinó dónde despegar y dónde aterrizar”.

Pero es más escandaloso, la relación de Gamboa, también presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) con su acompañante. Además que se habla de otro funcionario de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

El empresario cercano a Gamboa tiene toda una historia de sospechas de enriquecimiento ilícito y de negocios al cobijo de los gobiernos. Es uno de los hombres más acaudalados de Yucatán (y del país), de donde es también el priista.

El mentado helicóptero con capacidad para 12 personas transportó a los "amigos"

El mentado helicóptero con capacidad para 12 personas transportó a los “amigos”

La Procuraduría Federal de Protección Ambiental (Profepa) anunció días después que inició una investigación por posibles daños en el Parque Nacional Arrecifes Alacranes. Pero una investigación al dinero del empresario y su relación con Gamboa, nada.

El empresario, la sombra de Gamboa

A finales de los noventa, los nombres y beneficiados del FOBAPROA (Fondo Bancario de Protección al Ahorro) aún eran ventilados. El gobierno de Ernesto Zedillo absorbió las deudas de los bancos privados es decir, las deudas de más de 552 mil 000 millones de pesos se convirtieron en problema público.

En el 2000, el empresario Emilio Díaz Castellanos –quien rentó el mentado helicóptero y dueño del yate–, junto con otros nombres fue revelado por la entonces senadora perredista Dolores Padierna como uno de los defraudadores de la banca mexicana, cientos de millones de pesos los hicieron pasar al Fondo público.

Díaz Castellanos en aquellos entonces simplemente dejó de pagar sus créditos millonarios que obtuvo bajo el Grupo Dicas, sin embargo, Padierna reveló en aquellos años que Díaz, “en el medio financiero y político, se comenta que es el prestanombres de Emilio Gamboa Patrón”.

Entonces, los que aparecen en el video que se publicó recientemente vestidos de blanco y una de camisa de color azul, los mismos que filmaron caminar sobre la playa del pequeño archipiélago, rumbo al lujoso yate, tienen pasado juntos.

Ya no hay duda, en medios locales de Yucatán el supuesto empresario aceptó que rentó el helicóptero en Ciudad del Carmen rumbo a Mérida: “El señor Gamboa viajó conmigo, es mi amigo, y el otro también es un amigo de Campeche”, respondió ante los medios. El acompañante precisó que el viaje fue con fines recreativos.

De quién son los negocios

Uno de los redituables mercados que controla el señor Díaz son los desarrollos inmobiliarios en Yucatán. Por ejemplo el proyecto inmobiliario Vía Montejo que tendrá una extensión de 25 hectáreas.

Para este negocio Díaz creó Grupo Inmobilia, y tendrá a decir, de su página de internet una extensión de 730 mil 000 metros cuadrados de construcción. Serán torres corporativas, hoteles, departamentos, unidades médicas, grandes áreas verdes y “un gran lago”.

¿De dónde viene la riqueza del empresario amigo? Por ejemplo, del rescate de los gobiernos priistas. Uno de ellos, el que encabezó Ivonne Ortega (2007-2012). Se trató del Aeropuerto Kaua, financiado por Díaz Castellanos y que resultó desde su creación un negocio que no dio frutos.

Pero sí sirvió para enriquecer a empresarios ligados al círculo de Gamboa y a funcionarios que participaron en su creación a decir, de la red de investigadores de Mayaleaks, que refieren que en 2008, “sin justificación financiera y como un aparente acto de favoritismo, la entonces gobernadora de Yucatán, Ivonne Ortega Pacheco, pagó más de 79 millones de recursos públicos al empresario Emilio Díaz Castellanos por el 24 por ciento de las  acciones que tenía del aeropuerto de Kaua, que entonces era un negocio quebrado, como lo sigue siendo hasta ahora”.

Una terminal aérea que se encontraba y se encuentra prácticamente en quiebra y en riesgo de perder su calidad de aeropuerto internacional. Fundada en 1999 por 3 entidades: el gobierno federal, el del Estado, entonces encabezado por la priista Dulce María Sauri Riancho.

Líder del PRI como magnate

Líder del PRI como magnate

Es decir, el aeropuerto Kaua tuvo una inversión inicial de 134 millones, divididos en los 3 inversionistas: 65.5 millones aportó el Gobierno de Carlos Salinas, 32 millones del  gobierno del Estado y 37 millones de Foster, la empresa de Díaz Castellanos. Que a los sumos se convirtieron en 79 millones que pagó el gobierno de Ivonne Ortega por sus acciones.

Como referencia, el Grupo Dicas, la otra empresa de Díaz Castellanos, fue la encargada de la “construcción del edificio de la terminal, de las pistas y de las demás instalaciones”, explica la investigación.

 

Las torres que visita Peña Nieto

Otro desarrollo inmobiliario multimillonario a nombre de Díaz Castellanos nació junto con la llegada de Enrique Peña Nieto a la Presidencia de la República en 2012.

“Country Towers es el primer desarrollo vertical que ofrece un estilo de vida único dentro de la Ciudad de Mérida. Un lujoso proyecto que fusiona el entorno familiar, deportivo, social y recreativo, que alberga dos torres de 30 pisos y 110 metros, así como un nuevo concepto de súper lujo llamado Aria, todo esto en más de 20,000 m2 de áreas verdes, lagos y jardines”, describe su página de mercadotecnia en internet.

En 2014 se inauguró uno los tres rascacielos de 30 pisos donde se invirtió mil 280 millones de pesos. En el evento estuvieron presentes el gobernador priista  del Estado Rolando Zapata Bello y el entonces alcalde de la capital, Renán Barrera Concha.

Freddy Heredia, un periodista de Mérida relató en 2013 que por aquellos días Peña Nieto aterrizó en el Country Club, propiedad de Díaz-Peña, llegó acompañado subsecretario de Gobernación y ex secretario de Gobierno del Estado de México, Luis Enrique Miranda Nava, y el vocero de la Presidencia, David López Gutiérrez.

A decir de la revelación del periodista: “en las escalinatas esperaba sonriente el líder de los senadores del PRI, Emilio Gamboa Patrón. Junto con su hijo Pablo Gamboa Miner, Emilio Díaz Castellanos, Roberto Kelleher y Emilio Loret de Mola.

Ahí pasaron la tarde-noche, jugaron golf, comieron, bebieron y Peña le deseó al hijo de Gamboa convertirse al igual que su padre en gobernador de la entidad.

En este negocio Díaz Castellanos es socio del hermano de Gamboa Patrón, Mario Gamboa Patrón, en el consejo de administración de la compañía inmobiliaria Yucatán Country Club.

 

Hasta en la sopa y el petróleo

En noviembre de 2014, el empresario inmobiliario Emilio Díaz Castellanos, anunció una sociedad con el dueño de Geo Estratos para construir en Tamaulipas el Instituto Tecnológico del Petróleo y la Energía.

Y fue la empresa Geo Estratos que ganó la mayor cantidad de contratos de la Ronda Uno para explotar campos terrestres. Los vínculos de Gamboa Patrón no pasan desapercibidos.

El líder de los Senadores priistas envió no hace mucho una carta al director de un medio yucateco donde niega lo evidente: “Le afirmó también que a lo largo de mi carrera profesional, dedicada al servicio público, jamás he realizado actividad comercial o empresarial”.

Comentarios

comentarios

Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio