El Padrino

Foto: Internet/Leonel Godoy
 
Opinionez Lunes, 7 Enero, 2019 12:00 PM

¿Hay esperanza?

También, la izquierda social tiene la palabra, o se organiza para sobrevivir y desaparece.  Cruzarse de brazos significa que la delincuencia es dueña absoluta de Baja California. Si Morena se impone personajes deformes, contrahechos sin identidad moral, ni inteligencia social y profesional cualquier esperanza de cambio sería una mentira. Necesitamos un gobierno decente y limpio de corrupción.

Si el voto ciudadano se los permite, van a tomar decisiones y a hacer lo que quieran con la aprobación de su líder Manuel Bartlett Díaz, Director General de la CFE y cercano consejero del Presidente. Y las negociaciones con grupos rancios de poder corrupto del PRIAN, el panismo y el hankismo no duermen.

AMLO desconcierta porque no se sabe qué juego sigue al disponer de estos soportes quemados en la entidad, con un discurso que los barrería de la historia si hubiese congruencia. Un corrupto no puede acabar con la corrupción e impunidad. El que roba una vez, nació para eso.

Que grave, irresponsable y descarado si este tema político toral que se apunta se hace realidad. Son licencias fugaces o engañosas de la Cuarta Transformación que aquí, sin la rectificación, sería una farsa y tragedia, una contradicción que burlaría un proyecto de Gobierno democrático, honesto, austero y eficiente.

Morena en Baja California está dominada por el círculo del ex gobernador Xicoténcatl Leyva Mortera. Hay prueba del predominio económico y de opinión pública que pretenden avasallar con un bombardeo de Voz Única, y pensamiento único, donde se socava la transparencia democrática, el pluralismo, la crítica, el debate y el diálogo razonado que forma conciencia y pensamiento crítico y abierto.

En contracorriente, la gente y los jóvenes están más informados por las revolucionarias redes sociales que hacen dudar y buscar evidencias y contrapesos de las notas de la prensa chayotera y “fifí”. Han obligado a cuestionar y corroborar información para formar opinión.

Los políticos oxidados y de viejo cuño, con la acumulación de poder económico que les dio la corrupción, se apropiaron de un gran botín de terrenos, propiedades, franquicias, concesiones y derechos, hicieron grandes negocios que les dan capacidad económica para invertir y arriesgar en la ruleta política. Apostaron al ganador y ahora cobrarán intereses y más poder. Tienen dinero de sobra para seguir comprando posiciones, candidaturas y privilegios.

Hay memoria viva de la rapiña e impunidad del viejo sistema dictatorial priista, que enmascarado en Baja California al menos está de regreso. Y son los mismos verdugos y socios, no nos engañemos.

Y mientras puedan, apoyados en la máscara del discurso del perdón, o punto final de AMLO, tema repudiado por los mexicanos de a pie, pero festejado por los ladrones en poca o gran escala del erario.

Este grupo local dueño de la franquicia, siente que tiene derecho a crecer en influencia, perpetuar su caciquismo y en continuar el petrificado verticalismo y patrimonialismo que caracteriza a partidos sin democracia real, sin voces independientes de los intereses canallas, sin autoridad social y moral. “La dictadura perfecta”.

De continuar dominando las decisiones que traicionan la idea del cambio verdadero, la conciencia e inteligencia social popular ¿qué alternativas tiene?

¿Serían capaces electoralmente perder Baja California, para dar un salto retrógrado con la congruencia de un gobierno de izquierda?

¿El súper Delegado Don Leonel Godoy estará calibrando que las bases y la ruta de cambio están marginados con el PRIAN en el timón?

Baja California no es autómata y Morena aquí se puede desinflar si lanzas cohetes tronados de oportunistas, arribistas, priistas, panistas, casados con sus ideas y programas demagogos, conservadores o reaccionarios, sin mencionar la fractura ética.

Y el problema es que aún no existe una estructura de organización de militantes de izquierda que tengan cohesión, unidad y fuerza. Hay candidatos, pero no estructura ni finanzas. Y una elección cuesta dinero y creatividad.

Si se dan las condiciones de un candidato independiente consecuente, un gobierno eficiente, profesional y honesto, que prenda con el apoyo espontáneo de los inconformes.

Alerta de corrientes locales fascistas, aquí tienen a Leyzaola y seguidores que lo ven como un héroe, aunque esté ligado a “métodos de investigación” bajo tortura, y de protección en convivencia con algunos cárteles. Más aún, personeros de grupo Caliente estarían colados en Morena con su epidemia de corrupción e impunidad, frente a la “Honestidad Valiente”.

 

M.C. Héctor Ramón González Cuéllar es Académico del Instituto Tecnológico de Tijuana.

Correo electrónico: profe.hector.itt@gmail.com

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio