Y ahora, “El Patas” nombra director a su yerno

Foto: Alan García Loza.- Alcalde
 
Cuentahiloz Lunes, 24 Diciembre, 2018 01:00 PM

¡Vaya suegro!… o ex suegro, dicen algunos. Al presidente municipal de Tijuana, Juan Manuel Gastélum se le hizo gracia nombrar al joven Gilberto Ángel Machado Regalado como nuevo director de Inspección y Verificación (mejor conocido como “Reglamentos”). “Gilbertito”, como le llaman de cariño, es un inexperimentado abogado egresado; estaba comprometido con la hija del señor presidente, una bella relación amorosa que pasó del plano privado al público cuando “El Patas” lo presentaba en campaña del 2016 como parte de su familia.

Ya estando en funciones, el alcalde empleó a su yerno como director de normatividad en la Sindicatura donde despacha Ana Marcela Guzmán, dependencia que funciona –como todos saben– cual caprichosa oficina de la presidencia. Ahí, el yerno cobró durante 2 años 53 mil pesos al mes, es decir un millón 272 mil pesos del 2016 al 2018, sin contar prestaciones y otras “ingresos”.

Sin entrar a detalles personales, el compromiso matrimonial se suspendió pero el cariño del alcalde no. Y qué mejor muestra que la otorgada el miércoles 19 de diciembre, cuando Machado Regalado tomó protesta en su nueva encomienda.

La llegada de Gilberto Ángel a “reglamentos” se dio luego que José Vicente Jiménez fuera confrontado y echado de las instalaciones por el alcalde.

Y es que según cuentan quienes laboran en esas oficinas, el fin de semana Juan Manuel Gastélum fue interceptado por un grupo de comerciantes mientras esperaba su cruce hacia Estados Unidos por el carril de pases médicos. Los comerciantes le reclamaron los cobros por parte de los inspectores, 50 dólares por cada permiso temporal, entre otras linduras que generan muchos billetes extraordinarios, dinero que no era reportado a la cabeza del gobierno, obvio.

Los informantes cuentan que el lunes a primera hora Vicente Jiménez fue confrontado por el alcalde, que le levantó la voz y le exigió cuentas, literalmente. Jiménez intentó excusarse alegando que quienes operan los permisos en la línea son el regidor Eligio Valencia y Arnulfo Guerrero, quienes en efecto presumen gran amistad y colaboración.

Jiménez declaró que nadie lo despidió, que fue él solo quien presentó su renuncia, pero no pudo detallar su salida.

Foto: Cortesía.- Vicente Jiménez / Gilberto Machado

El hoy desempleado había fungido como regidor durante más de un año cuando suplió en el cabildo al regidor del PAN Luis Torres Santillán. En diciembre de 2016, días después que inició el gobierno de “El Patas”, el regidor panista Luis Torres Santillán fue detenido en la garita de San Ysidro. La Fiscalía del Condado de San Diego presentó cargos en su contra por lavado de dinero y lo identificó como uno de los 12 integrantes de una extensa red de lavado de dinero por medio de casas de cambio en Tijuana y transferencias bancarias no reportadas ante el fisco en bancos de California.

Torres Santillán pasó Navidad y Año Nuevo tras las rejas. En los primeros días de enero logró la reducción de su fianza de 5 millones a 300 mil dólares, con lo cual llevó el proceso en su contra en libertad.

Con el abogado Anthony Colombo, quien representó antes a uno de los hermanos Arellano Félix, como su defensor, el regidor tijuanense se declaró culpable de un delito fiscal para obtener así una reducción de su sentencia a tres años en libertad condicional, así como el pago de una multa de 650 dólares y 20 días de trabajo comunitario.

Por dónde se vea, el ayuntamiento es una chulada.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio