Debate sobre el aborto


 
Ezenario BCS Martes, 13 Noviembre, 2018 01:00 PM

Aun con su complejidad, la despenalización del aborto sigue siendo un tema de trascendental importancia en todo el país. Fue en 2016, cuando en Baja California Sur el tema del aborto sobrepasó las fronteras de las costumbres y se hizo valer lo que por ley una mujer tiene derecho a decidir sobre su cuerpo.

Fernanda era una joven que bajo las necesidades económicas de su familia llegó hasta Baja California Sur a trabajar como jornalera. Por desgracia, durante su estancia en el campo agrícola, Fernanda fue acosada y abusada sexualmente por uno de sus jefes, quien la dejó embarazada.

Sin embargo, al querer interrumpir su embarazo  no le fue posible por las instancias de salud competentes del estado, por lo que tuvo que ir hasta la Ciudad de México, donde consiguió su objetivo. Sin duda, esta lección marcó un parteaguas en las mujeres sudcalifornianas, pues fue a partir del caso de Fernanda, que la Secretaría de Salud hizo valer la NOM 046 SSA2 2005. Violencia Familiar, Sexual contra las mujeres.

“Fue iniciando 2016 cuando tuvimos un caso sonado, en el cual precisamente una ciudadana tuvo que estar dando vueltas y vueltas y al final de cuentas se fue a México a interrumpir su embarazo. Eso nos hizo precisamente ponernos las pilas, su servidor ofreció en su momento unas disculpas públicas a esa mujer y desde ahí nos preparamos para respetar a niñas y mujeres su derecho, ante alguna agresión”, explicó Víctor George Flores, Secretario de Salud en Baja California Sur.

De acuerdo a datos estadísticos de la Organización de Semáforo Delictivo, durante el año 2017 se registraron por lo menos 172 violaciones en Sudcalifornia, de las cuales, solamente una mujer hizo valer su derecho a la interrupción de embarazo al percatarse de la situación, así lo dio a conocer el titular de salud.

“Aquí en el estado sólo tenemos un caso, un caso de interrupción de forma segura, hubo el caso de una mujer que haciendo valer su derecho como mujer decidió abortar de forma legal luego de haber sido violada, este caso fue registrado en 2017 y por fortuna en 2018, no tenemos ningún caso similar”, comentó George Flores.

Y aunque no se ha presentado en este año ningún caso de alguna mujer que desee interrumpir su embarazo de manera segura ante la Secretaría de Salud, el tema de las violaciones no sigue estando lejos de una realidad. Según las estadísticas, de enero a septiembre de 2018, son 116 denuncias de violaciones las que se tienen registradas.

Frente a ello, mujeres de Baja California Sur aseguran que de verse en una situación de esa magnitud, sin dudarlo ni un momento acudirían a la interrupción segura de su embarazo.

“Si fuera violada no dudaría ni un momento en abortar, si bien es una vida, será la vida de un desconocido, no la mía. No me atrevería a poner en riesgo mi salud emocional por haber sido víctima de algo en lo que yo no estuve de acuerdo. Son muchos los traumas y trastornos que un embarazo de ese tipo podría darme y no estaría dispuesta a exponerme”, comentó Laura Félix, ciudadana de la ciudad de La Paz.

Según la NOM 046 SSA2 2005, para que la interrupción pueda darse, es necesario que el embarazo sea menor a 12 semanas y que se tengan las pruebas necesarias para que se compruebe la violación.

“Basta nada más decir que la mujer fue víctima de una violación, solicitar su derecho a un aborto terapéutico, siempre y cuando se reúnan las condiciones; como tener menos de tres meses de gestación y comprobar concretamente que fue resultado de una situación así”, señaló el titular de Salud.

Por otro lado, la libre decisión de interrumpir un embarazo con causas ajenas a una violación no ha sido posible, en lo que refiere a Baja California Sur, es un tema que legisladores no tienen en la agenda, no por lo menos en la de este año.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio