Olga Gutiérrez-García, homenajeada

Foto: Enrique Mendoza Hernández
 
Cultura Lunes, 8 Octubre, 2018 12:00 PM

 

“Por su constante labor científica y poética”, la escritora y editora Olga Gutiérrez-García fue homenajeada el jueves 27 de septiembre durante la XIII edición del Festival Internacional de Poesía Caracol Tijuana, que dirige Yohanna Jaramillo.

Ante alrededor de 200 personas reunidas en la Sala Carlos Monsiváis del Centro Cultural Tijuana (CECUT), la poeta Olga Gutiérrez-García estuvo acompañada por Yohanna Jaramillo, fundadora del Festival Internacional de Poesía Caracol; así como de las escritoras Amaranta Caballero y María Elena Tejada Yeomans, quienes comentaron la obra de la homenajeada.

“La poesía de Olga me hace revivir la sensación de libertad que da el abrazar la incertidumbre. Me hace revivir la sensación de conocer por primera vez, de tocar por primera vez, lo que a veces parece lugar común en mi ejercicio científico. La poesía de Olga atrae las inquietudes científicas y las lleva a la arena de la exploración sin guía. Una exploración obligatoria en el camino de la construcción del nuevo mundo”, manifestó María Elena Tejada Yeomans.

Mientras tanto, la poeta Amaranta Caballero no dudó al advertir: “Actualmente, en el panorama de nuestro país, allende fronteras, no hay poética más interesante, más vital, más inteligente y lúdica que la escrita por Olga Gutiérrez”.

“El que Yohanna Jaramillo, una poeta a la cual admiro por su poesía, inteligencia, ideas vanguardistas y gran humanismo, haya pensado en mí para este homenaje, es como si tuviera una estrella de neutrones en mi corazón de gozo y asombro”, expresó a ZETA Olga Gutiérrez García.

“En mi vida, Amaranta ha sido de gran trascendencia, no sólo porque mi obra poética, gracias a ella se dio a conocer, sino por haberme ofrecido su amistad. Amaranta es poeta y artista gráfica, cuya obra se perpetuará para el disfrute de generaciones futuras. María Elena, sensibilidad de poeta, es la científica que alguna vez soñé ser. El estar acompañada por ellas ha sido el máximo honor recibido”, reconoció la agasajada.

 

“EN LAS MATEMÁTICAS HAY POESÍA, Y EN LA POESÍA, MATEMÁTICAS”

Olga Gutiérrez-García nació en Torreón, Coahuila, en 1951; se estableció en Baja California en 1977; luego, a principios de los 90, se mudó a Chula Vista, California. Es autora de los poemarios (bajo el pseudónimo “enriKetta luissi”): “Ostrich Sky”, “Disclosed”, “In Vitro”, “Poetica Mathematica”, “Binaria”, “IIE” y “Re-Versed” y la novela “El peso de los ovarios”; también es editora de la antología “San Diego Poetry Annual”.

En entrevista con ZETA, Olga Gutiérrez expresó que “escribo bajo enriKetta luissi, en minúsculas y la letra  k con mayúscula, la K de Kafka, autor admirado y de gran trascendencia en mi vida, pues lo descubrí a los 17 años cuando caí con tuberculosis, enfermedad que él también padeció y le costó  la vida. enriKetta es por mi abuela materna y luissi por el apellido de mi bisabuela paterna”.

En la obra de Olga Gutiérrez abunda la ciencia desde la física y las matemáticas, por eso no duda en aclarar: “En las matemáticas hay poesía, y en la poesía, matemáticas. En ellas encuentro mi centro y mi razón de existir”.

¿Qué es la poesía, o cómo concibes la poesía en convivencia con la ciencia?

“La poesía, para mí, es todo lo que se ha escrito, dicho, creído sobre ella y más, mucho más.  Para algunos Pi es tres punto catorce, para otros, tres punto catorce dieciséis, y está bien. Así, lo mismo con la poesía. Para mí la poesía es infinita, inmarcesible como el numero Pi, el misterio del siguiente dígito.

“Me gustaría que a la poesía se le diera más difusión, que se escuchara y leyera en las aulas antes de empezar la clase, en los panteones, en la radio al par que los anuncios, en las Naciones Unidas antes de iniciar sesión, en el campo, en el espacio, en los cuarteles militares, al despertarse, al irse a dormir, en misa, en los conciertos de rock, en el metro… En fin, en toda actividad humana.

“Por eso me gustaría en esta entrevista figurara este fragmento: “En la galaxia de nombre impronunciable / haremos del pan nuestro que no es pan ni nuestro / una plegaria que no será plegaria / Cada día de no–día / asignaremos abecedario sin letras / crearemos ecuaciones absurdas que tendrán sentido / por ejemplo / uno es igual a Pi /uno menos Pi es uno / uno entre uno es infinito / y serán bajo la lengua como el canto de los pájaros”.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio