Loving Pablo (Escobar, la traición)

Foto: Internet
 
Cinemazcopio Lunes, 13 Agosto, 2018 12:00 PM

Basada en las memorias de Virginia Vallejo, la periodista que sostuvo una relación con el capo de Medellín, la película del español Fernando León de Aranoa comete el error de recrear la vida del narcotraficante… otra vez.

El propósito parece ser el mismo de siempre: explotar la historia del letal criminal colombiano, pero aquí había un giro que debía aprovecharse y no se hizo del todo.

En pocas palabras, el filme hubiera tenido mejor oportunidad de ofrecer una perspectiva distinta tan solo respetando la voz de Vallejo, con la cual debían haberse narrado los hechos. Desafortunadamente ese no fue el caso, a pesar de tener en el elenco a la primera actriz Penélope Cruz y al poderoso histrión Javier Bardem.

El resultado es, de nuevo, un largometraje que cuenta cómo Escobar llegó a la cima del poder y por qué cayó, en el transcurso se expone también el narcisismo patológico del narcotraficante que se vale de contribuciones a la comunidad para alimentar su imagen entre los mismos pueblos que masacra, y manifiesta las ambiciones políticas que no descartan la Presidencia de Colombia. Nada nuevo, pues.

Para colmo, la película pretende explotar el elemento de la acción, reduciendo esta narrativa a un episodio de una serie policiaca trivial. Por eso, Cruz y Bardem no tienen mucho margen para hacer de las suyas, porque la cinta debió haber sido sobre Virginia, su relación con Pablo, las razones de su lealtad, la presión de la DEA -representada por Peter Sarsgaard como el agente Neymar- y, sobre todo, cómo va de los juegos sexuales al terror puro cuando comprende de qué está hecho Escobar.

Bardem parece escarbarle más al perfil del mafioso, explora su violencia, la transmite hasta en la mirada, mientras que Cruz busca desesperadamente escenas que pueda dominar, mismas que aprovecha bien, pero, insisto, son pocas en un largometraje que, para acabar pronto, debió ser Pablo Escobar visto a través de la mirada de Virginia Vallejo. **

Punto final.- Creo que me hubiera ido mejor con “Christopher Robin”.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio