La pasión por volar


 
Cartaz Lunes, 9 Julio, 2018 12:00 PM

Desde que el hombre observaba el majestuoso vuelo de las aves surcando los cielos, él quiso imitarlas; no fue ningún impedimento el hecho de que los seres humanos estamos fisiológicamente formados para vivir únicamente en la superficie de la tierra. Nuestra naturaleza así lo estipula.

Por fin, después de varios intentos, los estadounidenses, los hermanos Wright, lograron inventar el primer avión con motor, y ellos mismos realizaron el primer vuelo en la historia, en un aeroplano más pesado que el aire, un 17 de diciembre de 1903, en Carolina del Norte, EE.UU.

¡Un sueño largamente anhelado se había hecho realidad!

En la actualidad, imponentes aviones surcan los cielos de nuestras ciudades con gran rapidez, confort y mucha seguridad para sus viajeros, sin faltar los innumerables vuelos privados y militares.

En poco más de 100 años, los avances en la tecnología y sistemas de seguridad, aplicados en la aviación mundial, han lograda colocar al avión como un medio de transporte muy seguro, donde rara vez sucede un accidente. Si es de tu interés, puedes ver un video de la fabricación de los modernos aviones. Es increíble y maravilloso.

Mi estimado lector, quiero compartir algo de mí, contigo: me fascina mucho volar y disfruto mucho los vuelos en avión. Desde el momento en que el avión acelera los motores y empieza su carrera para despegar y su posterior ascenso, siento en mí, una grata paz interior y una indescriptible sensación de libertad. Me olvido durante todo el vuelo de las cosas pendientes o problemas por resolver, todo eso se queda allá abajo, en el suelo, y disfruto feliz el momento que estoy viviendo; no importa que haya turbulencias porque hacen que volar se haga más emocionante y porque estoy seguro de que las turbulencias no rompen los aviones.

Algo más que quiero platicarte: y qué decir de la impresionante belleza de ir volando y contemplar hermosos paisajes naturales, como una puesta del sol, un bello amanecer volando sobre las blancas nubes; un paisaje de nevadas montañas o las diferentes tonalidades del inmenso mar. Desde ahí, en lo alto, el silencio me evoca una espiritual reflexión de un Dios perfecto, bondadoso y sabio creador de la naturaleza.

Por otro lado, quizá tú sepas que los pilotos de líneas aéreas son lo mejor de lo mejor en su ramo por su excelente capacitación, aptitudes, además de ser sometidos a revisiones médicas muy rigorosas cada seis meses. Deben llevar una vida ordenada y MUY DISCIPLINADA. También los competentes y muy responsables mecánicos y técnicos de aviación en el cuidado y reparación de las aeronaves. Los controladores de tráfico aéreo siempre responsables y muy capaces en su trabajo, todos ellos contribuyen a hacer de la aviación, un medio de transporte muy seguro; fíjate bien, dije “muy seguro”, no dije totalmente seguro, porque tú sabes que ningún transporte lo es y mucho menos el terrestre.

Si eres de las personas que tienen temor a volar, es un problema que tiene solución, basta querer; si gustas asistir a una terapia de grupo, donde obtendrás excelentes resultados, puedes informarte en internet. Bien, mi querido lector, el haber sido piloto aviador por algunos años de mi vida, me ha dejado una bonita marca de por vida; es algo así como una buena adicción que no se quita con nada del mundo hasta que te mueres. Tuve emocionantes aventuras, anécdotas y vivencias muy especiales, son hoy recuerdos inolvidables. Además, ya lo volado nadie me lo quita, ja, ja, ja.

Entonces, cuando viajes en avión, deseo que disfrutes tu vuelo, feliz y relajado, y que te pongas a ver un video de catástrofes aéreas, ja, ja, ja; es broma.

P.D. Qué bien nos hace recordar las cosas bonitas de la vida.

 

Atentamente,

Eduardo A. Velarde Vázquez

Correo: [email protected]

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio