Salud en peligro por drenes y canales olvidados en Mexicali

Foto: Cristian Torres
 
Edición Impresa Lunes, 4 Junio, 2018 01:00 PM

Más de 120 kilómetros de drenes y canales cruzan por toda la ciudad, lo que pone en vulnerabilidad a la población y no existe autoridad que atienda el problema. Vecinos tiran basura, lo cual acrecienta el problema, y delincuentes los utilizan para huir o tirar cuerpos. Además, atraen plagas de mosquitos  

Todos los días, miles de mexicalenses conviven cerca de un dren de desagüe agrícola, o un de canal olvidado en la mancha urbana.

Son cientos de secciones las que se encuentran al aire libre, algunas inundadas de basura y escombro, otras aún en uso con agua de descarga agrícola que contienen pesticidas y aguas residuales. El problema de contaminación no distingue situación económica, igual está presente en la zona dorada de Mexicali, como en la periferia en Los Santorales.

La cuestión es que muchos drenes o canales abandonados se encuentran activos debido a que hay parcelas agrícolas dentro de la mancha urbana, otras tantas que ya fueron dadas de baja están en el vacío legal y la Comisión Nacional del Agua (Conagua) se deslinda del problema.

“No se puede abrir la boca porque se le llena de zancudos”, dice Rodolfo Leyva, residente de la colonia San José, al Poniente de la ciudad y vecino de un pequeño canal que se utiliza para la siembra. Aunque al momento de la visita se encontraba vacío y lleno de basura, Rodolfo afirma que cada época de cultivo lo vuelven a abrir.

A 80 metros se encuentra el verdadero problema: un dren de descarga de aguas agrícolas que atrae a una plaga de mosquitos. Leyva muestra imágenes del capacete del carro, lleno de insectos. Refiere que este año aumentaron los zancudos, que no pueden estar fuera de sus viviendas después de las seis de la tarde, incluso apagan los focos para no atraer moscos al interior. El problema, dice, alcanza hasta la colonia Colosio. Aparte, en lo que va del año se han encontrado dos ejecutados en el dren.

Otro residente de la colonia Misión Viejo afirmó que personas llegan a tirar basura al canal contiguo a su vivienda, y que cada que abren las compuertas, su patio se inunda, generando un gran problema de moscos. Además, por lo crecido de la maleza, los ladrones lo utilizan como zona de escape de policías, quienes ya no se atreven a meterse a esas zonas.

Foto: Eduardo Villa.- Fraccionamientos con alta plusvalia con el mismo problema

Del otro lado de la ciudad, en La Rioja, uno de los fraccionamientos de mayor plusvalía en la zona dorada, sufre el mismo problema. Una vecina entrevistada por ZETA, habló del problema con los mosquitos, que les impide disfrutar afuera de su vivienda, pues a pesar de contar con barda perimetral, el residencial colinda con un dren de aguas residuales.

Debido a que una vecina del exclusivo fraccionamiento trabaja en Gobierno del Estado, consiguió que personal de la Secretaría de Salud fumigara la zona, pero el problema sigue latente. Al igual que en Misión Viejo, donde se ubica el dren, el área es aprovechada por delincuentes, ahuyentando a los vecinos.

 

CONAGUA

Julio Alfonso Navarro, jefe del Distrito de Riego 014 del Río Colorado por la Conagua, indicó que en todos los distritos de riego del país que colindan con centros urbanos tienen una interface donde se está cambiando el uso de suelo de agrícola a urbano, por lo que se tienen que dictar ciertas medidas de ordenamiento territorial, sin embargo, la Comisión Nacional del Agua no tiene injerencia.

“Sí nos desquicia el crecimiento desordenado de las autorizaciones de las compras de terrenos cercanos a la ciudad para fraccionamientos, ya que descontrola el uso del manejo del agua, a veces ofrecen comprar un terreno cercano a la ciudad para poner un fraccionamiento y quedan tres o cuatro parcelas antes, entonces con el tiempo esas parcelas ya no pueden recibir el servicio de riego y las obligan a vender, pero mientras tanto, exige un desorden”, explicó.

Según Navarro, los propios habitantes utilizan esas zonas para tirar basura, llantas, refrigeradores, escombro y demás residuos, y requieren reglas de ordenamientos territoriales, de corte municipal.

“Desgraciadamente falta más coordinación interinstitucional, de nuestra parte estaríamos encantados de la vida en poder participar con los municipios en esos ordenamientos, lo más grave se torna cuando ya dentro de la ciudad quedan canales en desuso, drenes que todavía llevan escurrimientos para salir a otro punto”, anotó.

Uno de los casos de éxito fue el entubado del dren 134, el cual cruzaba la ciudad y tenía un problema latente de colapso. Corresponden al distrito de riego los canales en desuso para determinar las áreas normativas como factibles de desincorporación de los inventarios, para ponerlos a disposición de los municipios.

Actualmente los drenes funcionan como infraestructura pluvial, ya que la ciudad no cuenta con esta, pero en la mayoría de los casos, es necesario entubar esos tramos, pero no existe una dependencia de corte estatal o municipal que se encargue del tema.

El funcionario de la Conagua finalizó que la Zona Poniente es la parte con mayor cantidad de drenes y canales dentro de la mancha urbana, de ahí le sigue la Zona Sur de la ciudad; esto se debe a las características del suelo, por lo que hay más  obras en esos lugares.

 

PROBLEMA REAL DE SALUD
En la semana, el Organismo de Cuenca Península de Baja California (OCPBC) de la Conagua, advirtió a la población sobre los altos riesgos de la utilización de infraestructura del distrito de riego con fines recreativos o de tránsito vehicular.

En un comunicado, señaló que al aumentar las temperaturas en la región, es común que habitantes de Mexicali y sus alrededores acudan a bañarse en los canales del distrito de riego, lo cual constituye un problema de salud púbica debido a la presencia y proliferación de amiba de la vida libre, con consecuencias fatales para la salud.

El titular del Instituto de Servicios de Salud Pública del Estado (Isesalud), Guillermo Trejo Dozal, afirmó que estos lugares no son aptos, ya que representan un gran peligro “por todos los tipos de corrientes que hay, por lo que se recomienda a padres de familia vigilar que sus hijos no acudan por ningún motivo a refrescarse y pasar un rato agradable, ya que pueden adquirir esta amiba que ocasiona el padecimiento meningoencefalitis”.

Basura en canales

En entrevista para ZETA, Leopoldo Jiménez Sánchez, titular de la Dirección de Protección contra Riesgos Sanitarios, confirmó que son zonas donde  se desarrollan vectores como los mosquitos, aunado a que el agua en drenes no es para uso doméstico ni recreacional, por lo que la ciudadanía no debe tener contacto directo.

“Lamentablemente no hay una conciencia sobre la salud, un problema que tenemos y tuvimos, y que no queremos que vuelva a suceder aquí en Mexicali, es que personas puedan salir afectadas por la amiba de la vida libre precisamente en los canales de riego, es un espacio donde abunda este tipo de microorganismos, hace años hubo 22 fallecimientos por esta causa” dijo el especialista.

En la actualidad tienen vigilancia en albercas, balnearios e inclusive jacuzzis, para evitar casos sospechosos de la enfermedad mortal.

Para el titular del área de salud, hace falta reglamentación por parte de los municipios y el Estado, con relación al agua de los canales y drenes, ya que hay comunidades que se abastecen de este tipo de agua.

Jiménez Sánchez agregó que Baja California es la única entidad que realiza cultivos para detectar la amiba libre, además de asesorar a las comisiones de agua para mantener una alta eficiencia en la calidad del líquido.

El entrevistado dio a conocer que se tiene una estrategia “muy importante” para evitar brotes de dengue y otras enfermedades relacionadas a vectores, fumigando canales para evitar la proliferación de mosquitos, “tan hemos avanzado en ese tema de vectores que vamos a ser uno de los primeros estados libres de paludismo, no hemos tenido un caso de mosquito anopheles, ya no lo tenemos, ya lo hemos controlado; los casos que hemos tenido son exportados, pero lo que queremos es tener ningún brote”, destacó.

Mientras que Carlos Flores, del área de Servicios Públicos del Ayuntamiento de Mexicali, detalló que hay alrededor de 120 kilómetros de drenes que, por la vocación de la ciudad, eran agrícolas y actualmente muchos cumplen la función de descargas cuando llegan las lluvias.

“Hay una cultura de tirado de escombro, basura, animales muertos, nosotros entramos cuando está muy localizado cerca de una comunidad y ellos te señalan que empiezan a convertirse en un foco de contaminación” explicó, para añadir que se deben dar alternativas a la gente para depositar su basura. En el Poniente se abrió el Centro de Acopio El Paraíso, donde se reciben muebles, escombro y ramas; de igual manera se ubicó un espacio en el Centro de Transferencia para evitar que se utilicen los drenes para tirar principalmente escombro.

Para concluir, reconoció que el problema de los drenes es en toda la ciudad y la mayoría se tapan por desconocimiento de la población, bloqueando la salida del agua en temporada de precipitaciones.

Mexicali no ha tenido una crisis de recolección de basura y es de las pocas ciudades donde los recogedores pasan dos veces por semana, incluso en fraccionamientos en los cuales no se han entregado. El Ayuntamiento obliga al constructor a dar el servicio mientras se concreta esta situación, por lo que no puede ser una excusa para tirar la basura fuera de su lugar.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio