Había amenaza en contra de agente Granados, en Ensenada

Foto: Enrique Botello.- Escena de la agresión de Pablo Granados
 
Ezenario Lunes, 9 Abril, 2018 12:00 PM

Pablo Granados González, comandante de la estación Oriente, sigue grave en un hospital de Ensenada tras ser emboscado la mañana del jueves 29 de marzo de 2018, cuando salía de su vivienda, uniformado y en patrulla, de la calle Claudio Sarabia, de la colonia Benito Juárez.

Previo a la agresión, el pasado 22 de diciembre de 2017, el cadáver de un hombre fue encontrado tirado en la vía pública, desnudo y en posición de cubito dorsal, tenía huellas de que había sido estrangulado, pero en el estómago tenía clavada una cartulina con un desarmador.

“Un beso para ti Granados”, decía el mensaje impreso en la cartulina.

Tres meses después, el oficial, de 39 años de edad, fue atacado a las 6:55 horas. Vecinos aseguran que escucharon una ráfaga de disparos que los alertó de la agresión.

La patrulla tenía 15 disparos en la carrocería y el comandante presentó una lesión de bala en la cabeza.

La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) tiene en resguardo un vehículo que fue abandonado por los sicarios a unas cuadras de donde perpetraron el ataque, a mitad del arroyo Ensenada, sobre la calle Ámbar.

En lo que va de 2018 se han registrado 60 homicidios en Ensenada, de los cuales, tres policías han sido agredidos a balazos. El primero en una intervención en Camalú, cuando un hombre se infiltró en la patrulla, tomó el arma de los agentes y los atacó; el segundo se trata de dos elementos que fueron emboscados en la delegación de San Vicente y el ataque a Granados.

Comentarios

comentarios

Tipo de Cambio