Afecta narco, corredor gastronómico de Ensenada

Foto: Lorena Lamas
 
Edición Impresa Lunes, 12 Marzo, 2018 12:00 PM

De tres disparos fue ultimado un comensal en reconocido restaurante en la costera de El Sauzal, en una zona gris donde la jurisdicción de las policías Municipal y Federal está indefinida. Cámaras empresariales pugnan por una mayor seguridad y lo consideran una provocación, ya que a unos metros vive el alcalde

En cuestión de días, la familia de Juan Carlos Ibarra Beltrán, de 34 años de edad, acribillado el fin de semana dentro del restaurante Stella en el corredor gastronómico de la delegación El Sauzal en Ensenada, desmanteló un reconocido negocio de diseño de interiores y se marcha del puerto ante la inseguridad.

Uno de los temores más sentidos del sector restaurantero se cumplió el sábado 3 de marzo, cuando un sicario ingresó al establecimiento a la orilla de la carretera Tijuana-Ensenada, en el Kilómetro 103, para dirigirse hacia la víctima que se encontraba con su familia.

En lo que va del año se han registrado 45 asesinatos en Ensenada y se han localizado por lo menos cuatro osamentas en los valles de San Quintín, Ojos Negros y De la Trinidad, solo hay un detenido por los crímenes.

El sábado anterior, los comensales de Stella vivieron momentos dramáticos. Uno de los testigos describió que algunos se tiraron al suelo y otros no alcanzaron. Todos gritaban.  Vieron “una sombra negra” que se retiró del restaurante y afuera lo esperaba un vehículo.

La procuradora estatal Perla del Socorro Ibarra de Leyva se limitó a informar a la prensa que tienen el vehículo en que los sospechosos probablemente huyeron, además, revisan las cámaras de seguridad del negocio y las de otros a lo largo del corredor, que podrán aportar elementos que lleven a la detención de los responsables.

Sin embargo, en reunión de seguridad, la versión fue que Juan Carlos Ibarra Beltrán era una persona con “dudosa reputación y el ataque estaba dirigido a él personalmente”, reiterando que el 80 por ciento de los homicidios que se registran en Baja California están relacionados con el narcotráfico.

El cuerpo de Ibarra Beltrán, quien era padre de familia y estaba casado con una sobresaliente diseñadora de interiores en Ensenada, fue velado dos días después, la sala lucía vacía.

En información e imagen proporcionada a ZETA, se detalló que la víctima había sido intervenida por policías cinco días antes de ser atacado. Fotografía en poder de este Semanario se puede ver a Ibarra Beltrán siendo intervenido en un fraccionamiento, al parecer por parte de elementos de la Policía Estatal Preventiva (PEP). Se encuentra de pie, sobre la entrada de una vivienda y alrededor policías armados.

En respuesta, Gerardo Sosa Olachea, titular de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado (SSPE), informó que efectivamente hay registros de una intervención, pero se trató de un filtro de seguridad por el que el hombre pasó en el mes de septiembre.

Sobre la fotografía, aseguró no fueron agentes de la PEP “los que fueron a su casa (de Ibarra Beltrán), no existe registro”.

Tres días después del asesinato,  mandos policiacos, militares y de procuración de justicia se reunieron en Ensenada para establecer estrategias de seguridad en conjunto con organismos empresariales. Entre otras cosas, hicieron compromisos de inversiones conjuntas para la adquisición de cámaras de video vigilancia.

 

DESAFÍO A LA AUTORIDAD

La noche del 3 de marzo, cuando se escucharon las detonaciones de arma de fuego, los clientes de Stella y de otro restaurante contiguo corrieron hacia la residencia del presidente municipal, Marco Novelo Osuna -.localizada a 50 metros del establecimiento comercial-. Tocaron la puerta y con gritos le exigieron dar la cara ante la evidente inseguridad.

Los escoltas que en ese momento se encontraban en la vivienda salieron para calmar los ánimos de los molestos ciudadanos.

En una descripción de la zona, el corredor gastronómico de la delegación de El Sauzal es, en sí mismo, el lugar un alta plusvalía y por excelencia se dan cita personalidades de la ciudad en las cervecerías, restaurantes, lujosos hoteles y desarrollos inmobiliarios.

Es una zona exclusiva frente al mar, donde pocos tienen acceso a los menús que se ofertan.

Los dos importantes desarrollos que se construyen en esa vía son la torre de condominios Viento y el hotel Lucerna, que por años han promovido empresarios del sector.

 

EMPRESARIOS BUSCAN BLINDAR LA CIUDAD 

El miércoles 7 de marzo, 15 consejeros del centro empresarial se reunieron en el restaurante Stella, en una urgente necesidad de cerrarle la puerta al crimen organizado.

“Definitivamente seguimos en la postura de que las autoridades deben tomar cartas que nos aseguren que el medio ambiente seguirá siendo de tranquilidad”, externó el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en Ensenada,  Marco Navarro Steck.

Describió la reunión sostenida con mandos policiacos y procuración de justicia como “buena”, en la que hubo muestras “proactivas” en el blindaje de la ciudad, pero hay que hacer reformas al sistema de vigilancia.

Cuestionado respecto a si los empresarios deben estar más preocupados por cuidar de la seguridad interna o hacer prósperos sus negocios, respondió: “Poco a poco hemos tomado conciencia de que hay que invertir en nuestras empresas”.

Incluso están colaborando con el Gobierno del Estado en la compra de un servidor que va a enlazar las cámaras de la ciudad entre el C4 y las de Seguridad Pública Municipal.

 

MOMENTO DE SUMAR, NO RESTAR: CANIRAC

A nivel local, el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), Carlos García Travesí, se abstuvo de emitir un posicionamiento con el argumento de que afecta la percepción.

Por otro lado, empresarios que operan en el mismo corredor prefirieron guardar silencio cuando ZETA solicitó un mensaje de solidaridad hacia sus homólogos restauranteros. Hubo total indiferencia entre los locales.

El presidente de la Canirac en Baja California, José Estrada, condenó los hechos violentos y  señaló al sector ensenadenses que el tema de la inseguridad no se puede tapar con un dedo, menos cuando es algo inédito.

El hecho de que ingresen a un restaurante para ir por una víctima “nos lleva a otro nivel de preocupación en ese municipio, donde hay un auge inigualable en los negocios del Valle de Guadalupe, importante producción de  cerveza artesanal, vino y otros productos locales. Por parte de la cámara siempre hemos estado y vamos a estar abiertos a colaborar con las autoridades en muchos sentidos, desde la comunicación y ver de qué forma podemos conjuntar estrategias”, indicó.

Sobre cómo han superado los momentos en crisis en atentados en Tijuana, Estrada mencionó que raíz de los asesinatos han surgido importantes programas como el Botón de Emergencia, el proyecto de video vigilancia colaborativo y las cámaras de vigilancia que se conectan al C2.

Asimismo, consideró el corredor de El Sauzal como un importante detonador de turismo en Ensenada, y que debe existir una coordinación, ya que el turismo extranjero ingresa por Tijuana y baja hacia el puerto.

Importantes empresas como Cervecería Wendlandt, Stella, Agua Mala, Transpeninsular y Sano´s, son negocios sumamente importantes para el sector porque  llevan implícito el tema gastronómico.

“Tenemos que insistir con el Ayuntamiento de Ensenada,  Estado y Federación, que haya más vigilancia, que sea permanente y que se le clasifique como una zona turística”, exclamó.

El sector, dijo, está interesado en trabajar en conjunto y generar una oferta  turística como prestadores independientes, es decir, sean o no  afiliados a Canirac.

“Debemos ver la unión y fortaleza en tiempos de crisis de seguridad pública, es cuestión de integración, porque si sucedió en Stella, puede suceder en cualquier otro”, alertó.

 

TEMEN MÁS PRESENCIA DEL NARCO EN RESTAURANTES

Un empresario que tiene su negocio muy cerca del restaurante atacado, y que pidió anonimato, condenó el hecho, al tiempo que, opinó, se trató de un suceso donde están involucrados narcotraficantes, y contra eso, nada pueden hacer.

La única pregunta que como empresario lanzaría a las autoridades, es saber qué se hará para detener que más personas se involucren en los cárteles de la droga.

A su decir,  hay mucho trabajo en los negocios, pero quienes dejan las cárceles no están preparados o calificados para tomar una responsabilidad laboral.

 

RESTAURANTE ENFRENTÓ LA CRISIS

La familia Ampudia son reconocidos empresarios y comerciantes en el sector turístico, restaurantero y textil.

Por su experiencia en el sector decidieron no esconder lo sucedido y reactivar operaciones horas después que el servicio de Periciales de Procuraduría General de Justicia del Estado terminó con las investigaciones del crimen de Juan Carlos Ibarra Beltrán.

Expresaron su sentir por el atentado: “Más que nunca hoy necesitamos de su patrocinio para demostrar a nuestros clientes que seguimos de pie y más fuertes que nunca. Les reiteramos que como siempre estamos a sus órdenes en Restaurant Stella Ensenada, brindándoles como siempre la calidez en el servicio y la calidad en nuestros productos que nos caracteriza. Estos sucesos dejan en claro que nadie es ajeno a los mismos, a cualquier negocio le puede suceder”.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio