Harvey Weinstein fue “mi monstruo”, escribió Salma Hayek en el NYT


 
Espectáculoz Miércoles, 13 Diciembre, 2017 12:11 PM

La actriz mexicana Salma Hayek Jiménez publicó este miércoles una columna en el diario estadounidense The New York Times, en la que acusa al productor de cine, Harvey Weinstein, de acoso sexual y que durante años “fue su monstruo”.

“Era un cinéfilo apasionado, tomador de riesgos, un mecenas del talento en el cine, un padre amoroso y un monstruo. Durante años, él fue mi monstruo”, escribió Hayek Jiménez, también directora y productora de cine.

La esposa del empresario François-Henri Pinault -dueño de un conglomerado de marcas como Gucci, Yves Saint Laurent y la casa de subastas Christie’s-, afirmó que hace 14 años recibió el apoyo de Weinstein para trabajar en Hollywood, pero que nunca sospechó que tendría que negarse ante varias propuestas sexuales del productor.

“Tuve que aceptar que mi historia, pese a lo importante que era para mí, no era más que una gota en un océano de tristeza y confusión”, abundó Hayek, origanaria de Coatzacoalcos, Veracruz, ubicada en el tercer sitio del listado de Las 100 mujeres más poderosas de México del 2017, realizado por la revista Forbes.

“No a abrirle la puerta a cualquier hora de la noche, hotel tras hotel, localización tras localización, donde aparecía de forma inesperada, incluyendo un lugar donde estaba haciendo una película en la que ni siquiera estaba involucrado”, escribió la actriz mexicana en un listado de negativas que tuvo que decirle al dueño de Miramax.

“No a ducharme con él. No a que me pudiera ver mientras me duchaba. No a que me diera un masaje. No a que dejara que un amigo suyo desnudo me diera un masaje. No a que me practicara sexo oral. No a que me desnudara delante de otra mujer. No, no, no, no…”, abundó la actriz, una de las tres latinoamericanas en haber sido nominadas como mejor actriz al premio Óscar.

Hayek Jiménez dijo que no a todo eso, pero no al final tuvo que acceder a hacer una escena de sexo, con desnudos explícitos, junto a Ashley Judd, en la película ‘Frida’, la que iba a significar su consolidación como actriz de primera en Hollywood.

La mexicana de 51 años de edad, aseveró que creyó de inicio que Weinstein era un gran talento en la industria y un hombre de familia que se fijó en ella por su talento, sin embargo, después descubrió que esto no era así.

“Sabiendo ahora lo que sé, me pregunto si mi relación de amistad con Quentin Tarantino y George Clooney fue la que me salvó de ser violada”, se cuestionó la actriz mexicana que se suma a una lista donde ya figuran otras 83 mujeres que han denunciado los abusos sexuales de Weinstein.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio