Las bases de Álvarez Juan

Foto: Archivo
 
Dichoz y Hechoz Lunes, 28 Marzo, 2016 12:00 PM

Aunque fue hasta el martes 22 de marzo cuando Alfonso Álvarez Juan tomó posesión como secretario de Desarrollo Social del Estado, luego que el gobernador vía Loreto Quintero le solicitara la renuncia al cargo a Ricardo Magaña Mosqueda, el tecatense ya sabía que entraría al primer círculo del Gobierno del Estado. Por eso en los últimos días que estuvo al frente de la Comisión Estatal de Servicios Públicos de Tijuana, se dedicó a borrar huellas y a otorgar bases laborales a empleados de confianza que llegaron con él cuando en 2013 tomó posesión del cargo. Casi 60 bases -o más, aseguran algunos dentro de la CESPT- concedió Álvarez en complicidad con sindicatos y gobierno central. Entre los beneficiados con un sueldo base de por vida -incluso de aviadores o comisiones- se encuentran personas del área de compras, de recursos humanos, de construcción, asistentes y hasta secretarias, al modo, muchas jovencitas. El problema lo tienen los trabajadores que, desde sexenios atrás laborando en la CESPT, no han obtenido una base, por no ser amigos, recomendados, cuates o favoritos del director en turno. Las bases que otorgó Álvarez Juan se pondrán a revisión en los siguientes días, y de igual manera, una auditoría no estaría de más. ¿No?

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio