Enfoques desatinados


 
Cartaz Lunes, 21 Marzo, 2016 12:00 PM

La migración nunca ha sido el problema, sino, condición humana que nos ha llevado al desarrollo que hoy experimentamos.

Mucho se habla de la situación de los inmigrantes en Estados Unidos. De hecho en cuanto al tema de migración, es el país que tiene los reflectores a nivel mundial puestos en el tratamiento que éste le da a los inmigrantes que llegan a ese país en busca de una aventura que mejore su calidad de vida, pues en su mayoría emprenden el camino como una huida a la violencia, pobreza y demás precariedades que sufren en sus países, que los lleva a tomar el riesgo de acabar con lo poco que les queda –a veces solo la vida– a cambio de materializar una ilusión que muy pocas veces logran aterrizar en la realidad. Pues no es su destino (Estados Unidos), en donde tienen que atravesar por las más sinuosas y devastadoras violaciones a sus derechos humanos, sino en el camino a través de países como Nicaragua, Honduras, Guatemala y México por mencionar algunos, representados por gobiernos que se dan golpes de pecho frente a los Estados Unidos y presumen al mundo, exigiendo mejores políticas migratorias para sus conciudadanos, cuando son ellos en el camino los primeros en avasallar la dignidad humana de los que migran buscando trabajo, buscando una mejor oportunidad de vida: encontrándose en cambio, con políticas migratorias para regularización impuestas por gobiernos como el mexicano, cuyo objetivo pareciese que es nomás taparle el ojo al macho, pues en ellas se prevé burocracia excesiva. Y para quienes logran vencerla, un costo exorbitante que muchos, aun siendo nacionales de este país, no pudieran sufragar y quienes pretenden exenciones o condonaciones como las previstas en la Ley Federal de Derechos tienen que volver al mismo camino largo de la burocracia para hacerlas efectivas. Pero esto solo si saben que existe posibilidad de condonación porque la mayoría de ellos lo desconocen y cuando atemorizados llegan a preguntar a los centros de regularización por alternativas, les mal informan diciéndoles que no son posibles (como me toco constatar con un caso en el Departamento de Regularización Migratoria en Mexicali).

Lo que me lleva a preguntarme si se debe a que los que están al frente de dichos módulos desconocen dichas condonaciones o si de forma dolosa (sabe con qué fines) privan de esa información a los que se enfrentan a la precariedad económica, propia en muchos casos por su estatus irregular que no les permite acceder a un trabajo estable, sea lo uno u otro, es condenable, al igual que la principal fuente de la migración que está en la corrupción e ineficacia de los gobiernos que llevan al incumplimiento del mandato primero del Estado: el desarrollo social y en su lugar incentivando violencia, pobreza y demás precariedades, que lleva a que sus conciudadanos huyan de sus propias naciones. Es en ese punto donde debiéramos enfocar nuestros reflectores buscando la causa que da origen y contribuyendo a erradicarla.

Soslayo: Al menos que se trate de Cuba, en donde el origen de la emigración está en la falta de tolerancia que lleva a la represión del sistema político de ese país, por parte de los Estado Unidos.

José Antonio Domínguez Almendárez

Tijuana, B. C.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio