En las buenas… ¿y en las malas?


 
Dichoz y Hechoz Lunes, 6 Abril, 2015 08:00 PM

Carlo Bonfante Olache, todavía secretario de Desarrollo Económico del Gobierno del Estado de Baja California, anda ocupadísimo pero no en encomiendas de su sector, el cual, valga decirlo, no la ha pasado fácil, sino en hablar a quién debe y a quién no, para deslindarse de su otrora socio, amigo y compañero de gabinete, Raúl Trejo Dozal. Como es público y está asentado en documentos del Ministerio Público Federal, Bonfante fue miembro del Consejo de Latino Servicios de Salud y/o Latino Health Care, empresa constituida en 2007 e investigada por delitos fiscales por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, desde la cual facturaron 4 millones 679 mil pesos por concepto de “atención médica”. Por alguna razón, Carlo Bonfante salió de la compañía antes que Dozal, a quien en 2014 le giraron orden de aprehensión federal junto a dos de sus socios. Los apellidos Bonfante y Dozal, pues, no solo están asociados al gabinete de Francisco Vega de Lamadrid, sino a una empresa que, para la SHCP, incumplió la Ley General de Instituciones y Sociedades Mutualistas de Seguros, durante el tiempo en que Bonfante fue consejero como cuando dejó de serlo. Pero este es un hecho que, evidentemente, el secretario de Desarrollo Económico quiere borrar de su hoja curricular, y de su compendio profesional en medios electrónicos, digitales e impresos. Por eso Carlo Bonfante Olache insiste en desligarse de Trejo. Solo falta que incluya un recurso para que su nombre sea borrado del expediente de los documentos de Latino Servicios de Salud, de los registros contables (y sonantes), y de la amistad y sociedad que algún día llevó con el ex secretario general de Gobierno. Porque de que fue parte de la empresa, lo fue. Y eso lo liga al caso. Ahora sí que con esos amigos…

Comentarios

comentarios

Tipo de Cambio