Don Roberto Carlos Braga0


 
Lunes, 23 Febrero, 2015 04:00 PM

Fue muy especial su visita a la ciudad de Tijuana, sobre todo para los miembros de mi generación, que apenas a mediados de los años setenta nos adentrábamos en la etapa del romanticismo. Imposible precisar la fecha cuando sucedió, aunque algunos de mis compañeros más cercanos empezaban a “noviar”, solo recuerdo que fuimos varios de los solteros en “bola” al antiguo y dolorosamente desaparecido “Toreo de Tijuana” a escuchar a nuestro ídolo Don Roberto Carlos.  Acudimos;  “El Tito” Quijano, “El Güero” Ayala y el escribiente, entre varios amigos más, a lo que sería a la postre, una serie de conciertos que se convirtieron en inolvidables, para un chamaco de mi edad –13 o 14 años– cuando pudimos escuchar a los grandes de la época, como Julio Iglesias y Raphael, de la madre patria; pero por alguna razón muy particular al brasileño Carlos, lo sentíamos más nuestro, supongo, por considerar que venía del mismo continente, pero sobre todo por la claridad, dulzura, melancolía y mesura cuando le cantaba al amor, a la vida, a la tierra y a la religión.  Su suave, armoniosa y contagiosa voz parecía recitar las estrofas musicales, que le daban una connotación muy especial, donde destacaba su acento de origen sitiado en el idioma portugués, que al interpretar en castellano, las melodías se entonaban con mayor ritmo, cadencia y sentimentalismo.  A punto de cumplir 75 años de vida, el próximo 19 de abril del ya cercano 2016, descubierto en su tierna juventud en el lejano año de 1958, con una mágica trayectoria que abarca casi 6 décadas de inagotable creatividad, ve la primera luz en Cachoeiro de Itapemirin, en la Provincia del Espíritu Santo en su adorado Brasil. Don Roberto le ha regalado al firmamento musical infinidad de canciones que se han convertido en clásicos como “Un millón de amigos”, “Amada Amante”, “Un gato en la obscuridad”, “Cóncavo y convexo”, “La Montaña”, “Si el amor se va”, “Progreso”, “Jesús Cristo”, “Amantes a la antigua”, ”Amigo”, que se convirtió en un himno permanente de homenaje al Papa, “Lady Laura”, dedicada ferverosa y entrañablemente a su madre desaparecida, y mi favorita “Detalles”, solo para citar una docena de las centenares de inspiradoras creaciones con las que ha motivado y apasionado a todas las enamoradas parejas a lo largo y ancho del planeta.  Con el álbum entregado apenas el año pasado 40 Anhos  (años en portugués) sobrepasó la gigantesca producción de 100 discos grabados, lo que en sí mismo es todo un récord, que se suma a otras magníficas estadísticas que son prácticamente imposibles de emular como las ventas de 120 millones de copias, la claridad, sonoridad y amplitud de su extensa orquesta que en ciertos tiempos supera las 3 docenas de genios musicales de todas las especialidades y que en alguna ocasión le facilitó al inmortal Don Frank Sinatra, quien elegante confesó que jamás había cantado con un grupo igual en calidad, armonía y capacidad.  Su vida íntima ha sido realmente dramática, con tan solo 6 años de edad en la celebración del Santo Patrono de su pueblo fue atropellado por una locomotora de vapor, sufriendo la amputación de la pierna derecha, debajo de la rodilla, siendo obligado desde entonces a utilizar una prótesis, que sin embargo, le ha acercado sensiblemente a todos los seres humanos que han sido afectados de esta manera, solidarizándose permanente y económicamente con ellos, además de soportar la pérdida de 3 de sus parejas por enfermedades terminales, a lo que con gran esfuerzo de superación personal se ha levantado, para seguir entregándonos su enorme bonhomía y creatividad a través de la música.  El pasado fin de semana escuché emocionado con mi amada hermosa, uno de sus más recientes conciertos y pude apreciar que con los años, Don Roberto Carlos, sigue tan conmovedor, vigente y excelso como cuando lo vi por primera vez; rogando para que la generosidad del creador, nos permita disfrutarlo nuevamente. Hasta siempre, buen fin.   Carlos Mora Álvarez, es orgullosamente tijuanense. Ha sido servidor público y dirigente empresarial. Actualmente es Presidente Ejecutivo del Consejo Estatal de Atención al Migrante. Comentarios y sugerencias: carlos.mora.alvarez@gmail.com

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio