PJBC debe garantizar que el divorcio sea entre esposos y no entre hijos


 
Noticias del día Miércoles, 28 Enero, 2015 01:26 AM

La diputada Laura Torres Ramírez exhortó al Poder Judicial de Baja California para que se informe acerca de las funciones del “Centro de Convivencia Familiar Supervisada”, con sede en Mexicali. La intención de este Centro, debe ser el de reparar y fortalecer las relaciones entre hijos y padres en proceso de separación o divorcio. El “Centro de Convivencia Familiar Supervisada” fue creado a partir de un decreto publicado en 2013 con el objetivo de promocionar y difundir una sana convivencia entre tutores y menores en proceso de separación familiar.  Sin embargo, la legisladora consideró que sus funciones no han sido transparentadas, por lo que solicitó al titular del Poder Judicial de Baja California, Marco Antonio López Magaña, informe al Congreso de las disposiciones adoptadas para el inicio de operaciones de las Unidades de Apoyo en los Municipios del Estado.  Las Unidades de Apoyo en los Municipios del Estado, permitirían que los niños y jóvenes de todo Baja California, tengan acceso a un espacio seguro y sano de convivencia. Las fechas de apertura ya fueron determinadas por el Pleno del Consejo de la Judicatura Estatal, por lo que Torres Ramírez solicitó información adicional para saber los mecanismos bajo los cuales operarán.  “Es necesario establecer las bases de funcionamiento de este aparato para que cumplan con su objetivo y así los menores atraviesen de manera menos traumática, el proceso de separación”, expresó la diputada Laura Torres.  Además, expuso que en Baja California existe un alto índice de controversias del orden familiar como los divorcios, situación en la que los derechos de los hijos sufren violaciones o bien, las obligaciones de los padres no quedan establecidas.  La diputada lamentó que este contexto genere un rompimiento en la convivencia entre padres e hijos, ya que algunos padres o madres, prohíben a sus parejas, el acercamiento a los menores.  “Nos enfrentamos ante un fuerte impacto psicológico para los hijos, como gobierno debemos garantizar que sean respetados los derechos de los menores a ver, convivir y crecer junto a sus padres”, dijo.  De ahí la importancia de que el “Centro de Convivencia Familiar Supervisada” represente la oportunidad para que los menores puedan mantener lazos cercanos con sus padres.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio