Cinco ex policías vinculados al CAF podrían ser indemnizados


 
Ezenario Lunes, 8 Septiembre, 2014 07:00 PM

En relación a la liberación de los ex policías Javier Márquez, Sergio Campos, Galo Carrillo Vázquez, José Luis Ramírez, Mario Estrella, Juan García y Pedro Arce el 1 de septiembre de 2014, quienes fueron aprehendidos en 2008 por estar vinculados con el Cártel Arellano Félix (CAF), otro grupo de ex agentes busca ser indemnizado por la ciudad. Según información obtenida por ZETA,  cinco ex elementos municipales han solicitado amparos contra las acciones de la Sindicatura Procuradora de Tijuana por su destitución. Se trata de Rigoberto Rodríguez, Jorge Becerra Topete, Luis Sedano Morales, Mario So Apodaca y Moisés Díaz Neri. Aunque no es posible su reincorporación, tendrían derecho a la indemnización correspondiente contemplada para esta gestión, según Alejandro Lares, secretario de Seguridad Pública Municipal. “Se les va a indemnizar, se les tiene que pagar todo lo que se les debe, totalmente de acuerdo, y si no existe el monto económico suficiente, pues hacer convenios e ir pagando poco a poco”, apuntó. La nulidad de las declaraciones de los llamados testigos protegidos que identificaron a medio centenar de policías municipales con el CAF, es la base para que éstos, poco a poco, vayan obteniendo su libertad. Así lo explicó el abogado penalista Rafael Flores Esquerro, quien defendió a 26 de los policías señalados por tener nexos con el crimen organizado. Los uniformados que representó fueron detenidos en 2009 -meses después del arraigo de otro número similar en octubre de 2008- y liberados en 2010, tras ser procesados en Matamoros, Tamaulipas, y encerrados en el penal de alta seguridad de Perote, Veracruz. “Tuvimos que batallar, sobre todo porque ya había antecedentes que relacionaban a otro grupo de policías que se habían llevado y procesaron en Tepic, Nayarit”, comenta en relación al grupo de ex policías que llegó a Tijuana el 2 de septiembre de 2014. El abogado relata un episodio del proceso penal, que califica como clave para entender las inconsistencias de la figura del testigo protegido, implementada por el ex Presidente Felipe Calderón. “En una diligencia les pregunto: 'ya que dice pertenecer a cárteles, y que dice haber conocido y haber identificado a las personas como miembros de la delincuencia organizada, hágame el favor de decirme la media filiación de los 26 policías'. Y la contestación inolvidable fue: 'Ay licenciado, no me chingue, cómo quiere que le dé la media filiación si no los conozco'”. Así, dice, empezó la libertad de sus clientes, y se construyó el camino para los liberados de Nayarit, después de estar casi seis años presos. En opinión de Flores Esquerro, es importante destacar que la Procuraduría General de la República (PGR) ha prescindido del valor jurídico de los testigos protegidos a partir de la llegada de Enrique Peña Nieto a la Presidencia de México. Sin embargo, aunque los policías fuesen exonerados, constitucionalmente no podrían regresar a ninguna corporación policiaca, como lo especifica el Artículo 123 de la Carta Magna. “Es importante señalar que los policías que yo defendí, pues unos trabajan sacando borrachos, otros venden tacos y otros de taxistas, porque no pueden incorporarse al servicio y vocación de ser policías”, puntualizó el penalista. De acuerdo a la SSPM, de los policías liberados, todos han buscado lugar en la corporación, sin éxito. 

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio